mover

mover

sábado, 1 de agosto de 2009

Libertad


Un valor que todos reconocemos, pero que pocos sabemos defender, o del cual podemos abusar - La libertad es un derecho natural de la persona, sin importar la edad, sexo o cualquier otra diferencia de cualquier índole. Gracias a la libertad podemos realizar aspiraciones: un mejor nivel de vida, formar a los hijos para que aprendan a tomar mejores descisiones, buscar un lugar adecuado para vivir, participar de manera activa en beneficio de la sociedad, llevar una vida congruente con la moral y la ética en todo el quehacer profesional, buscar una educación de calidad... pero estos son los efectos de la libertad, no la libertad misma. La libertad puede entenderse como la capacidad de elegir entre el bien y el mal responsablemente. Esta responsabilidad implica conocer lo bueno o malo de las cosas y proceder de acuerdo con nuestra conciencia, de otra manera, se reduce el concepto a una mera expresión de un impulso o del instinto.Toda decisión se enfrenta a la consideración de lo bueno y lo malo, del beneficio o el perjuicio de una acción. Si no se realiza este juicio se puede incurrir con facilidad en un error pues se hace un uso irresponsable de la libertad. Al igual que en otros aspectos de nuestra vida, el abuso se convierte en un actuar conforme a nuestros impulsos, sin reconocer barreras, límites, moral o ética, es decir, se convierte en libertinaje. El mal uso o abuso de este derecho, simpre tendrá repercusiones en nuestros semejantes. Es inconcebible pensar que nuestro poceder es independiente y único, no podemos obrar como si fuéramos los únicos en el mundo o imponer sin ton ni son normas a las cuales deben sujetarse los que nos rodean; si por alguna razón alguien con autoridad o poder de cualquier índole afecta abusando "libremente" en perjuicio del prójimo, está olvidando las bases y principios que le han otorgado esas capacidades para el servicio, bienestar y desarrollo de los demás.Tal es la magnitud de la libertad, que ni Dios la condiciona o restringe, pues forma parte de nuestra naturaleza; sus mandamientos son una guía con la cual se puede ser más humano, nada parecido a un condicionamiento, pues se nota por las acciones, que todos tenemos la capacidad de aceptar o rechazar lo propuesto, de asumirlo con alegría o rechazarlo abiertamente, haciendo lo que mejor nos parece; sin que en este momento se juzgue si esa aceptación o menosprecio sea bueno o malo, podemos afirmar nuevamente que siempre estaremos ejerciendo nuestro derecho de ser Libres.La Libertad no se construye. No es como en el caso de virtudes como la perseverancia, la fortaleza o la paciencia que requieren de un esfuerzo constante y continuo para hacer de ellas una parte integral de nuestra vida. La libertad se ejerce de acuerdo con los principios fundamentales que nacen en la conciencia, en la familia y en la sociedad, es ahí dónde este valor se orienta, forma, educa y respalda, forjando personas íntegras.Puede ocurrir que nuestra libertad se vea obstruída por cualquier motivo, lo peor sería dejarnos llevar por el desánimo o el pesimismo, la Libertad siempre estará latente en nuestro ser y en nuestra mente. Siempre contaremos con la libertad de elegir cómo nos afectan las circunstancias. Nuestra libertad, aún cuando sea obstruída, permanece en nuestro interior cuando elegimos si lo que nos ocurre nos derrota, o permanecemos de pie. Desgraciadamente es en condiciones adversas cuando se considera en toda su magnitud el valor que reside en la Libertad. Por eso mismo se defiende la libertad de expresión, de traslado, de decidir por aquello que nos traiga un beneficio, de trabajar donde se prefiera o de elegir lo mejor para la familia o para la sociedad. Podemos percibir mejor la libertad en nuestra vida diaria en muchos aspectos: En el momento que procuramos enseñarle a los demás (hijos, empleados, padres, amigos, etc.) a considerar lo bueno y lo malo de cada acto; cuando tenemos acceso a distintos medios de comunicación y encontramos que se puede expresar opiniones con respeto y educación; Cuando usamos correctamente de servicios públicos.Reflexionar en la libertad es una oportunidad para considerar lo que tenemos, cómo lo aprovechamos o desaprovechamos, lo que hemos hecho y dejado de hacer. Vivir libremente es respetar, y al mismo tiempo es decidir, es ejercer un derecho.

