mover

mover

viernes, 6 de febrero de 2009

Para mi Mamá

Má, mañana se cumplen 11 años. Te extrañamos. Sé que siempre estás con nosotros. Como mañana voy a la marcha, te dejo esta flor para que la encuentres temprano, junto con un beso de tus hijos y nietos. A mi pá le toca en Junio, pero de todos modos coléalo con un beso para él también de nuestra parte.

Confío más... en quien confió...


Por: Magda Mascioli G. - No creo que vayamos a salir de este régimen todavía porque no hemos aprendido la lección. No hemos aprendido a salir de nuestros intereses personales, para ver más allá; no hemos aprendido a asumir nuestra responsabilidad como ciudadanos; no hemos aprendido a cumplir con las normas y, lo que es peor, no estamos dispuestos a cumplir con ellas; no hemos aprendido a respetar al contrario sino que esgrimimos, hipócritamente, el concepto de "tolerancia", sosteniendo que es lo que necesitamos, pero sin darnos cuenta que la tolerancia es sinónimo de sufrimiento, de llevar las cosas como una carga, lo que implica entonces que no estamos "aceptando" y mucho menos "respetando" las ideas contrarias a las nuestras, sino que nos pregonamos "tan buenos" que estamos dispuestos a "conceder el favor" de "tolerar" a quienes piensan diferente a nosotros. Esa "tolerancia" puede terminar en cualquier momento, por cualquier motivo, dando rienda suelta a la agresividad que en algun momento hizo presa de muchos de nosotros y la que, aun hoy, tiene en sus garras a muchos que se pregonan tolerantes y respetuosos, pero quienes en realidad son "más iguales" de lo que creen.
Por eso el título de este escrito: "Confío más... en quien confió". ¿Que qué significa? Que al día de hoy confío más en los ciudadanos que confiaron en quienes eligieron como gobernantes, llámense adecos, copeyanos o chavistas. Y confío más en ellos que en quienes se dicen "opositores radicales"; aquellos quienes, curiosamente, son los mismos que en el 2002 dijeron "no me sumo al paro nacional porque tengo que pagar facturas y cuidar el trabajo... pero estoy de acuerdo que se sumen los demás, a ver si salimos de esto de una vez"; los mismos que escriben, escriben y escriben, pero eso sí... escondidos tras un pseudónimo porque "no me puedo arriesgar"; los mismos que salen a la calle a vociferar que "los chavistas no son gente" pero no dudan en hacer negocios interpuestos con el régimen que dicen oponer; los mismos que critican las violaciones de DDHH, pero que no son capaces de firmar nada porque "mi firma no puede aparecer, tu sabes, es que me puede echar a perder el negocio con tal o cual dependencia o puedo correr riesgos innecesarios y con eso no resuelvo nada"; los mismos que esperan que los estudiantes salgan a la calle "a resolver", pero siempre y cuando esos estudiantes que salen sean "los hijos de los demás y no los míos"; los mismos que llaman "basura" a los ciudadanos que creyeron en Chavez ayer, olvidando que muchos de ellos votaron por Chavez en ese mismo "ayer"; los mismos que protestan las ofensas de Chavez hacia los opositores, pero no dudan en calificar de "basura" a los chavistas. En fin, son los mismos que al día de hoy no dudan en pegarse como lapas a cualquier individuo desvergonzado que les dice lo que quieren escuchar OLVIDANDO que esos mismos fueron los artífices de la llegada de Chavez a Miraflores.
Si, son esos mismos que al día de hoy celebran, festejan y le rinden pleitesía a individuos como Ramos Allup, como Rosales, como Fernández, como Salas Romer, Baduel, al igual que lo hicieran con Arias Cardenas, olvidando la calaña de estos individuos. Y no es cuestión de concursos de simpatía, no. Es cuestión de que al ser incapaces de asumir nuestra responsabilidad de ciudadanos, seguimos inventándonos mesías redivivos en quienes recostar la ejecutoria de solución que solamente nos corresponde a nosotros.
Haciendo abstracción de los extremistas de ambos lados que no conducen a absolutamente nada, confío más en el ciudadano humilde que confió, pero que al día de hoy no se esconde y reclama delante de una cámara de televisión dando nombre, cédula, ubicación. En esa gente confío yo para terminar con este régimen y terminar con quienes, habiéndole abonado el terreno y servido de apuntalamiento a Chavez, pretenden presentarse hoy como "salvadores de la patria" con discursitos mediocres, indudablemente muy bien estructurados, pero que solo sirven para alimentar la estupidez y la irresponsabilidad de muchos que siguen esperando que OTROS resuelvan para ellos NO ARRIESGAR.
Habladores de paja... muchos; pero a la hora de la verdad no son capaces ni siquiera de presentarse con sus nombres para defender dignamente su conciencia. ¿Será que no la tienen? Quien sabe. Aplico aquí aquello de que "cada quien con su conciencia".

