mover

mover

martes, 9 de junio de 2009

HAGA su revolución de una vez


Por: Francisco Alarcón - Nunca he visto una “revolución” que tarde tanto, teniendo todo el poder en sus manos y la disposición de hacerla. Con anuncios diarios y las consecuentes amenazas, atormentando a la población sin saber qué sucederá mañana con sus bienes y pertenencias. Mao, no la hizo así en China, Lenín consultaba al Partido Comunista ruso y Robespierre fue más arrollador en Francia. La historia no está hecha a plazos predeterminados por un sólo individuo, y las revoluciones se hacen o no se hacen. El Che Guevara y Fidel arrancaron su “revolución” sin detenerse a rendirle cuentas a nadie, al comienzo con cierto pundonor, las peroratas eran para justificar las medidas y no a la inversa. Por qué si el presidente Chávez lleva diez años queriendo hacer una revolución y dice contar con las mayorías populares no la hace de una vez, nadie lo detendrá desde el poder central, quienes han mostrado hasta ahora bastante obsecuencia. Chávez debe cumplirles a sus correligionarios cerrando cuanto medio de comunicación le estorbe, sin buscar tantos alegatos, que si no pagan el derecho de frente o tiran los desperdicios a la calle. Sin delegar en Diosdado ni en otro funcionario del régimen. Esto es una “revolución” y quienes vayan en contra de ella son sus “enemigos”. Al final, todos los alegatos “legales” de nada le servirán para el mundo civilizado y democrático. Lo mismo ocurre con las leyes que va aprobando la Asamblea Nacional , donde se revierte la decisión soberana de una reforma rechazada el 2D. Empiece a expropiar a todos los burgueses de este país, sin misericordia alguna. No permita más latrocinios y entregue una libreta de racionamiento bien implementada, que a lo mejor da oportunidades de obtener los productos de primera necesidad, que actualmente no se consiguen por ninguna parte; sincérese con su “pueblo” y con el resto de los venezolanos que se dejan bajar los pantalones sin ninguna protesta. Comience simultáneamente a crear una red social de atención hospitalaria, acabe con la inseguridad, haga lo que hizo Fidel con los malandros en Cuba. Termine de centralizar el poder no permitiendo que el hampa le malogre su “revolución”. La oposición casi no existe, está tristemente desvencijada, no sabe asumir su responsabilidad histórica, los estudiantes en pírricos anuncios y movilizaciones no han logrado cristalizar un movimiento con fuerza. Las personas que como yo escriben no “tumban” gobiernos sino se concretan a dar sus opiniones, y si también le estorban hágaselo saber a los dueños de los medios o ciérrelos. A pesar de que no hay nadie en este país con juicio sano que no desee una reconciliación entre los ciudadanos y la pacificación de Venezuela. Por ello, me tomo la libertad de sugerirle que está en su tiempo para llevar a cabo su “revolución” aproveche los aires a su favor, la luna y los recursos. Olvídese de adecos, copeyanos, etc. De encuentros entre intelectuales y académicos, y échele bolas. Me gustaría ver el final de está “revolución” planteada como una novela por entregas, sin que alcance su desenlace tras diez años de anuncios e intimidaciones. Los personajes están, la trama existe lo que no termina de abreviarse es la última etapa. Los capítulos intermedios ya son trillados, con el argumento de ¡me voy a salir de la OEA! Y Así tantas cosas que ocurren con su mundo externo, difícil de engranar cuando se le escapa un gazapo en la reunión con Lula, y después tiene que pedirle disculpas a Cristina Kichner. Cuando la industria señera de este país anda pidiendo prestado a todo el orbe y no logra ni abastecer el mercado interno. Bueno, eso no lo digo yo únicamente, sino aparece publicado por todas partes. Venezuela era un tesoro para sus habitantes, nacidos en su suelo o no. Hoy es un aprisco, que a lo mejor necesita de esa “revolución” que lleva diez años gestándose, al final su aprobación o reprobación descansará mayoritariamente en los seguidores de su líder. Lo cierto es que hasta las revoluciones se pasan de tiempo entre tantos manoseos, son como las carnes en braza que pueden chamuscarse sin estar cocinadas.