A dentelladas


Por: Myriam Obadía - Abogada venezolana - mybuho7@attglobal.net - Las cartas de Myriam - Militares golpistas del 4 de febrero, asaltantes del Poder Civil y del Erario Público, a dentelladas y con ardides “legalistas” intentan arrebatarnos lo que queda de país. Agotado el discurso del engaño y la mentira, la “megalomanía convencida” de que son los medios de comunicación, los que han hecho naufragar la farsa y no el mal comportamiento, se apresta a extraerles las cuerdas vocales y a arrebatarle la pluma: a locutores, a periodistas y a escribidores. Sin rodeos, busca silenciar los escandalosos atracos a la propiedad privada, al pillaje, a la malversación de los bienes públicos y a la protesta airada de “revolucionarios” defraudados. Un gobierno disoluto aplica la llave perfecta para blindar la corrupción: La Ley Silencio de Ortega y el cierre de las Radio-Emisoras que no se aliaron a la revolución. Ostentando una autoridad ilegítima, sustentada en el fraude y en las violaciones a las leyes de la República, el régimen se propone fusilar pensamiento y expresión. Con tretas nauseabundas impone, lo rechazado por millones de ciudadanos. En el colmo de las barbaridades, la Fiscal General de la República, “con rodilla en tierra”, propone REGULAR un derecho humano y constitucional: la libertad de pensamiento y expresión. La Garante de los derechos constitucionales, propone un adefesio de ley, para criminalizar y coartar el ejercicio de las libertades. Pasa por alto, el artículo 19 de la Carta Magna, que establece la obligatoriedad de los Órganos de los Poderes Públicos, de respetar y garantizar los derechos humanos. Violenta el derecho de todo ciudadano a expresar libremente: pensamientos, ideas u opiniones y a estar oportunamente informado. (Artículos 57 y 58). Por otra parte, la prepotencia, arrogancia y sumisión, del Ministro Diosdado Cabello, le hacen olvidar o tal vez ignora que: “Todo acto dictado en ejercicio del Poder Público que VIOLE O MENOSCABE LOS DERECHOS GARANTIZADOS POR ESTA CONSTITUCIÓN Y LA LEY ES NULO; y los funcionarios y funcionarias públicas que lo ordenen o ejecuten incurren en responsabilidad penal, civil y administrativa, según los casos, SIN QUE LES SIRVA DE EXCUSAS ÓRDENES SUPERIORES” (Art. 25). La Ley Orgánica de Procesos Electorales, redactada deliberadamente con el propósito de mantener la hegemonía, le otorga a un organismo electoral sintonizado a las artimañas “revolucionarias” , la facultad de dictar de acuerdo a los acontecimientos, (“como vaya viniendo vamos viendo”) normas y reglamentos, que aseguren la victoria de los camaradas. El despojo de las empresas radiodifusoras, el proyecto de Ley Contra los Delitos Mediáticos y esta última, son dentelladas desesperadas de la dictadura. Los magistrados del Tribunal Supremo de Justicia, que “ni son, ni aparentan ser independientes” , tienen diez años sometiendo al chantaje del despido y a las purgas, a los jueces provisorios que son más del 80% de la nómina. La Corte Interamericana de Derechos Humanos, en una nueva sentencia, condenó las violaciones a sus derechos humanos y criticó la pérfida provisionalidad practicada por el régimen. Ante la indefensión, por los constantes ataques del Estado y los de un desesperado mandatario, cuya popularidad y rechazo descienden cada día, como consecuencia de su instigación al odio y a la guerra; a su divulgación de falsedades “que crean pánico y zozobra” (invasión del imperio); del atropello a la “seguridad nacional” (control de Cuba en Puertos, Aeropuertos, Registros Públicos y la Oficina Nacional de Identificación y Extranjería) y de la corrupción y la ineficiencia, es nuestro deber dar la cara e impedir, que sigan disecando la Ley Fundamental de la República. Diez años y medio de insolentes maquinaciones, de retos y provocaciones, son más que suficientes para que nos aprestemos a recoger el guante. ¡Adelante a luchar compatriotas, con la unión y la fuerza de nuestros valores, los militares golpistas enemigos de la democracia, no nos callarán!

