jueves, 28 de mayo de 2015

El Poder es Efímero


 

 

Por: Bernard Horande

Esto es lo que algunos todopoderosos no entienden. Que el poder es una de las cosas más pasajeras que existen. Múltiples ejemplos señala la Historia sobre individuos con inmenso poder, que luego caen en desgracia.
En general estos personajes creen que el poder que ostentan es eterno, que nunca terminará, y que las decisiones que toman, se mantendrán en el tiempo sin más.
Ya sabemos cómo finalizó sus días Adolfo Hitler. El 'Fuhrer' gritaba a todo pulmón que el Tercer Reich duraría 1000 años. En realidad, no pasó de 12 años. Durante sus semanas finales, estuvo escondido en un búnker bajo tierra fantaseando que todavía ganaría la guerra. Resolvió suicidarse.
El 'Duce' Benito Mussolini gobernó Italia desde 1922 hasta 1943. Fue un dictador férreo. Terminó fusilado y su cadáver colgado cabeza abajo.
A Saddam Hussein no le fue mejor. Por 24 años se erigió en el hombre fuerte de Irak. Disfrutaba de viajes a bordo de su megayate de 82 metros de longitud, 14 camarotes, sala de juegos, bar, cada habitación con baño privado y griferías recubiertas en oro y plata. Finalizó escondido en un hueco y luego ahorcado.
Libia fue gobernada dictatorialmente durante 42 años por el excéntrico Muammar Gaddafi. Sus lujosas mansiones estaban acompañadas por supermercados privados, zoológicos exóticos y aeropuertos personales. Su única hija, Aisha, disfrutaba de una casona equipada con parque de diversiones, piscina de aguas turquesa y una estatua de oro de ella con forma de sirena. La prensa británica la bautizó “El palacio de la prostituta”. El hombre que se hacía llamar ‘Rey de Reyes’ murió baleado y linchado por su propio pueblo.
Un ejemplo cercano geográficamente a nosotros fue el caso de Manuel Antonio Noriega en Panamá. Tuvo inmenso poder estableciendo una dictadura en la que sumió al país en una grave crisis económica, política y social. Sus nexos con el narcotráfico fueron la guinda de la torta. Desde 1989, Noriega permanece encarcelado, condenado por el resto de sus días a causa de sus nexos con el Cartel de Medellín.
Alberto Fujimori, ex-presidente del Perú, espera una sentencia en un juicio que se le sigue por corrupción, mientras paga condena de 25 años por violación a los derechos humanos.
Los hermanos Castro podrían ser una excepción. Se han apropiado de Cuba durante más de 50 años y todavía siguen. Destruyeron el país y su población vive en las condiciones más deplorables. Su final está siendo distinto a otros. Quizá hasta peor, porque es en vida: han tenido que arrodillarse ante su peor enemigo histórico, han debido admitir que su Revolución fue un fracaso y les ha tocado a regañadientes acoplarse a un guión impuesto por otros.
En un interesantísimo artículo titulado "Los nuevos dictadores mandan con puño de terciopelo", escrito por Sergei Guriev, profesor de economía en Sciences Po, París, y Daniel Treisman, profesor de ciencias políticas en la Universidad de California en Los Ángeles, se describe el modus operandi de los nuevos autócratas y dictadores “suaves”. Cómo es que estos regímenes funcionan y cómo enfrentarlos.
Hay algunos individuos a quienes Dios les ha dado mucha inteligencia, pero al final del día son muy torpes. Tanta inteligencia no les es suficiente para darse cuenta que la Historia lo único que hace es repetirse una y otra vez, que una regla de los todopoderosos con pensamiento dictatorial que se imponen a la fuerza a los demás, es que su poder es efímero, que pronto se acaba y que su final no suele ser agradable.

martes, 26 de mayo de 2015

De Mónica Corrales para Nazoa (pero extensivo a todos los MUDistas

Respuesta pública a Claudio Nazoa referente a su artículo "Muerto para siempre"




Luego de leer su artículo “Muerto para siempre”, en el que acusa de egoístas, e irresponsables, a los “que no comprenden que, por culpa de ellos, todos nos vamos a joder muchos años más”, es inevitable recordarle, que si hay una lista de verdaderos IRRESPONSABLES en este país, es aquella en la que en el año 1989 suscribieran con su firma novecientos once (911) “intelectuales y artistas venezolanos “dándole la bienvenida a nuestra patria a Fidel Castro. Un genocida que para la fecha ya llevaba 30 años asesinando y esclavizando a sus ciudadanos.  Y que más adelante se convertiría en el arquitecto de la tragedia que vivimos los venezolanos.

Otra lista, igualmente integrada por personajes de izquierda -pero más corta- se ha encargado de tomar las directivas de los medios, los partidos políticos y especialmente de la MUD, calificando al invasor con sutiles eufemismos y manteniendo una actitud de tolerancia fraternal con los atropellos que durante 16 años, ha llevado a cabo este régimen destructor.

Sin embargo, por ninguna parte se ve que usted los hubiera criticado o señalado, ni con una fracción de la vehemencia con que nos acusa. Tal parece que no ha manifestado jamás su desacuerdo con las políticas izquierdosas del colaboracionismo alcahueta.

Usted viene de una casa donde se cultivaba la pluralidad, se celebraban las ideas innovadoras, se estimulaban las artes. Una casa donde se cuestionaba al Establishment también, y se conspiraba duramente contra él... De una familia donde la riqueza estaba en las ideas de libertad y en la libertad de las ideas.

Por tal motivo cuesta entender que usted sea tan rígido al momento de señalar a quien disiente, y allí donde deberían sobrarle argumentos para aconsejar una actitud crítica a los demás ciudadanos, se presenta usted con una actitud inquisidora para venir a preguntarnos: “¿Será que no tienen familia que les duela? “

Mientras leo sus razonamientos intolerantes, entiendo los motivos por los que no hemos podido rescatar a Venezuela de las fauces del comunismo. Por qué seguimos dominados por tiranos, y el daño que ocasionó a la lucha por la libertad, que se etiquetara de “intelectual” a cualquier persona capaz de banalizar la fatalidad que hoy en día nos agobia.

Cito una de las frases que usted empleó para desvirtuar e influir, sobre el razonamiento lógico del electorado: “No hay justificación para no cumplir. ¡Debemos votar! Hay que dejarse de exquisiteces y de pendejadas absurdas”.