Democracia en construcción


Al momento de redactar este VenEconomía Opina, organizaciones políticas de la alternativa democrática y organizaciones civiles del país anunciaban oficialmente la conformación de una Mesa de Trabajo Unitaria. Esta Mesa es uno de los esfuerzos de unidad más estructurados que se realizan desde que se conformó la Coordinadora Democrática en 2002. No hay duda que el reto a enfrentar es difícil, y la adversidad a vencer es variopinta. Es de pensar que este esfuerzo va a ser torpedeado y boicoteado con todo el peso del poder del Gobierno, así como también desde las mismas filas de la oposición. Es de esperar, que esta Mesa de Trabajo trascienda el tema electoral y se aboque a la elaboración de una propuesta de país, que pueda ser contrapuesta al proyecto neocomunista y totalitario de Hugo Chávez. El obstáculo más difícil de derribar es el escepticismo de los venezolanos sobre la credibilidad en ese nuevo proyecto democrático, como una opción válida y ejecutable. Sólo para tener una idea de cuán difícil es la tarea a emprender basta analizar los resultados de la última encuesta de Hinterlaces, realizada a finales de mayo. La popularidad de Chávez cayó 11% (hasta llegar a 41%) desde el primer trimestre de 2009, momento cuando ganó el referendo donde se aprobó la enmienda reeleccionaria. Pero, cuidado con llamarse a engaño. Ese resultado adverso a Chávez no quiere decir que la oposición está en posición de ganarle hoy a Chávez en unas elecciones a la Presidencia. Para vencer al mandatario se requiere de un líder nuevo con un mensaje renovado y muy bien estructurado. Así se deduce de las respuestas a la pregunta sobre ¿por quién votaría si el domingo se realizaran elecciones para elegir al Presidente de la República? Si la contienda fuera entre Chávez y un candidato nuevo ni chavista ni opositor, el triunfador sería el candidato nuevo en una proporción 49% a 40%, con 11% que no responde o no sabe. Pero si la contienda fuera entre Chávez y un candidato de oposición, tal como se entiende éste hoy, Chávez se alzaría de nuevo en la Presidencia con 43% de los votos vs 39% para el opositor y 18% que no sabe o no responde.Ahora bien, es cierto que es importante lograr un bloque democrático unido cara a los próximos comicios de la Asamblea Nacional y concejos municipales. Pero, lo medular es desmontar las mentiras con las que Chávez, después de una década, mantiene embelesado a un número importante de venezolanos.Según afirma Hinterlaces, uno de los meollos del problema está en el discurso. Es darle sentido a los asuntos públicos, utilizando el sistema de valores y sentimientos compartido por la mayoría de los venezolanos. Es construir una oferta superior, cuestionando el marco moral, a fin de confrontar el proyecto de Chávez con los valores y principios de la sociedad venezolana. Otro reto es derrotar el aparato de propaganda e información del Gobierno. En éste radica parte de su fortaleza. Eso lo sabe el Gobierno. De allí la nueva y brutal arremetida contra los medios de comunicación, donde no escapan ni la prensa escrita, ni las televisoras de suscripción por cable, y que ahora está focalizado en Globovisión, el último canal independiente de señal libre.. Disponible en inglés en: www.veneconomy. com

¿Qué es un intelectual?


Por: Germán Carrera Damas - Un intelectual no es la persona que escribe y que exhibe cierta creatividad para manejar ideas y palabras, sino la que tiene un profundo y absoluto respeto por las ideas, que comprende la potencialidad de las ideas, para el bien y para el mal, y no juega con ellas; que sabe que su función no es adscribirse a una tendencia política, sino ser capaz de determinar qué valores fundamentales de la sociedad o de la humanidad están en juego en un momento dado y servir a esos valores. El intelectual no confunde notoriedad con prestigio. Su afán no es estar presente, sino que son personas para quienes pensar significa comprometerse, no en función del efecto que puedan causar, sino en función de lo que ponen en juego".