La casa que hace las sombras


El "gran jefe", como sofisma de distracción, está cazando pelea con los gobiernos de la región que no se han alineado a su proyecto neocomunista y hegemónico. Mientras tanto, internamente la Asamblea Nacional le hace el trabajo sucio de subsumir al país a una dictadura. Este jueves 30 de julio, el Parlamento fue escenario de la vileza más repudiable que puede sufrir una democracia. Se dieron dos saltos para abolir en el país dos derechos fundamentales: la libertad de elegir y la libertad de expresión. Por un lado, se aprobó en segunda discusión, en una maratónica y apresurada jornada de unas 11 horas, casi el 100% de la Ley Orgánica de Procesos Electorales. Fue grotesco presenciar cómo a la ligera y de manera atropellada los parlamentarios cortaban de raíz toda posibilidad de que en Venezuela pueda existir una convivencia plural y democrática. Y por otro, recibió con beneplácito una propuesta de la Fiscal General, Luisa Ortega Díaz, para promulgar una ley penal sobre delitos mediáticos que exterminaría totalmente el derecho de informar en libertad. En el primer caso, los venezolanos tienen como un hecho ya cumplido, una Ley que regirá todo proceso electoral donde se viola flagrantemente el artículo 63 de la Constitución de la República. Este artículo establece que el Sistema Electoral de Venezuela debe garantizar "personalización del sufragio y la representación proporcional". El espíritu de esta norma era garantizar la representación de las minorías en los cuerpos legislativos (Asamblea Nacional, legislaciones estadales y del Distrito Capital, y los concejos municipales).Lo medular del texto de ley aprobado este jueves es que impone un cambio radical del sistema electoral vigente, para dar paso, sin discusión pública y a espaldas de la sociedad venezolana, a un "sistema electoral paralelo". Un sistema donde las diferentes visiones de país de la población no estarán representadas con equidad en las legislaturas. Adicionalmente, la ley que este viernes terminarán de rematar los parlamentarios rojitos, le da amplias facultades al CNE para cambiar y mover de manera arbitraria y opaca los circuitos electorales. Y además, le otorga una gran discrecionalidad para que elabore normativas y resoluciones que regulen, amplíen o restrinjan a los procesos electorales. Es decir, para que le haga el traje electoral a la medida de las ambiciones del primer mandatario. El resultado es que el Gobierno seguirá borrando la democracia en Venezuela, para imponer su dictadura a la cubana protegido con una bufa legalidad.Con esta ley en marcha a la sociedad democrática sólo le quedan tres caminos. Todos igual de espinosos. El primero, exigirle al Consejo Nacional Electoral, como supuesto poder independiente que debería ser, que cumpla con el artículo 293 de la Constitución que lo obliga a ser garante de que el Sistema Electoral garantice la proporcionalidad, so pena de que se le aplique el artículo 25 que establece la responsabilidad penal y administrativa a todo ente del Estado que viole la norma constitucional. El segundo, recurrir al Tribunal Supremo de Justicia y a todos los entes internacionales de justicia para que se obligue al Gobierno a retornar las leyes al marco constitucional. El tercero, la activación de la sociedad para exigir el cumplimiento de la Constitución. Tres acciones que se deben realizar antes de que los parlamentarios rojitos en tropelía, aprueben en otra maratónica jornada una ley de delitos mediáticos, que llevará a la cárcel a cuanto venezolano diga esta boca es mía. Disponible en inglés en: www.veneconomy.com a partir de las 4:00 p.m.

Venezuela amordazada

EDITORIAL - Chávez quiere encarcelar a quienes divulguen noticias contrarias al catecismo del régimen - 01/08/2009 - La deriva autoritaria de Hugo Chávez es alarmante. Si algo deja claro la experiencia venezolana es que celebrar elecciones, y ganarlas, no basta ni mucho menos para garantizar un sistema democrático, sobre todo cuando se carece, como es el caso, de mecanismos compensatorios y las instituciones del Estado están al servicio del poder. Uno de los pocos argumentos que le quedaban a Chávez contra quienes le acusan de autócrata es que en Venezuela no hay censura directa que impida las críticas a su acción política. Verdad a medias, puesto que si por un lado su Gobierno ha construido en los últimos años un imperio mediático adicto, por otro reprime implacablemente la información adversa. Como muestra, el forzado cierre, en 2007, de Radio Caracas, el cerco contra otras muchas pequeñas emisoras y la ofensiva contra Globovisión, la última cadena nacional crítica con el chavismo. Todo ello resulta insuficiente para acabar de derribar el Estado burgués y crear el del proletariado, en palabras del caudillo bolivariano. Chávez, que controla cada palanca del poder, se considera una víctima de los medios. Por eso su fiscal general acaba de presentar al Parlamento un proyecto de ley que permitirá encarcelar a quienes divulguen informaciones que, por ejemplo, "puedan atentar contra la estabilidad de las instituciones del Estado", "la salud mental o la moral pública", o que "generen sensación de impunidad o inseguridad" entre la población. El nuevo catecismo contra los delitos mediáticos es considerado por periodistas y editores un texto "brutal", susceptible de criminalizar cualquier opinión. El proyecto no precisa quién calibrará qué noticias son "falsas" o cuáles "manipuladas" o "interesadas", cuya divulgación puede acarrear hasta cuatro años entre rejas. Para el Ministerio de Información, actual guardián de la verdad, es falso que la inseguridad ciudadana aumente o que lo hagan el narcotráfico o el desabastecimiento alimentario, noticias todas avaladas internacionalmente y aireadas por los pocos medios venezolanos que se atreven. O que se hayan entregado a las terroristas FARC, en Colombia, lanzacohetes suecos vendidos a Venezuela, hecho denunciado por Bogotá y por el que Estocolmo ha pedido explicaciones a Caracas. Un incidente éste por el que Chávez ha vuelto a romper con Uribe y amenaza al país vecino con represalias. Aun con elecciones, Chávez está cada vez más cerca de la dictadura.
http://www.elpais. com/articulo/ opinion/Venezuel a/amordazada/ elpepuopi/ 20090801elpepiop i_3/Tes