Le pregunto, ¿cumplirle a quién? ¿Se referirá  Ud. al régimen, a Castro, o quizás al cogollo de partidos políticos que conviven en perfecta armonía y cogobiernan con la tiranía que nos oprime? Porque le recuerdo que hasta ahora estos tres grupos son los ÚNICOS  que se han beneficiado de nuestros votos (lamentablemente  incluyo los propios, en elecciones pasadas).

¿Votar?, el concepto del verbo se basa en la ELECCIÓN, es sinónimo de ELEGIR, por tanto es antónimo de IMPONER. Los ciudadanos empoderados votamos sólo cuando estamos de acuerdo con las reglas del sistema, es decir, con la legitimidad del ente electoral, estado y gobierno.

Si para usted resulta una exquisitez negarse a participar en una estafa que ya ha sido meticulosamente comprobada, lo siento por usted, vístase de payaso y ¡participe en su circo! Si cree que eso es lo correcto, está en plena libertad de hacerlo! Pero, por favor, honre la memoria de sus seres queridos, aquellos que lucharon por la libertad de las ideas y proceda a respetar las nuestras! No acuse de ”absurdos” a quienes vemos una máquina electoral como algo mucho más profundo que la  traga-monedas de un casino donde IRREVERSIBLEMENTE siempre termina ganando” la casa”, y perdiendo, la república, la libertad y Venezuela.

“En Venezuela viene un Tsunami que no es silencioso y que hará temblar a estos fascistas izquierdosos de derecha que nos desgobiernan“.

El único Tsunami que conocemos los venezolanos desde hace 16 años -en los que por cierto se han caracterizado por las innumerables contiendas electorales en las que hemos participado, y que con tanto orgullo esgrime el régimen como propaganda de legitimidad- es el que ha devastado a la nación.

Y lo único que ha sido silencioso, es la complicidad de esos a los que usted prefiere llamar “salvavidas” y a los que muchos  de nosotros preferimos llamar “colaboracionistas del régimen” o ”limosneros de parcelas políticas”.

Permítame decirle algo al para siempre “difunto y amigo Claudio”; si es que nos puede escuchar desde donde se encuentre: … A usted no lo mató un capitán “brutísimo y demente”,  tampoco su exquisitez para aferrarse, o no, a una mano de izquierda, o de derecha. Lo que realmente acabó con su vida fue ver que el barco se hundía y se empecinara en minimizar el peligro con "PENDEJADAS" de carisma, cuando era momento de lanzarse al agua. Porque lamento informarle, que dentro de ése barco nadaban más tiburones que en el propio mar, y que la “tabla de salvación” se encontraba ajena a ese Statu Quo.

Venezuela ha sido un Trasatlántico noble, se ha estrellado contra Icebergs de todos los tamaños y formas, y ha sobrevivido. Cometer el error de abusar creyendo que es “inhundible” puede costarnos el alto precio de una esclavitud definitiva.

Tenemos una nueva oportunidad de girar el timón hacia la Libertad, desconociendo poderes secuestrados, deslegitimándolos, no obedeciendo a intereses de quienes sostienen al régimen, revelándonos contra la tiranía, empoderándonos de dignidad.

Tiene de nuevo el agua al cuello amigo Claudio, una nueva oportunidad de escoger una mano salvadora... ¡Salve a su familia!... Sálvese usted!...

Salve su voto, para que se hundan los capitanes junto a sus jefes de máquina, que son los que han hundido a Venezuela!

La Real Academia Española acepta diez venezolanismos

El presidente de la Academia Venezolana de la Lengua, Francisco Javier Pérez, informó que la Real Academia Española incluyó diez venezolanismos en la edición 2014 de su diccionario.

Pérez indicó a Últimas Noticias, que los venezolanismos son palabras y expresiones que nacen de nuestro modo de hablar, se conocen y se interpretan por los venezolanos.
Borona, chamo, emparamar, faramallero, leche (suerte), mecate, pana, pasapalo, rasca y sócate, son vocablos venezolanos ahora reconocidos por la RAE.

Adicionalmente, Pérez señaló que los venezolanos utilizan frases coloquiales propias, refranes y términos que perderían su significado originario en una traducción oficial. "Los cambios sociales alimentan el castellano y las expresiones venezolanas representan el saber y la conducta de una comunidad”, añadió el lexicólogo.

1)   chamo,ma.  1. m. y f. Ven. Niño o adolescente
2)   emparamar. 1. tr. Col., Ec. y Ven. Aterir, helar. U.t.c. prnl.   2. tr. Col., Ec. y Ven. Dicho de la lluvia, de la humedad o del relente: mojar. U.m.c. prnl.
3)   faramallero.  2. adj. Ven.  Presuntuoso (lleno de presunción)
4)   borona.    4. f. Am. Migaja (de pan)
5)   leche.   8. f. coloq. Ec, Salv y Ven. Suerte favorable
6)   mecate.  1. m. Am. Cen., Méx y Ven. Cordel o cuerda hecha de cabuya, cáñamo, pita, crin de caballo o similar.
7)   pana.  1. com. Ec., P Rico y Ven. Amigo, camarada, compinche.
8)   pasapalo. 1. m. Ven. Bocado ligero que se sirve como acompañamiento de una bebida.
9)   rasca.  2. f. coloq. Ven. Borrachera (efecto de emborracharse)
10) sócate. 1. m. Ven. Portalámpara
 

...de la miseria y de la miserable...


Retrato de la miseria

     



Su cara es cuadrada, pero no cúbica: se prolonga en forma cónica hacia el pedúnculo cerebelar inferior: conecta el bulbo raquídeo y el cerebelo y lleva información a éste último relacionada con el balance y la postura corporales. El puño izquierdoamenazante y el alargado cuello de tortuga ajada, podrían hallar aquí su explicación. Pero no, la frase afloró de la mala conciencia.Sigue el retrato: Ojos oblicuos de gelatina viscosa, color tipo Hyeronimus Bosch en su obra Extracción de la piedra de la locura, realizada entre el 1475 y 1480, e incluida en un conjunto de grabados satíricos y burlescos que por entonces se realizaban en los Países Bajos. Sus cuadros están protagonizados por la Humanidad que incurre en el pecado y es condenada al infierno.