Yo Dialogo, Tu No Dialogas


Por: Germán Carrera Damas - Escuela de Historia - Universidad Central de Venezuela - La frecuencia con que se menciona el término diálogo. Las virtudes que se le atribuyen. Las esperanzas que se cree representa y que ciertamente despierta. Los discursos pro diálogo, tan diversos en sus términos como crudamente contrarios entre sí, en cuyo favor se invoca la realización del diálogo. Todo pareciera indicar que se trata de un concepto diáfanamente percibido, a la par que de una panacea política recién descubierta. No obstante lo fundado que puedan resultar estos motivos y sentimientos, quizás vengan al caso algunas precisiones, tanto conceptuales como históricas. Advierto, de inmediato, que como producto intelectual que soy de la hoy asediada democracia venezolana, sólo alguna vez me he sustraído,-más que negado-, a dialogar. Un elemental respeto por mi oficio de historiador, y un absoluto acatamiento del sentido histórico y del ejercicio del espíritu crítico aplicado al estudio y comprensión de la Historia, me han prevenido, por ejemplo, de dialogar con alguno de los monosabios de la oficina del Ministerio del Poder popular para la policía interior, denominada Centro Nacional de Historia, -encargada de minar la conciencia histórica de los venezolanos-, acerca de los méritos del cacique “Guaicaipuró” como defensor de la nacionalidad venezolana. Respecto de ellos, he defendido y defiendo su derecho a decir torpezas; pero igualmente defiendo mi derecho a calificar de tales sus desatinos ideológicos. No es nueva para mí la preocupación sobre el significado del concepto de diálogo, puesto que el ejercicio de la docencia activa, la investigación sobre temas y cuestiones sensibles, y la expresión escrita de mi pensamiento, no han sido tibios en propiciar el diálogo y ni en suscitar polémica. Valgan estas advertencias para ayudar a situar críticamente lo que sigue, sobre mi concepto de diálogo y sobre su papel en la historia contemporánea de Venezuela. El diálogo ha sido definido como una discusión o trato en busca de una avenencia. De no ser así, en lugar de diálogo se trataría de una conversación, de una confrontación de puntos de vista o de pareceres; o, pura y simplemente, de una controversia sin trascendencia razonable admisible por las partes que la escenifican. Por esto los demócratas vivimos el diálogo. Por esto mismo los no demócratas, sean seudo socialistas, sean pura y simplemente militaristas, no practican el diálogo, ni pueden practicarlo sin dejar de ser lo que son.Así, mientras el demócrata se realiza en el diálogo, porque éste es consubstancial con la práctica de la democracia, tanto el régimen seudo socialista como el militarista se escudan tras su adoctrinamiento totalitario para apartar de sí todo contagio de diálogo, por considerarlo propicio al fomento de la disidencia. El régimen seudo socialista teme al diálogo porque tiene razones históricas para temer toda fisura del totalitarismo, por la cual pueda colarse la disidencia. Del totalitarismo socialista del siglo pasado han sobrevivido los regímenes que se han resistido a toda modalidad de diálogo con sus respectivas sociedades, como lo han hecho las antediluviana dinastías fidelista y norcoreana. El régimen milita-militarista teme al diálogo porque sus jefes han sido amaestrado en le relación mando-obediencia, y por lo mismo temen, tanto o más, que los del régimen seudo socialista, la disidencia delatora del para ellos detestable prejuicio denominado autonomía de pensamiento. Como a esas mentalidades abstrusas no les cabría concebir un diálogo sin que éste fuese portador de la justamente temida disidencia, ahogan la sola posibilidad de ésta última en el pantano de servidumbre del que nutren su prepotencia. En consecuencia, visto el diálogo, en Democracia, como un despliegue de razón regido por el propósito de avenencia, ello supone el ejercicio, en primer lugar, de una voluntad de convenio o de transacción; y en segundo lugar de conformidad y hasta de grados de unión. En consecuencia, el que sea viable un genuino diálogo depende de que sean satisfechos los siguientes supuestos básicos: La identificación de los dialogantes: tanto en su condición de individuos, de grupos o de partidos, como en su representación, individual o colectiva. la igualdad de los dialogantes: fundada en un respeto básico, que pone a un lado las respectivamente reconocidas jerarquía y ubicación institucionales. La identificación de las cuestiones sobre