Escuche esto

Por: Simón Anduze G.
—¡Tonce, compadre!, ¿qué le parece el proyecto de Ley Especial contra Delitos Mediáticos?
—Que deberíamos cambiarle el nombre al país y ponerle República Draconiana de Venezuela.
—¿Y eso?
—Por la cantidad de Dracón que tenemos, que se creen legisladores.
—¿Y quién es ese Dracón?
—Un griego de un bojote de años antes de Cristo, al que se le atribuye la primera codificación de las leyes de Atenas, hasta entonces transmitidas oralmente. El rigor de ese código –que contemplaba penas muy severas aún para infracciones menores– dio origen a la expresión draconiano para indicar un sistema riguroso de castigos. Con esta ley que propone el Ejecutivo de Venezuela, pueden castigar al periodista hasta por lo que no escribió o no dijo: el artículo 1 establece “…sancionar las acciones u omisiones desplegadas…” El artículo 10 es más explícito: “Los propietarios, directivos o responsables de medios de comunicación social que de manera voluntaria e injustificada, se negaran a informar sobre hechos o situaciones cuya falta de divulgación constituya una lesión al derecho a la información…”
—Eso es confuso: ¿cómo puede desplegarse una omisión… algo que no está a la vista?
—Sí. Cuando la norma no es clara y precisa, no obliga a que el juez la interprete con imparcialidad… Un mal juez la interpretará –y sancionará– a su conveniencia.
—¡O como lo ordene el caudillo!
—El artículo 3 soslaya el concepto de ‘editorial’ cuando dice que serían penados “…los dueños y cualquier otra persona que ejerza cargos directivos en medios de comunicación…” La fiscal general, Luisa Ortega Díaz (quien es la cabeza visible de la propuesta) olvida que sólo el editorial es la opinión del medio de comunicación y que todas las demás opiniones –desplegadas por el medio aunque no las comparte– se basan en el principio de libertad de opinión y de expresión.
—¿Por qué el Gobierno quiere esta ley si ya existe la Ley RESORTE?
—Porque los periodistas le buscaron la vuelta a la Ley RESORTE y han logrado hacer su trabajo. Con esta Ley especial –que ya algunos han comenzado a llamar Ley Censura– los medios estarán obligados a publicar lo que el Gobierno quiere que se publique.
—Parece que el más perjudicado es el reportero de calle porque tendrá que cortar las entrevistas que cree que pueden molestar al Gobierno.
—El artículo 3 establece castigos para “…cualquier otra persona que se exprese a través de cualquier medio de comunicación…” Yo entiendo que esto se refiere al entrevistado en la calle; si es así, el más perjudicado es el pueblo porque las entrevistas de calle son la vox populi.

Comunicado Movimiento Estudiantil Venezolano

Movimiento Estudiantil Venezolano - Fecha de publicación: Sábado 1ro Agosto 2009 - Asunto: Convocatoria a marcha en defensa de la Libertad de Expresión. Debido a la decisión que Conatel anunció este viernes sobre los procedimientos administrativos abiertos a emisoras radiales por presuntos incumplimientos a la Ley Orgánica de Telecomunicaciones, se han cerrado diversas emisoras de radio y es por eso que una vez más debemos activarnos en contra de los atropellos al derecho a la información y a la libertad de expresión.
Mañana Domingo 2 de agosto 2009
a partir de las 9:30 am
se prepara una manifestación
que partirá del metro de los Dos caminos
en dirección a CBN
.

¡Prohibido Olvidar!


¿Lo resientes? Bueno. Estrategias del juego Hugo.