 Ella usa gafas negras, gruesas de marcos ovalados; la nariz es angular, de anchas narinas externas y alas de resoplo. La nariz no es uno de los órganos del rostro preferidos, más bien se ha utilizado con cierto aire despectivo en la comunicación entre los hombres y a diferencia de frases poéticas como "tus labios sensuales" o "tus ojos verdes como el mar" es frecuente escuchar "no metas tus narices en este asunto" o "te darás de narices si sigues así". Una injusticia con la pobre nariz, que requiere más respeto. Su boca entreabierta anuncia tempestades, labios delgados, manos a, tal vez artríticas. Su rara cabeza emerge, en el retrato, de un cuello blanco que sobresale de una chaqueta negra. De la solapa cuelga una credencial plastificada, que la identifica.

Pero hay algo que la identifica mejor. En una breve nota aparecida en El Nacional web, fechada el 15 de mayo pasado, se informa que “durante un acto donde se mostró cómo es el proceso de asignación de cupos universitarios, la fiscal general de la República, Luisa Ortega Díaz, aseguró que el gobierno revolucionario hizo transparente proceso y sugirió que antes los cupos eran distribuidos de forma irregular. “Antes las mujeres tenían que entregar parte de su cuerpo para obtener un cupo”, declaró en una breve intervención en el evento transmitido en cadena nacional. Las declaraciones de la fiscal general levantaron una ola de protestas comentadas en las redes sociales. El secretario de la Universidad Central de Venezuela, Amalio Belmonte, tildó de ‘ofensiva’ esa declaración”.

Digamos que Luisa Marvelia Ortega Díaz es una abogada venezolana que funge actualmente como fiscal general del Ministerio Público, cargo que ejerce por designación de la Asamblea Nacional, el 13 de diciembre de 2007, por el período 2008-2014, un lapso de siete años, siendo ratificada por el parlamento por un período igual el 22 de diciembre de 2014 (2014-2021). Nació en Valle de la Pascua, población del estado Guárico el 11 de enero de 1958. Tiene, pues, 57 años. Obtuvo su título de abogado en la Universidad de Carabobo, ubicada en el estado homónimo. Se especializó en Derecho Penal en la Universidad Santa María y Derecho Procesal en la Universidad Católica Andrés Bello, ambas ubicadas en Caracas. La doctora Luisa Ortega Díaz ha ejercido la docencia en el Instituto Universitario de Tecnología Antonio José de Sucre, de Maracay, y en la Universidad Pedagógica Experimental Libertador, núcleo Maracay, estado Aragua. De igual forma, ha impartido clases en la Universidad Santa María de Caracas, en la cátedra de Derecho Procesal Penal. ¡Vaya, pues! Ingresó a la Universidad de Carabobo a inicios de los años 80, es decir, durante ese “antes” al que se refiere en su infausta declaración.

Como la fiscal “aseguró” que “antes las mujeres tenían que entregar parte de su cuerpo para obtener un cupo”, cabe preguntarse, así, a las volandas: “¿También la fiscal, la doctora Ortega Díaz, tuvo que entregar “parte de su cuerpo” para ingresar en la Universidad de Carabobo?” Lo reiteramos, es una pregunta con lugar pues ella es mujer y obtuvo su cupo universitario en la cuarta república, es decir, en ese ominoso “antes” de sus tormentos. ¿Se cree usted una nueva Dolores Ibárruri, “La Pasionaria”, que entonó el famoso “No pasarán” (heredado del coronel Philippe Pétain, jefe de Estado del régimen de Vichy, en la Francia ocupada por el Nazismo? Este héroe de Verdún realizó una política colaboracionista con Alemania, lo que –al término de la guerra– le acarreó la degradación y la condena a muerte. Ésta fue conmutada por la cadena perpetua) durante el largo Asedio a Madrid en lo que ya era una victoria anunciada? A pesar de ser derrotada como republicana en la Guerra Civil española, “La Pasionaria” “nunca lo hizo como mujer” ni como comunista, y su férrea defensa de la igualdad de derechos la llevó a presidir el Partido Comunista de España en 1960.

Yo no sé si su engañoso caleidoscopio le permitió leer el recuadro publicado en El Nacional, edición física, del 20 de mayo de 2015, página 8 (última) primer cuerpo, donde la Asociación de Egresados y Amigos de la Universidad Central de Venezuela, dirigiéndose a usted, sin mencionar su nombre y apellido, pero sí su alto cargo, le da a conocer que “según el Censo General de Población y Vivienda (1950) 54,85% de las mujeres eran analfabetas. En 1981 esta cifra desciende a 13,7%. En 1985, del total de egresados de la educación superior, 52,5% eran mujeres. La población femenina en un breve período, menor a medio siglo, pasó a ser mayoría en las universidades, pedagógicos y colegios universitarios. Este salto cualitativo en la educación muestra la voluntad de superación y esfuerzo de la mujer venezolana, respaldada por el compromiso con el desarrollo del país de nuestras universidades autónomas, la responsabilidad de sus familias, profesores y autoridades educativas nacionales en propiciar este crecimiento cultural y educativo de la mujer venezolana”.

“La Asociación de Egresados y Amigos de la UCV considera que frente a esta trayectoria de las mujeres venezolanas y en particular de nuestras egresadas universitarias sólo cabe el respeto y la admiración”.

Al asegurar, señora fiscal, sin tener ni un solo indicio, ni una mínima evidencia, que “la mujer entregaba parte de su cuerpo para obtener un cupo universitario”, ¿está cumpliendo usted con lo pautado explícitamente en la Sección Tercera: Del Ministerio Público, de nuestra Carta Magna? El artículo 19 de la Constitución pauta: “El Estado garantizará a toda persona, conforme al principio de progresividad y sin discriminación alguna, el goce y ejercicio irrenunciable, indivisible e independiente de los derechos humanos. Su respeto y garantía son obligatorios para los órganos del Poder Público de conformidad con esta Constitución, con los tratados sobre derechos humanos  suscritos y ratificados por la República y con las leyes que los desarrollen”. ¿No debería usted releer el Título III, respecto a Los Derechos Humanos y Garantías, y de los Deberes?