Para chavistas y no chavistas

Diferencias entre Enmienda Constitucional y Reforma Constitucional


Diferencias entre Enmienda Constitucional y Reforma Constitucional
Discusión acerca de las diferencias entre las tres figuras legales que permiten modificar el texto constitucional: Enmienda, Reforma y Constituyente. Establecidas en la Constitución Nacional de 1999. Constitución Nacional - El artículo 340 de la Constitución Nacional establece que la Enmienda Constitucional tiene por objeto "la adición o modificación de uno o varios artículos de esta Constitución, sin alterar su estructura fundamental". En tanto que el artículo 342 de la Constitución Nacional establece que la Reforma Constitucional tiene por objeto "una revisión parcial de la Constitución y la sustitución de una o varias de sus normas que no modifiquen la estructura y principios fundamentales del texto Constitucional". La diferencia fundamental entre Enmienda y Reforma en la legislación venezolana parece estar en (1) la amplitud de la misma, (2) en los métodos para invocarla y (3) la etapa legislativa; ya que en cuanto a su (4) aprobación, ambas figuras requieren ser sometidas a Referendo a los 30 días de haber sido aprobadas por la AN. Según su (1) amplitud, la Enmienda es una figura legal para agregar nuevos artículos o modificar artículos existentes en la Constitución a modo de corrección, siempre agregando el nuevo contenido al final de la misma y realizando las referencias en la norma original cuando se trate de modificaciones. En tanto que la Reforma es una "revisión parcial" del texto constitucional (esta interpretación queda abierta) que permite la sustitución de una o varia de sus normas. Como pudo haber notado, según nuestra CN la enmienda agrega o modifica normas mientras que la reforma revisa (un termino más amplio) y sustituye normas. Continua leyendo "Diferencias entre Enmienda Constitucional y Reforma Constitucional"

Independientemente de la mujer que sea

Chismosa, calumniadora,
arrabalera, gritona.
Ya, cuando se envalentona,
furiosa , amenazadora,
a esta fecha y esta hora,
no hay humano que se asombre.
Todos saben, por su nombre,
que sufre una histeria innata…
Pero, ¡por Dios, si se trata
de quien se dice el más hombre!.

Ofender a la mujer,
en público, a voz en cuello,
en lugar de un atropello
a tan exquisito ser,
a nuestro modo de ver,
sobrepasa el salvajismo,
es la hombría en el abismo,
lo viril en un chiquero,
la ausencia del caballero,
es ofenderse a sí mismo.