Gobierno venezolano denuncia campaña en el Twitter - Sábado, 01 de Agosto de 2009 16:36 Redacción Noticias - Politica View Comments - El Twitter se convirtió hoy en referencia para los venezolanos a raíz del cierre de varias emisoras radiales a nivel nacional, inmediatamente comenzo un movimiento espontaneo que ha puesto en alerta al gobierno de Hugo Chavez según lo refleja una nota en la ABN, a continuación la nota completa: Campaña mediática de ultra derecha repercute en redes sociales en internetCaracas, 01 Ago. ABN.- La vertiginosidad de la campaña mediática emprendida por la ultraderecha venezolana sobre el caso de las cesiones de concesiones, apegado a ley, que realizó la Comisión Nacional de Telecomunicaciones (Conatel) a 34 radio emisoras en el país, comienza a ver resultados en redes sociales de internet como Twitter donde Venezuela, por primera vez, se encuentra entre los 10 tópicos más comentados de ésta red.Convocatorias a tomar la calle, desesperanzas sobre el rumbo que tomarán nuestros medios de comunicación, la libertad de expresión, condenas e improperios redundan sobre el tema que se monitorea por el canal #Freemediave, posteado por uno de los circuitos cerrados CNB (102.3 Circuito Nacional Belfort).El canal expresa lo siguiente “Promueve el twitter CNB. Copia en tus mensajes #freemediave . Así rankeamos el twitter CNB entre los más comentados de la red”, los efectos son inmediatos en un par de horas ha logrado generar casi 10 mil comentarios dentro de Twitter.Resalta sobre todo, que quienes argumentan y exponen sus comentarios, han obviado pequeños detalles de fondo como la convocatoria que recientemente Conatel realizó a todos los radiodifusores venezolanos para actualizar su registro y colocarse a derecho dado que muchas de las concesiones otorgadas del espacio radioeléctrico estaban siendo operadas por pequeños grupos de poder que monopolizaron el espectro, restándole espacio a miles de pequeños productores y emprendedores comunitarios.Asimismo, olvidan que las operaciones de los medios están sujetas a normativas legales entre las que expresamente se indican que las concesiones de las frecuencias, no pueden ser transferidas ni ser parte de sucesión a familiares como sucede expresamente, por tomar un ejemplo, con la frecuencia 102.3 del Circuito Nacional Belfort (CNB).CNB, como se denominaba comercialmente la estación, no pertenecía al empresario Nelson Belfort, tal como insistentemente lo están informando los medios de comunicación privados, los cuales denuncian que se está violando la libertad de expresión en Venezuela con el cese de las concesiones a las empresas radiales.La concesión de la frecuencia se otorgó originalmente a la ciudadana Rosa Rodríguez de Guiscafre y no al empresario Nelson Belfort como se ha pretendido hacer creer a la población, por lo cual se convierte en un agravio a la Ley de Telecomunicaciones e Informática.Esta reactividad que ha hecho correr la bola de nieve arrastrando a miles de personas a condenar las acciones legales emprendidas por este órgano rector venezolano, atiende simplemente a las pretensiones que esta cúpula de poder se ha dedicado a inyectar en el colectivo, haciendo entender que las medidas van en detrimento del sagrado derecho a la libertad de expresión.Cabe destacar que según un ranqueo de enero de 2009 realizado por Compete.com, portal dedicado a las mediciones de internet, demostró que Twitter se encuentra en la posición número tres de las redes sociales más visitadas a nivel mundial lo que coloca a millones de personas en predisposición y a la buena de los efectos que causa esta campaña de desprestigio.El componente gregario de los usuarios de esta, red según estadísticas del mismo Twitter, indican que el 40% son estadounidenses y el otro 60% aborda en orden decreciente a países como Japón con el 39% (de ese 60% no estadounidense), para luego posicionar a España en tercer lugar con 11% y en cuarto lugar Reino Unido con10% y entre los latinos Brasil destaca con un 7 % al lado de Alemania y Francia que mantiene la misma proporción del 7% de la torta.Es de índole entender que esta herramienta de microblogging que se ha convertido virulentamente en una ventana para obtener información en tiempo real pero está pregnada de vicios propios de Internet, como la inexactitud o inexistencia de la fuente o lo que implica la propia confirmación del hecho.Sin embargo, y a la luz del cambio radical a nivel mundial que han experimentado los medios tradicionales y las sociedades en la forma de comunicar Twitter, Facebook, Myspace, el Blog entre muchos otros, son una alternativa de intercambio de información en tiempo real pero evidentemente un nuevo canal para crear terror.
http://www.abn.info.ve/noticia.php?articulo=193133&lee=4