Y, last but not least, más allá de la sombra que usted pretende  arrojar sobre el honor de nuestras universitarias, uno se ve obligado a preguntarse: ¿cuáles son los valores éticos que mueven la conducta de una mujer que ha recibido y se ha esforzado en lograr un alto nivel de educación como la doctora Luisa Marvelia Estela Díaz? Ella tiene el deber de decirlo.

lunes, 25 de mayo de 2015

Ante la Ley

Tomado de: LibreriaHispana.com


Franz Kafka
(Praga, 1883 - 1924)


ante la ley

      Ante la ley hay un guardián. Un campesino se presenta frente a este guardián, y solicita  que le permita entrar en la Ley. Pero el guardián contesta que por ahora no puede dejarlo entrar. El hombre reflexiona y pregunta si más tarde lo dejarán entrar.
      —Tal vez —dice el centinela— pero no por ahora.
      La puerta que da a la Ley está abierta, como de costumbre; cuando el guardián se hace a un lado, el hombre se inclina para espiar. El guardián lo ve, se sonríe y le dice:
      —Si tu deseo es tan grande haz la prueba de entrar a pesar de mi prohibición. Pero recuerda que soy poderoso. Y sólo soy el último de los guardianes. Entre salón y salón también hay guardianes, cada uno más poderoso que el otro. Ya el tercer guardián es tan terrible que no puedo mirarlo siquiera.
      El campesino no había previsto estas dificultades; la Ley debería ser siempre accesible para todos, piensa, pero al fijarse en el guardián, con su abrigo de pieles, su nariz grande y aguileña, su barba negra de tártaro, rala y negra, decide que le conviene mas esperar. El guardián le da un escabel y le permite sentarse a un costado de la puerta.
      Allí espera días y años. Intenta infinitas veces entrar y fatiga al guardián con sus súplicas. Con frecuencia el guardián conversa brevemente con él, le hace preguntas sobre su país y sobre muchas otras cosas; pero son preguntas indiferentes, como las de los grandes señores, y, finalmente siempre le repite que no puede dejarlo entrar. El hombre, que se ha provisto de muchas cosas para el viaje, sacrifica todo, por valioso que sea para sobornar al guardián. Este acepta todo, en efecto, pero le dice:
      —Lo acepto para que no creas que has omitido ningún esfuerzo.
      Durante esos largos años, el hombre observa casi continuamente al guardián: se olvida de los otros y le parece que éste es el único obstáculo que lo separa de la Ley. Maldice su mala suerte, durante los primeros años audazmente y en voz alta; más tarde, a medida que envejece, sólo murmura para si. Retorna a la infancia, y como en su cuidadosa y larga contemplación del guardián ha llegado a conocer hasta las pulgas de su cuello de piel, también suplica a las pulgas que lo ayuden y convenzan al guardián. Finalmente, su vista se debilita, y ya no sabe si realmente hay menos luz, o si sólo lo engañan sus ojos. Pero en medio de la oscuridad distingue un resplandor, que surge inextinguible de la puerta de la Ley. Ya le queda poco tiempo de vida. Antes de morir, todas las experiencias de esos largos años se confunden en su mente en una sola pregunta, que hasta ahora no ha formulado. Hace señas al guardián para que se acerque, ya que el rigor de la muerte comienza a endurecer su cuerpo. El guardián se ve obligado a agacharse mucho para hablar con él, porque la disparidad de estaturas entre ambos ha aumentado bastante con el tiempo, para desmedro del campesino.
      —¿Qué quieres saber ahora?-pregunta el guardián-. Eres insaciable.
      —Todos se esfuerzan por llegar a la Ley —dice el hombre—; ¿cómo es posible entonces que durante tantos años nadie más que yo pretendiera entrar?
      El guardián comprende que el hombre está por morir, y para que sus desfallecientes sentidos perciban sus palabras, le dice junto al oído con voz atronadora:
      —Nadie podía pretenderlo porque esta entrada era solamente para tí. Ahora voy a cerrarla.

jueves, 21 de mayo de 2015

Heteronomía



 









 
Por: José Rafael Herrera - @jrherreraucv

En el campo de la filosofía práctica, la heteronomía indica la condición de un sujeto que ha sido sometido a un poder supremo, impuesto desde afuera, externo, ubicado por encima del ser social; un poder que, abstractamente, le dicta –al sujeto– normas o reglas que obligatoriamente tiene que cumplir y que le impiden desarrollarse como ser autónomo, libre, activo, racional, reduciéndolo a cosa, o en todo caso, a ser genérico, dependiente e indeterminado. Heteronomía es, pues, la condición sine qua non de la voluntad de uno –o de unos– sobre otros, no de la propia. El “yo quiero” dominado por un imperativo que le resulta ajeno y hostil. Como diría Marx: es la más nítida expresión del ser enajenado.

La justificación de la cual surge la heteronomía tiene su punto de partida en la presunción de que los individuos que componen todo posible cuerpo social, en general, no son lo suficientemente maduros para tomar decisiones por cuenta propia, por lo que deben necesariamente ser guiados, orientados y conducidos por quienes se autoconciben como los más capacitados, los más preparados, en fin, por quienes entienden más del discurrir moral, social o político que el resto de la población. Son ellos los más “maduros”, los bien formados, los guías materiales y espirituales de aquellos que se comportan como niños, carentes como son de adultez y, en consecuencia, de toda responsabilidad. Son ellos los auténticos pastores de este rebaño de ovejas descarriadas, los iluminados profetas, las muletas del inválido, los llamados a canalizar las desbordadas pasiones de los menos formados y más inconscientes, a objeto de que no desvíen el camino recto, el orden establecido y sus tradiciones; orden que no es otro que el que ellos mismos, los chamanes de la tribu, sabiamente han definido, colocando, además, los controles de rigor. De ahí que las sociedades donde impera la heteronomía sean, justamente, las sociedades en los que imperan todo tipo de controles.

Frente a aquella conocida expresión: “El cielo es el límite”, cuya sola idea exhorta al sujeto a llevar sus conquistas más allá de toda posibilidad, el promotor de la heteronomía responderá, no sin cierta –y siempre sentenciosa– solemnidad, que, más bien, “el límite es el único cielo permitido”. Cuestiones del poner, del fijar: una característica esencial de la mera “reflexión del entendimiento abstracto”, como la denominara Hegel. Los miembros de las sociedades heterónomas terminan así atribuyéndole su propia institucionalidad y ordenamiento social a una incuestionable autoridad, a un “taita” vivo o muerto, pero ubicado por encima del resto. No importa el nombre que reciba el “ser supremo”, tampoco el nombre que reciba, a lo largo de la historia, esa sociedad. Los resultados siempre son los mismos: autoritarismo, dependencia, manipulación, explotación, degradación, corrupción.