Octavio Montiel

Líneas de avanzada política


Por: Alberto Rodríguez Barrera - El camino de notables avances democráticos iniciado en 1958, hoy interrumpido al convertirse en una vivencia anacrónica que busca afanosamente regresar a una dictadura, nos impide resignarnos a vivir en una realidad política enrarecida que aplica fantasmales y degradantes controles a la democracia, secuestrando a las instituciones y ajena al hecho de que la democracia es una forma de vida, y no un "método" electoral para que una claque trasnochada, mediocre y satelital se eternice en el poder y congele en un estanque el empuje de transformaciones logradas hasta 1998. Hoy la lucha es por el renacimiento de una democracia avanzada. Mucho más avanzada que la experimentada hasta el presente. Los sueños de libertad y progreso se han frustrado, se han desmantelado hacia la triste destrucción del fracaso, impregnándose de sumisiones y absolutismo: año tras año vemos la colocación de frenos, guerritas retrógradas, incremento del centralismo, del sectarismo, del caradurismo. Es hora de cambiar esta ruta de militarismo regresivo, de finalidades excedidas e imposibles. Debemos retomar la senda de la evolución moderna, de la razón, de la instrucción general, de las obras públicas, del progreso agrario, del fomento industrial. En su falta de visión, con la politización fanática de todo, el casiquismo oligárquico no ha hecho más que precipitar a Venezuela a nuevas calamidades, como es el ayuno cultural centrado en un gran atraso; una política de abandono y egoísmo social; otra vez la imposición militar y la impotencia ilógica para resolver autoritariamente los problemas del país. La "quinta república" de incertidumbres e ineficacias debe enfrentarse en la democracia y en la gestión social, no llevándonos a la crueldad destructiva de una guerra civil. Ya no es posible seguir atribuyendo los males del presente a los tiempos idos. En esta ardua coyuntura política, la democracia está amenazada por sus eternos enemigos, actuando también contra ella el desánimo, la ineficacia y la indecisión para la defensa constitucional diaria. Hay carencia de entusiasmo para impulsar las transformaciones requeridas, escasea para las decisiones resueltas, sin temor. El camino hacia el futuro no es la repetición de amarguras pasadas. Los males de Venezuela se resolverán con el esfuerzo solidario y tenaz para construir un renacimiento democrático moderno que habilite una sociedad más libre, más eficaz. La clave para esto es una mayor incorporación a los movimientos e instituciones que inciden en la realidad social que queremos cambiar. Incrementar la participación de muchos más acaba con la inaceptabilidad de los fatalismos, revivifica la amenaza de hermetizar y bloquear la vida pública, recrea la esperanza. No podemos cerrar los ojos al aliento promisorio. Debemos acabar con las falsas ilusiones, tanto de uno como de otro lado. Los partidarios de regresar al fascismo son una minoría que no puede avanzar con su nuevo autoritarismo. Pedir racionalmente entusiasmo para el trabajo y el esfuerzo de todos, lejos de fatalismos, no es supeditarlo todo a la decisión de algunos pocos poderosos, rígidos ultramesiánicos que erosionan el dinamismo creador, que hacen de la utopía una quimera. Racionalidad, tenacidad, entusiasmo creador e imaginación colectiva –como un solo paquete- deben quitarse las ataduras de dogmas, clichés y burocratismo. Hablar del futuro de Venezuela es recuperar las libertades públicas esenciales -nominales y reales- y las autonomías que la integran; con una unidad superior respecto a las preocupaciones ciudadanas que están cargadas de lo mejor de la política como quehacer colectivo. Venezuela no es producto sólo de historia, relaciones interiores y exteriores; lo que es de todos contrasta con la sistemática idea minoritaria que confunde patria con patrimonio. "Viva Venezuela" es un grito proveniente de los desheredados, una fuerza superior a las posesiones feudales, superior a la sumisión autoritaria, a un amo de amos. Por venir está la construcción de un futuro en común, con todo lo que haya de innovador para el cambio, que de la ignorancia pase a la culturalizació n. No resulta de meras inercias ni le caben fantasías, triunfalismos; quizás sí globalidad, coherencia, verosimilitud. Porque hemos de plantearnos el sentido superior de los intereses generales, para relegar mezquindades; detener intenciones paralizantes que burocratizan los poderes públicos y las más recónditas instituciones de la sociedad civil. Debemos valorar mejor los activos presentes, como el mayor conocimiento individual, el más elevado nivel general de cultura, una más amplia información, el reencuentro con el orgullo del trabajo bien hecho; potenciados, dan factibilidad a las aspiraciones creíbles. Estamos bajo coordenadas favorables; por la necesidad de libertad cotidiana, por la conciencia pública en cuanto a la igualdad de oportunidades, por la fraternidad que se amplía; potencialidades que debemos multiplicar bajo lemas de progreso democrático, libertades públicas y derechos del hombre. Para despertar conciencia cívica: futuro, nación, solidaridad y esperanza constituyen una válida plataforma de recuperación o renacimiento político para ejercitar una democracia más avanzada, la participación institucional directa y la elevación político-cultural del pueblo. Se trata de un cambio cualitativo con transformaciones y democratizació n suficientes en instituciones, poderes públicos, empresas, partidos, movimientos asociativos… Se trata de no encorsetar a la sociedad con estructuras que no reflejan lo que la gente quiere. Se trata de una perspectiva más fluida. Cabe recordar el muy obviado mensaje de los ecologistas, hoy más claro y evidente: más allá de la individualidad humana, todos formamos parte de un mismo ecosistema de la Naturaleza, sin excluir nuestras manifestaciones sociales y políticas. Ahí es posible alcanzar nuevos y superiores equilibrios, que resultan mucho más alentadores para la mayoría de la gente; equilibrios que no pueden encontrar los incapaces en su ignorancia inmensa y en su desprecio por las realidades culturales contemporáneas.