las cuales dialogar: lo que requiere una agenda establecida; salvo que se convenga en una fase de agenda abierta, generalmente una vez terminado el diálogo, propiamente dicho, y le siga una conversación, eventualmente propiciatoria de un nuevo diálogo. La formulación de objetivos: por considerarse que el sólo enunciado de áreas o cuestiones no felicitaría la eventual realización del propósito de avenimiento. Los objetivos deben ser reconocidos por los dialogantes como amplios, evidentes y comunes, aun cuando difieran los procedimientos para lograrlos. El acuerdo sobre la necesidad o la urgencia de tomar medidas: democráticamente concebidas y acordadas de manera transparente, y formuladas en términos precisos y accesibles al entendimiento común. Es obvio que el cumplimiento de estos requisitos para el diálogo compromete no sólo la buena disposición de las partes, sino también la legitimidad de su respectiva actuación, tanto en la concertación del diálogo como en su realización; y tal legitimidad sólo puede provenir, en la República, del pleno respeto de la soberanía popular. En Venezuela contemporánea la experiencia del diálogo, así concebido, ha sido parte necesaria y fructífera de la transición desde la República liberal autocrática, en su fase degenerativa la Dictadura liberal regionalista, hacia la República liberal democrática. Ello es prueba de que la noción de diálogo, -así concebida, lo subrayo-, es consubstancial con la vigencia de la Democracia. En un Mensaje histórico sólo es posible mencionar, muy sucintamente, tres ejemplos de diálogo particularmente significativos: uno de diálogo político circunstancial, otro de diálogo político institucional y otro de diálogo político global. Fue un significativo diálogo político circunstancial el realizado entre el último representante de la Dictadura liberal regionalista, el Presidente General Isaías Medina Angarita, y la surgente oposición democrática, representada por el Partido Acción Democrática. y su fundador Rómulo Betancourt. El temor compartido de que pudiese retornar al Poder el ex Presidente General Eleazar López Contreras,-apreciado por ambos como retorno al gomecismo, y por la opinión democrática como una acto del denominado continuismo alternativo-, propició un diálogo en el cual los enunciados supuestos esenciales fueron resumidos en la procurada instauración de un gobierno civil comprometido a rescatar la soberanía popular, reconociéndola como el único criterio de legitimidad en la formación, el ejercicio y la finalidad del Poder público. Este diálogo condujo a la candidatura concertada del Dr. Diógenes Escalante a la Presidencia de la República. El más trascendental ejemplo de diálogo político institucional retomó los objetivos del diálogo político circunstancial frustrado. Corrió en el lapso 1946-1948, y consistió en la participación amplia y diversa, en el proceso de formación del Poder público correspondiente a la instauración de la República liberal democrática. Tanto la convocatoria de una Asamblea Nacional Constituyente, bajo la conducción de un organismo electoral ampliamente representativo y autónomo, como la ampliación insuperable del universo electoral y el desenvolvimiento mismo de la Asamblea, dieron testimonio de una voluntad de diálogo demostrada por todas las fuerzas civiles. El tercer ejemplo, el de diálogo político global, partió de la designación de la Comisión Presidencial para la Reforma del Estado (COPRE), por Decreto presidencial de 17 de diciembre de 1984. Integrada con la más diversa pluralidad, sin predominio de corriente alguna, política o ideológica, sus treinta y cinco miembros dimos una altísima demostración de capacidad de diálogo al formular el Proyecto de reforma integral del Estado, orientado hacia la modernización del Estado y la profundización de la democracia; cuyos primeros logros en el fortalecimiento de la soberanía popular padecen hoy vanos intentos de destrucción de parte un régimen militar-militarista que reúne lo atávico con lo arcaico y que, por lo mismo, subestima el arraigo de lo históricamente adquirido por las sociedades. El reclamo de diálogo, actualmente presente y en forma creciente, se corresponde con nuestra experiencia histórica en el rescate de la soberanía popular, y en la garantía de su plena vigencia. Esta legitimidad histórica le da al reclamo de diálogo el respaldo obligante requerido para que sean respetados los requisitos del diálogo, consubstancial con el ejercicio de la Democracia.