Las sociedades sometidas al imperio heterónomo son, pues, sociedades barbáricas. Los griegos empleaban la expresión “bárbaro” para definir a todo aquel que “balbucea” como un “menor de edad”, un niño “mal educado”. Decía Aristóteles que bárbaro es el que se encuentra gobernado por tiranías o despotismos en sentido estricto, lo que lo convierte en un esclavo. De hecho, según Aristóteles, el bárbaro erige a sus gobernantes con el fin de cubrir sus necesidades básicas, a diferencia de las sociedades constituidas por ciudadanos libres, cuya meta es la de vivir en y para la autonomía.

Es cuestión de vocación militarista la obsesiva promoción de la heteronomía. No hay un fenómeno más afín a los regímenes totalitarios o autocráticos que su institucionalización. “No razones: adiéstrate”. Pronto las sociedades se transforman en inmensos cuarteles o en gigantescos campos de concentración en los cuales se “administran” o “controlan” la alimentación, la salud, la educación y la cultura, la vivienda, las finanzas y la industria, pero, sobre todo, la violencia, por un lado, y los medios informativos y comunicacionales, por el otro. En fin, todo tiene que ser controlado, siempre en función de garantizar  “el orden”, “la paz” y “el progreso”. La humillación llega, de este modo, al máximo. La objeción, la duda, el pensamiento en cuanto tal, el derecho a la diferencia o a la protesta, quedan fuera, están sancionados, y son concebidos como claras manifestaciones de alta traición a la patria y a los intereses del llamado “colectivo”, es decir, del cártel que sostiene los hilos del poder.

La consigna y la etiqueta sustituyen al pensamiento para dar paso al servilismo, al ser pasivo y resignado que espera pacientemente el crucial momento de la llegada de la leche, el papel higiénico o el aceite al centro debidamente “controlado” de suministros. La educación abandona los contenidos para dar paso a las formas vacías, a las búsquedas formales, a los “métodos” que trastocan la construcción de la verdad en banal instrumento de medición. La salud deviene ejemplo de la más indigna de las miserias humanas. La empresa no produce, porque lo importante no es producir –¡oh, contradicción!– sino obtener un ruin aumento salarial. Entre tanto, las calles se cubren de la más salvaje violencia, en manos de squadre o falanges o comités de defensa –es igual– de un “proceso” que ni lo es ni lo puede ser. El objetivo sigue siendo el mismo: mantenerse en el poder por el poder, única fuente posible para el triste y grotesco espectáculo del enriquecimiento ilícito. Entre tanto, la heteronomía se hace carne y sangre de las mayorías, pues “el modelo” comporta mecanismos para su reproducción continua: no se educa para la libertad y la autonomía, se “educa” para la vil sumisión.

Kant fue el primero de los filósofos modernos en advertir acerca de los perjuicios de una sociedad carente de autonomía: “Es difícil para todo individuo lograr salir de esa minoría de edad, casi convertida ya en naturaleza suya. Incluso le ha tomado afición y se siente realmente incapaz de valerse por su propio intelecto, porque nunca se le ha dejado hacer dicho ensayo. Principios y fórmulas, instrumentos mecánicos de uso racional –o más bien abuso– de sus dotes naturales, son los grilletes de una permanente minoría de edad”.

Para salir de la heteronomía Kant recomendaba tan solo una exigencia: la libertad de hacer siempre y en todo lugar uso público de la propia razón.

¿A alguien de la Mud le interesa esto?

Por: Mariana Atrencio - @marianaatencio - Univision

Un calabozo macabro

“La tumba” es un centro de detención del Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (SEBIN), el organismo encargado del mantenimiento de la paz y el orden público en Venezuela.
 
Es un mundo en blanco y negro ubicado cinco pisos bajo tierra que, según testimonios de familiares de detenidos, contiene siete celdas sin ventilación. Allí están recluídos dos jóvenes venezolanos desde septiembre de 2014, Lorent Saleh y Gabriel Valles, acusados de violar el régimen de presentación al que estaban sometidos tras una protesta en el año 2010.

El antecedente histórico del SEBIN, cuya restructuración culminó en 2013, data de la dictadura del general Marcos Pérez Jiménez, cuando la Policía Nacional -conocida como la policía política- era el brazo represor del régimen derrocado en 1959.

Desde enero de 2014, un mes antes del inicio de las protestas, el SEBIN era dirigido por el general de brigada Manuel Gregorio Bernal Martínez. Bernal Martínez estuvo a cargo de la respuesta de este organismo a las manifestaciones del 12 de febrero y los días siguientes.

Bernal Martínez fue destituído el 18 de febrero porque algunos de sus funcionarios desobedecieron las órdenes del ejecutivo, según dijo el presidente Nicolás Maduro. “Las únicas policías y funcionarios que debían estar en las calles, como estuvieron conteniendo la violencia, eran la Policía Nacional y la Guardia Nacional en una segunda línea”, indicó.

Una investigación del diario venezolano Ultimas Noticias, publicada el 19 de febrero reveló que funcionarios del SEBIN dispararon contra manifestantes el 12 de febrero durante los acontecimientos en los cuales murieron el estudiante Bassil Da Costa y el oficialista Juan Montoya.
Bernal Martínez fue sucedido en el cargo por Gustavo Enrique González López. Ambos funcionarios están incluidos en la lista de sancionados por Estados Unidos en marzo de 2015 por violaciones de derechos humanos y corrupción.

Fuente: http://huelladigital.univisionnoticias.com/venezuela-los-rostros-de-la-represion/category/la-tumba/

miércoles, 20 de mayo de 2015

¿Dónde se ubica Usted?


Al adoptar una posición
 
La cobardía se pregunta: “¿Será segura?”; 
 
La conveniencia se pregunta: “¿Será lo político?”;
 
Y la vanidad se pregunta: “¿Será popular? 
 
Pero la conciencia se pregunta: “¿Será lo correcto?”.  
 