Los lineatazos de Fidel

(La otra cara de la moneda)
50 años de la Revolución Cubana - 1ra. Parte:
http://www.youtube. com/watch? gl=ES&hl=es&v=KfgDGXo8L9k

50 años de la Revolución Cubana - 2da. Parte:
http://www.youtube. com/watch? gl=ES&hl=es&v=NcDBlDAh4Lk

An open letter tu Hugo Chavez


By Shimon Samuels - I sat among 70,000 people at the alternative Summit of the Americas through three hours of your bonhomie and macho rhetoric. In the pouring rain, we were all drenched in the Mar del Plata open-air stadium. We were hostages to your oratory, as there was simply no unguarded way out. Among all your "compañeros," perhaps, it would not be disrespectful to address you as Hugo. On Christmas Eve, two years ago we gently advised that your speech about "the killers of our Lord, who own most of the world's resources" was politically incorrect in that it gave too much credit to old Church tales, and we knew how you felt about the Church. Perhaps you really had taken on board the obsessions of your old friend - Argentine neo-fascist Norberto Ceresole - regarding the Russian czarist forgery, The Protocols of the Elders of Zion. We tried to tell you that sufferers of obsessive-compulsiv e disorder with respect to the world Jewish conspiracy can really fall off the edge. Then you sent your secret police into the Caracas Jewish School to scare the kids and the mothers. Not very macho, Hugo, but you were not there. The school incursion took place just as you were landing in Teheran and somebody had to inaugurate the Caracas-Teheran flight of Iran Air. After all, they do not have many destinations, or was it the miles? It was probably on arrival, Hugo, that you learned from your other friend, President Mahmoud Ahmadinejad, that the Holocaust was a lie. And if so, perhaps you thought some of those missing millions may have reached Latin America, and especially Venezuela. Is that not why you signed the Declaration Against Antisemitism with Argentina and Brazil a few weeks ago? Just in case? Now, the Caracas synagogue was attacked by thieves in the night. Not very macho. Like rats emerging from tunnels, they desecrated the Torah scrolls and the prayer hall with obscene scrawls, but did they steal the silver? No, they only stole the computers. Hugo, what could they find on those hard disks? Lists of Jewish families who are not registered at the Jewish schools, who own most of the resources, maybe who go to church on Sunday, perhaps even sit in rain-drenched stadiums listening to you. Hugo, there is a danger; remember when the king of Spain told you to "shut up"? Real anti-macho, but just think that so many Spaniards are of Marrano origin. And his majesty's official titles also include "king of Jerusalem." Was "shut up" a code for "shalom"? Is Chavez perhaps a Jewish name? But you expelled the Israeli ambassador, so moving to Israel is no longer an option for you. "Compañero" Hugo, Jewish power is so complicated, but in any case, welcome to the conspiracy. The writer is director for international relations of the Simon Wiesenthal Center in Paris.

Frase del Día


Es más noble quitarse
a sí mismo la razón
que mantenerla,
sobretodo
cuando se tiene razón.
Más para eso hay que ser muy rico.
Friedrich Nietzsche