La siembra de una política laboral


Por: Alberto Rodríguez Barrera - Desde el inicio de su gestión en 1959, el Gobierno de Coalición consideraba a la diversificació n de nuestra economía la única vía transitable para un desarrollo económico y social impulsado sobre una base estable y con un ritmo acelerado. De ahí el acento preciso de perseverar en el efecto multiplicador de las inversiones agropecuarias e industriales y el carácter permanente de la riqueza que ellas generan. No puede haber una buena distribución del ingreso si no hay una política que contrarreste el aumento de la desocupación y que logre disminuirla rápidamente. Se sabía que nuestro principal producto de exportación, el petróleo, que contribuía con casi el 25% a la formación del producto territorial bruto, daba ocupación a algo menos del 2% de la población activa. En razón del alto poder adquisitivo de nuestra moneda, el proceso de industrializació n se venía realizando dentro de un patrón de la densidad de capital, desestimulando el desarrollo industrial y agrícola por la incrementada propensión a importar. En censo efectuado en febrero de 1961 vino a confirmar las estimaciones sobre desocupación con ocasión del Plan Cuatrienal 1960-64 al revelar unos 280 mil desempleados, cifra que representaba aproximadamente el 12% de la población activa, siendo el problema más agudo en el área metropolitana y en las zonas petroleras. Se requería crear más de 100 mil empleos por año para disminuir la tasa de desempleo. Por eso se creaban condiciones en el medio rural que desanimaran el éxodo a las ciudades, para atenuar la magnitud del problema. La política de desarrollo justificaba así la acción económica y social que se ejercía en forma balanceada entre el medio urbano y el medio rural. Se comenzó a aplicar el plan de construcción a escala nacional para absorber más de 25 mil trabajadores, con lo cual se añadirían otra cantidad de empleos indirectos generados en las industrias y servicios. El aumento equilibrado de la inversión pública se hizo por vía de los recursos externos y una mayor movilización de los recursos internos. Simultáneamente se fue acentuando la capacitación de la mano de obra que no sabía hacer lo que había que hacer; tal fue la tarea encomendada al recién creado Instituto Nacional de Cooperación Educativa (INCE), cuyo gestión comenzó en 1961. La política laboral tenía el propósito y la orientación de propiciar un desarrollo normal y orgánico de las relaciones obrero-patronales en ejercicio de la irrenunciable función de proteger a los económicamente débiles, mediante la aplicación sistemática de las disposiciones legales que garantizan esa protección. La intervención conciliatoria, tendiente a suavizar las inevitables diferencias que surgen de los conflictos de intereses, logró en la inmensa mayoría de los casos la solución de los problemas por vía lógica y razonable del entendimiento pacífico. Las cifras relativas a huelgas ocurridas en el país fueron terminantes en cuanto al éxito de la política seguida: 15 en 1958, 10 en 1960 y 5 en 1961. En ello fue determinante la Confederación de Trabajadores de Venezuela (CTV), que sin renuncias ni complacencias obtenía reivindicaciones de clase respetando las posibilidades reales de la empresa para la concesión de los beneficios reclamados. Debido a esa disposición del movimiento obrero organizado, cuando dirigentes sindicales ubicados en partidos políticos de extrema izquierda quisieron utilizar a los trabajadores como simple material de agitación en insensatos conatos insurreccionales o incitándolos a huelgas descabelladas con el fin de desquiciar la economía, propiciando el hambre y el desempleo, ambiente que consideraban favorable a sus propósitos, esos dirigentes sindicales fueron repudiados por las propias masas obreras y tanto la CTV como las principales federaciones y sindicatos procedieron a efectuar una operación profiláctica marginándolos de sus cuadros de dirección. Si fue reducido el número de huelgas en 1961, ello no se debió a cortapisas o a trabas por parte de las autoridades de trabajo, ya que no se negaron los derechos a los trabajadores para dificultar su ejercicio. No fue rechazado un solo pliego conflictivo que hubiera sido presentado conforme a la ley, habiéndose dado curso a 40 durante 1961, de los cuales 35 fueron solucionados en ambiente de libre discusión, sin huelgas. En lo referente a la intervención del Estado mediante el arbitraje obligatorio para la solución de conflictos, sólo en una ocasión fue necesario recurrir a esa modalidad, por exigencia de la Ley del Trabajo y estar involucrado un servicio público indispensable, como lo fue (y es) el suministro de fuerza eléctrica. La discusión no conflictiva de los problemas del trabajo fue normalmente activa durante 1961, habiéndose concertado conciliatoriamente y mediante la intervención de funcionarios del trabajo, 684 contratos colectivos, sin incluir los de la industria de la construcción, cuyo número es siempre de los más altos. Y en las esferas de los reclamos individuales a las empresas, fueron atendidos más de 52.000 casos en las inspectorías del trabajo nacionales, con el pago a los interesados de sus reclamos. El proceso de organización sindical de los trabajadores continuó su curso normal: se legalizaron 455 nuevos sindicatos. La suscripción de capitales de compañías anónimas en el Distrito Federal fue de 1.130 millones de bolívares frente a Bs. 577 millones en 1960. El índice de producción industrial pasó de 189 a 209. La producción agrícola continuó en ascenso. La construcción de carreteras, escuelas y centros de salud siguió creciendo. Las ventas comerciales en el área metropolitana subieron a una cifra récord de Bs. 3.225 millones en 1961). Esta breve ojeada al campo laboral del país permite concluir que se estaban echando las bases de unas relaciones obrero-patronales sanas, civilizadas, que son base indispensable para el desarrollo económico, y que los conductores del movimiento sindical –al defender sus puntos de vista con ardor- rechazaban la utilización de los intereses de sus representados como instrumentos de banderías políticas. Se sembró así la conciencia de que la gran masa de los trabajadores de Venezuela lucha por mejorar sus condiciones de vida y de trabajo de una manera razonable y justa, en correspondencia con su indeclinable creencia de ser hombres libres que viven en un país libre, y que estarán siempre dispuestos a defender esa libertad en todos los terrenos y tiempos.