Porque la medida última del hombre no es donde se ubica en momentos de conveniencia pero donde se ubica en momentos de desafíos, crisis y controversias”.   
 
Martin Luther King: Autobiografía.

Todos Traidores... ¡Todos!

Por: Humberto Marcano Rodríguez

Toda autoridad que permita y haga posible que su patria sea invadida por otra nación, se hace traidora  a la misma y este es un delito de LESA PATRIA, el cual no prescribe al igual que los delitos contra los derechos humanos. Son traidores a la patria tanto el jefe de este régimen castro comunista como los ministros, los que detentan los otros poderes, los diputados oficialistas y los integrantes del alto mando militar y con ellos todos los generales y almirantes  que han permitido que nuestro país esté invadido y sojuzgado a Cuba y que ese país expolie las riquezas de todos los venezolanos; que los patanes, invasores, muertos de hambre cubanos campéen libremente en nuestra patria controlando los servicios primordiales y de  alta seguridad, cosa que es del conocimiento de todos los venezolanos por lo que no ha de ser muy  difícil el acusarlos y condenarlos por tan monstruoso  delito quizás más temprano que tarde, son traidores  a la patria cuando aceptan que nuestro territorio sea cercenado incluida nuestra plataforma continental; me estoy refiriendo a nuestro territorio en reclamación de la Guayana Esequiba.

Desde el año 1899 con El Laudo Arbitral de esa fecha, Venezuela había mantenido una constante reclamación sobre la llamada Guayana Esequiba, primero bajo el tutelaje del gobierno inglés y luego con el gobierno de la República de Guyana. Sin embargo, desde la llegada de este régimen castro-comunista con su total y cómplice pasividad, Guyana  ha venido emprendiendo una serie de violaciones  fronterizas y en el propio territorio en reclamo, violando descaradamente los límites establecidos en el acuerdo de Ginebra del año 1966, otorgando  concesiones a terceros países para explotación de las riquezas de ese territorio, así como exploraciones de búsqueda de yacimientos petrolíferos tanto en el territorio de la Guayana Esequiba (según el acuerdo de Ginebra del año 1966, Guyana sin la autorización previa de Venezuela no puede otorgar ninguna clase  de permiso sobre el territorio en reclamo ya que Guyana tiene la posesión de la zona en reclamo más no la soberanía), como en la plataforma continental esta última propiedad exclusiva sin discusión de Venezuela, este régimen ha mantenido un total y  complaciente  silencio público, a sabiendas  que en derecho  internacional rige la norma del que calla  otorga, principio de aquiescencia.


Así hemos visto como a Brasil se le otorga concesión  para hacer una carretera y un puerto en pleno territorio en reclamo (Guayana Esequiba), al igual  que permiso de explotación de oro y otros minerales en detrimento de los intereses nuestros sobre la región.

Guyana, en plena violación al Acuerdo de Ginebra del año 1966, establece una línea arbitraria proyectada sobre el Delta Venezolano delimitando espacios marítimos ubicados en la cuenca de La Guayana  Esequiba y en la cuenca deltana  del Orinoco, creando diferentes bloques que ha ido entregando en concesiones y los mismos están totalmente en aguas venezolanas. Allí tenemos el bloque Pomeron de 23.000 Km2, operado por la empresa canadiense  CGX; el bloque  Starbroek de 70.000 Km2 manejado conjuntamente por las  empresas Shell y Exxon; el bloque Roraima de 13.000 Km2 manejado por la empresa norteamericana Anadarko petroleum. 

Por por lo tanto, cuando Guyana entrega esos lotes de la plataforma deltana del Orinoco propiedad exclusiva de Venezuela a terceros países para  explotaciones petrolíferas, está creando abierta y desafiante un motivo de guerra “causus belli” pero el régimen castro-comunista calla descaradamente ante  este vil despojo territorial (alardean constantemente  de patria, soberanía e independencia, pero se  acobardan ante una republiqueta como Guyana), lo  que  convierte a  nuestros  gobernantes  en traidores  a la patria. ¿Qué papel juegan en todo esto las fuerzas armadas venezolanas? ¿Dónde queda  su condición de garantes de la soberanía patria?

Las pretensiones  de Guyana sobre nuestro territorio de la plataforma deltana y del Orinoco son fríamente calculadas, se trata nada menos que de las bocas del Orinoco y por lo tanto de la salida de la faja bituminosa sin importarle El Acuerdo de Ginebra del  año 1966 y que el territorio de un país está compuesto tanto por la parte territorial como por su prolongación hacia el mar, que viene a ser la plataforma continental o la prolongación territorial hasta un alcance de 200 millas náuticas de la costa.

Lo que está en juego en todo esto es nada menos  que el futuro de Venezuela y de las próximas  generaciones de venezolanos, como bien lo han señalado y denunciado en diferentes ocasiones insignes venezolanos como la periodista, escritora e historiadora Cristina Marcano, el  General de División Oswaldo Suju Raffo, presidente  del Instituto de estudios fronterizos de Venezuela (IDEFV), el doctor   Emilio Figueredo quien fuera  embajador de Venezuela en la ONU, para la aplicación del Acuerdo de Ginebra durante doce(12) años. Los venezolanos tienen que saber que el Delta del Orinoco es más importante  actualmente que el Golfo de Venezuela y que el gran futuro de Venezuela está  en la faja bituminosa del Orinoco, de no ser así empresas como la Shell y la Exxon no se habrían arriesgado a sabiendas que ese territorio es venezolano a emprender allí sus  exploraciones y futuras explotaciones así como otras   empresas de USA y Canadá. Guyana y estas empresas nombradas actúan sobre seguro ante el silencio cómplice de este régimen castro-comunista, que  es  el SILENCIO  DE LOS TRAIDORES A LA PATRIA; silencio que es un secreto a voces que  son las órdenes emanadas desde Cuba y aquí acatadas servilmente.

Mientras  Guyana agrede en esta forma descarada a Venezuela, el régimen que nos gobierna persiste  en darle ayuda energética, suministrándole  ombustible  regalado, igual sucede con los 13 países anglo parlantes del CARICOM que no obstante beneficiarse de cuantiosas ayudas energéticas y monetarias de Venezuela apoyan abiertamente a Guyana ante los organismo internacionales en sus afanes usurpadores, esto es igualmente TRAICION A LA PATRIA. Todo  aquello que se permita y se haga en nuestra Guayana  Esequiba y plataforma deltana y del Orinoco es una traición a la patria y los que lo permiten son traidores  y tendrán que responder ante la justicia por estos  delitos de lesa patria y que recuerden que los mismos no prescriben jamás.


Llama poderosamente la  atención  que  ante  esta gravísima  situación de la invasión descarada  de Guyana  sobre nuestro territorio deltano, los  directivos  de la MUD y de los partidos políticos que hacen vida  en la misma y   se dicen de la oposición han venido callando descaradamente ¿Será  que no  son venezolanos y  por lo tanto nada les importa Venezuela?

¿Opinión de los PRO-USA y los PRO-CUBA?

Por: Oscar Battaglini 


Esa capacidad del Imperio no es nueva. La viene aplicando hace décadas para preservar la permanencia en el poder de aquellos “adversarios” que de alguna manera le han servido para crear la falsa imagen del supuesto equilibrio que existiría en el ámbito de la política internacional, y para justificar y encubrir su agresividad belicista en el mundo entero. Conviene agregar que esta política la ha puesto en práctica sobre todo cuando los regímenes desde los cuales han operado sus “adversarios”, comienzan a evidenciar síntomas de agotamiento y crisis terminal. Es la perfecta imagen del diablo que “salva” a Fausto. Pero a cambio éste debe entregarle el alma.

La primera vez que -en nuestro tiempo- eso se hizo fue a raíz de la crisis y consecuente derrumbe de la Unión Soviética stalinista, en 1989; acontecimiento que el mundo conoció simbólicamente como la “caída del muro de Berlín”. Viva está la imagen de la entrevista de Reagan con Gorbachov, en la que éste fue a solicitarle agónicamente al gobierno de Washington, el apoyo que el sistema burocrático soviético en crisis requería para seguir existiendo. Lo mismo puede decirse de la presencia en Moscú de funcionarios diplomáticos imperiales con la misión de asesorar a Yeltsin para que el derrumbe de ese sistema no introdujera elementos desequilibrantes en la dinámica de la política internacional y para que la crisis fuese superada mediante la preservación en el ejercicio del poder de parte importante de la burocracia gobernante, con la cual se pudiera negociar económica y políticamente en el futuro inmediato. Fue de ahí que surgió, ¿quién lo puede negar?, Putin y la mafia con la que éste ha venido gobernando en Rusia. Las buenas relaciones que el Imperio y la Unión Europea han mantenido y mantienen con Putin -pese a los lunares que últimamente le han salido- confirman que el plan de salvamento del Imperio funcionó a la perfección y de acuerdo a sus previsiones.

Atrás quedaría definitivamente, y de la manera más vergonzosa, toda aquella historia de la “guerra fría”, en la que el Estado soviético, de raíz stalinista, se presentó de manera farsesca ante la opinión pública global como la genuina representación del socialismo y de la revolución mundial.

La segunda oportunidad en que esa política salvacionista se aplicó exitosamente, tiene como referente el caso chino. Aquí no fue sólo el agotamiento del “modelo socialista chino” lo que forzó a la burocracia gubernamental a buscar un entendimiento con el Imperio, sino que ella, adelantándose a lo que veía venir, buscó ese entendimiento a fin de tomar “un segundo aire” que le permitiera “renovarse” y sobre todo, perpetuarse en el ejercicio del poder.

El éxito de esta experiencia ha sido tan espectacular que China se ha constituido, en un período relativamente breve, en la segunda economía del mundo capitalista. Tal conversión ha sido posible gracias a la asociación que se ha dado entre la burocracia del Partido Comunista y del Estado con las transnacionales de origen principalmente norteamericano, como nos lo hace saber el intelectual Eduardo Lucita cuando afirma: “… La mitad de las grandes corporaciones instaladas en el país asiático son de origen norteamericano que remiten sus utilidades a las casas matrices” ( E. L, “La actual crisis económica mundial y sus repercusiones en América Latina”, 2008). Se trata de una asociación en la que las transnacionales aportan prácticamente todo el capital –dada la proverbial e histórica descapitalización de esa sociedad- y la burocracia china pone las condiciones político-jurídicas y administrativas que privan de derechos civiles y laborables a los trabajadores chinos y los convierten en los peor pagados de todo el mundo capitalista. Una clara evidencia de este hecho es el video colgado en internet por la web pijamasurf. Con el que se denuncia que en ese país niños de 13 años trabajan 16 horas al día por 70 centavos de dólar. En China los sindicatos están prohibidos. Quien quiera que sea sorprendido organizando uno, es aprehendido inmediatamente y enviado a prisión. Esto que constituye una de las partes más oscuras del “milagro económico chino”, casi no se menciona en el manejo massmediático que se hace sobre este particular desde los grandes centros; ni es tenido en cuenta por los gobiernos que en todo el mundo que hacen negocios con este país (ese es, como sabemos, el caso de la burocracia chavista en el poder).

Otra cosa que tampoco se menciona en esa publicidad, es que no obstante los elevados índices de su crecimiento económico, todavía China no ha podido colocarse en el ranking de los países desarrollados del mundo. Los 900 millones de pobres que aun se registran en una sociedad de aproximadamente 1200 ó 1300 millones de habitantes, son la mayor demostración de tal confirmación.

El tercer caso en esta secuencia lo representa el caso cubano, el cual se encuentra como diría un conocido comunicador, en pleno desarrollo. A esto se llega como en los casos anteriores, una vez que el agotamiento y la decadencia del modelo político “socialista” (nuevo nombre con el que el neopopulismo latinoamericano ha pretendido cubrirse) que ha regido en Cuba por más de 50 años se ha hecho ostensible. Durante todo ese tiempo la burocracia gobernante en ese país no promovió ni siquiera las cosas mínimas para la creación de un país democrático con instituciones que garantizaran el pleno ejercicio de los derechos ciudadanos; con una economía propia, autosuficiente y con capacidad para proporcionarle a sus trabajadores y profesionales un empleo estable, bien remunerado y amparado por una legislación social que les garantizase su seguridad y la de sus familiares; etc.