Tengo fé en que lo comprenderá


El corazón del loco
está en la boca;
pero la boca del sabio
está en el corazón.
Benjamin Franklin

El miedo del presidente


Por: Lucio Herrera Gubaira - El temor a la muerte es natural en los seres vivos racionales. Es por el instinto animal de supervivencia de la especie. Es la inseguridad ante lo desconocido, que algunos por creencias religiosas y fe, atenuamos. Lo cierto es que el ser humano ha tenido siempre miedo al final de la vida biológica. Desde que conocimos por televisión a Hugo Chávez, un febrero ya remoto, le hemos visto ese terrible terror que siente ante lo que será, al igual que el de todos los hombres, su mas seguro destino, la muerte. No se me acuse por esta afirmación de apología del delito o incitación al homicidio. Me refiero a un fallecimiento natural, porque como todos nosotros él debe saber que algún día, cercano o lejano, sus restos se convertirán en polvo, o tal vez en cenizas como se hace costumbre en estos tiempos de incineración. El presidente ha demostrado que no quiere encontrarse con la Pelona. Es entendible, nadie quiere adelantar ese momento. Todos pensamos que nos queda algo o mucho por hacer. Pero es que lo que siente el jefe de estado no es otra cosa que pánico, algo que algunos especialistas en los temas de la mente podrían considerar patológico y que el ha demostrado en muchos momentos de su vida: Cuando lo vimos entregarse en el Museo Militar sin hacer resistencia, dócilmente, antes que las balas llegaran a La Planicie , después de que muchos fueran acribillados en la Casona o Miraflores. Cuando ordenó activar el plan Ávila para reprimir una marcha civil que se acercaba a Palacio un mediodía de abril. Ese mismo miedo que en su angustiada cara se veía cuando salió detenido de la casa de Misia Jacinta y que le llevo a llorar en presencia de un cardenal y de muchos oficiales militares. Ese que lo hace ser el Presidente de América Latina que gasta mayor cantidad de dinero en seguridad, con numerosos anillos dirigidos por personajes del G2 cubano. El que no le deja caminar libremente por ningún barrio o urbanización de Venezuela. El miedo por el que obliga a todo miembro de la Fuerza Armada a entregar su arma de reglamento antes de sentarse a aplaudir en uno de sus “Alos”. Es que el hombre realmente siente pavor ante lo inexorable. Hoy cuando escuchamos de nuevo el tema del magnicidio, rayada perorata de un régimen ahogado en escándalos, le quisiera pedir al presidente un poquito de guáramo. Y le voy a dar algunos ejemplos para que se inspire. Que no crea que voy a citar a Fidel, Camilo o el Ché en Sierra Maestra, tampoco a quines pretendieron invadirnos desde Cuba, en los sesenta, por Machurucuto. Quiero ponerle como ejemplo el valor de muchos venezolanos de a pie. El de las madres que a diario salen a luchar por el sustento de su familia. El de un taxista atracado o un trabajador asaltado en una buseta un viernes. El de un joven deportista que enfrenta a un jíbaro que vende drogas en la cancha del barrio. El del uniformado honesto, que los hay, que se bate a tiros contra superarmadas bandas de delincuentes por un salario miserable. El valor de los miles de secuestrados de este país y de sus familiares que tienen que seguir adelante después de esa desgarradora y terrible experiencia. La valentía de periodistas agredidos por cubrir una fuente oficial. El valor de ciudadanos intoxicados por “gas del bueno” que les lanzan cuando expresan a viva voz que no están de acuerdo con lo que pasa en Venezuela. El coraje no significa no temer. Valor es superar el miedo. El presidente dice temer a los mísiles de Posada Carriles, y a esa que llama “ultraderecha violenta”. Nosotros tenemos muchas mas razones por las que sentir miedo. No tenemos quien nos cuide y sin embargo seguimos luchando a diario, con nuestras familias, para vivir en este país que amamos. Por eso queremos pedirle a Hugo Chávez que deje esa pendejada de estar a cada momento con el temita de que lo van a matar. Sería éste, al menos, un acto de respeto a los dolientes de más de cien mil venezolanos asesinados durante sus diez años de gobierno.