En su lugar lo que hizo esa burocracia desde un principio fue:
1.- crear una sociedad regida de manera autoritaria y totalitaria.
2.-engancharse en un enfrentamiento infantil, torpe e impolítico con el Imperio en el que éste terminó sacando la mejor parte, en detrimento del pueblo y de la sociedad cubana.
3.- dedicarse a vivir de los subsidios que le otorgaba la burocracia rusa por sus exportaciones de azúcar, cuestión que se acabó cuando sobrevino el “derrumbe del muro de Berlín en 1989”.
4.- a vivir de la renta que le aporta la negociación con el capital hotelero internacional.
5.- y finalmente, a vivir de las depredaciones que han venido haciendo en Venezuela en el curso de los 15 años que el chavismo lleva en el poder.

Hoy cuando la situación ya no da para más, a esa burocracia no le ha quedado más remedio que pasar –de la manera más vergonzosa- la página de sus enfrentamientos con el Imperio para aceptar el auxilio de éste que le permita salvarse y mantenerse en el poder. Una especie de modelo chino en Cuba.

En Venezuela, dada la profundidad de la crisis social y política en desarrollo, potencialmente existe la posibilidad de que aquí también se dé una negociación de este tipo. Aunque ya se han producido algunos amagos, no se ha avanzado mucho porque el madurismo se encuentra cumpliendo la fase de su política “anti-imperialista”. Confía en que puede mantenerse en el poder continuando con su política clientelar entre los pobres; las remesas petroleras que le siguen llegando principalmente de EE.UU; y de la represión que progresivamente se ha venido ampliando e intensificando. Pero esto no alcanza para contener o atenuar los efectos negativos de la crisis que lo acogota.

Sabiendo esto, el Imperio se mantiene en su puerta de entrada esperando que en algún momento lo llamen para solicitar sus servicios. Sin embargo es preciso decir, que aquí las cosas no les van a resultar tan fáciles, en primer lugar por la naturaleza de la política que se viene practicando en su relación contradictoria con el Imperio; en segundo lugar porque al madurismo se le está agotando el tiempo aceleradamente; en tercer lugar, porque el Imperio pudiera estar dudando entre salvarlo o contribuir a hundirlo a fin de negociar con otros actores, como es presumible; y en cuarto lugar, porque la negociación entre ellos no se podría dar a puertas cerradas y sin oposición interna. Aquí cabe esperar que eso no ocurra, o en la peor de las circunstancias impedirlo a como dé lugar.

Fuente: http://www.larazon.net/2015/05/18/y-si-es-el-imperio-el-que-salva-a-maduro/#sthash.zj21VwAV.dpuf

lunes, 18 de mayo de 2015

No se quien lo escribió...


Si Venezuela cuenta con yacimientos petrolíferos matemáticamente incalculables, si el planeta se mueve con energía extraída del  petróleo, entonces la crisis que padece la República no es socioeconómica, es moral: en consecuencia,  y sin ánimo de dármelas de predicador o profesor de la extinta asignatura “Moral y Cívica”, permítame amigo lector, que conjuntamente recordemos los doce (12) valores morales fundamentales.

1).HONESTIDAD: es el respeto a los principios morales  y el cumplimiento de lo que la sociedad considera como buenas costumbres. Quien es honestojamás se apropia de lo que no le pertenece.
2).TOLERANCIAse expresa en la disposición para admitir de las demás personas su manera  de pensar, obrar y ser diferentes. Representa un valor fundamental para el mantenimiento  de la convivencia pacífica.
3).PAZ: es el fruto de la sana convivencia entre los hombres. Para hacerla posible es necesario un ordenamiento social justo, en el que todos los ciudadanos tengan las mismas oportunidades para desarrollarse como personas y le sean respetados sus derechos fundamentales.
4).SOLIDARIDAD: cuando dos o más personas se unen  y colaboran mutuamente para lograr un fin común, entonces estamos en presencia de la solidaridad. Este valor ha sido de gran trascendencia  para el género humano, porque gracias a la solidaridad, no solo ha alcanzado el más alto nivel de civilización  y desarrollo sino que ha logrado sobrevivir y salir airoso de los más terribles desastres.
5).RESPONSABILIDAD: representa la conciencia de las consecuencias de todo cuanto hacemos o dejamos de hacer por nosotros o por las demás personas.
6).HUMILDAD: constituye la conciencia de lo que somos,de nuestras fortalezas y debilidades  como seres humanos; por lo tanto, nos impide considerarnos superiores a los demás. Gracias a este valor, percibimos nuestra pequeñez frente al Universo  y al conocimiento acumulado por la humanidad.
7).PERSEVERANCIA: significa la firmeza y constancia en la ejecución de propósitos o en la realización de una labor. Ahora bien, para ser perseverante hay que ser necesariamente disciplinado  y decidido. Pero, jamás temerario.
 8).FORTALEZA: La fortaleza es la capacidad que nos permite mantenernos firmes y fieles a nuestras conviccioneshacerle frente a las diferentes situaciones que la vida nos presenta. Gracias a ella, logramos entender que estas circunstancias son parte de la vida y que la mejor manera de enfrentarlas  es luchar convencido de que saldremos adelante.
 9).JUSTICIA: consiste en conocer, respetar y hacer valer los derechos de las personas. Implica, condenar todo comportamiento que tienda a dañar individuos o cosas. 
10).LIBERTAD: es la posibilidad que tenemos para decidir por nosotros mismos. La libertad como tal, no es sinónimo para hacer lo que nos provoque sin medir las consecuencias de nuestros actos. 
11).LEALTAD: tiene mucho que ver con los sentimientos  de apegofidelidad y respeto que nos inspiran las personas que queremos o las ideas con las cuales nos identificamos. Existen muchas cosas que nos merecen lealtad: Dios, patria, amigos, pareja… 
12).AMISTAD: constituye la más noble y desinteresada forma  de afecto que una persona puede sentir por otra. Quienes creen en la amistad, se aceptan como tal son. Ello, en modo alguno implica complicidad o encubrimiento. 
      Para concluir, es obligante amigo lector recordar que tenemos la obligación ética de cuidar, preservar, proteger y defender  “el pedacito de tierra” que al norte de la América del Sur y en la Ribera del Arauca Vibrador, nos dejó Simón Bolívar: el gobierno gerenciando con eficiencia, el militar defendiendo la independencia, el religioso transformando espiritualmente su rebaño,  el pueblo acatando las Leyes de la República y todos en general, haciendo bien hecho lo que a cada quien le corresponda hacer.