Vuelvo a publicar esta carta


Magda Mascioli G. - A sabiendas que personas como la Sra. Maldonado recibirán justicia de donde tiene que venir y no de la camada de políticos de este país, de ningún color, vuelvo a publicar su carta para que la gente sepa de su situación. Somos muchos quienes podemos comprender lo que está sufriendo esta señora y, como ella, todos los ex empleados de Viasa y sus familiares. Estoy segura que Dios y La Virgen les concederá a todos los que actuaron con nobleza de corazón y que trabajaron con tesón y honestidad, la entereza suficiente para que estén seguros que la Justicia llegará en su momento preciso. Mis respetos.
........................
Yo se que lamentablemente a ustedes ya no les importamos debido a que YA LES PASAMOS DE MODA y este no es un problema que a ustedes les afecta en lo absoluto.Ya que ustedes se jactan de ser opositores de este régimen forajido y que no cumple con las leyes, acá nuevamente grito mi denuncia a todas partes, aunque sea para desahogarme ya que ustedes que tanto nos piden que los ayudemos en su trabajo (que gracias a Dios lo tienen), hoy soy yo la que grito desesperadamente para que me ayuden.Yo no tengo trabajo desde hace doce años. Si, trabaje en Viaza durante 25 años y ustedes dirán, bueno, que fastidio con esta gente.¿Sabían ustedes que este es uno de los casos de corrupción mas grande en el país que ha unido los gobiernos de CAP, Caldera y Chávez?Es porque no les da la gana de pagarnos porque Chávez se ha llevado nuestro dinero con la complicidad de Barreto que nos invadió la Torre Viasa QUE ERA NUESTRA, y no suficiente con eso viene la asamblea ilegitima al mando de Cilia Flores y nos expropia así sin ton ni son al Centro de Entrenamiento Parque Caiza (ver gaceta oficial 39152 del 2 de abril del presente año) QUE TAMBIEN ERA NUESTRA, y seguimos sin cobrar prestaciones. Solo queda ya una cuenta de unos 5.000.0000 de dólares en Canadá, dicen, que es para pagarnos, llevo doce años escuchando eso, pero se los estarán comiendo los jueces, síndicos, ministerio público, etc. Etc. Y yo que trabaje en Viasa sigo sin ver ni un solo bolívar de lo que me corresponde por ley.Ustedes dirán, pero bueno, cobraron, si, los del exterior cobraron porque en el extranjero hay leyes. Acá cobraron un grupo, pero una primera parte. Teodoro Jr. Cobro porque papi era ministro de cordiplan.Pero Eva Christensen Guderud viuda de Maldonado, C.I. 3.665.649 y Rosa María P. nunca han cobrado ni un céntimo porque tampoco las citaron a cobrar ni una primera parte de las prestaciones.La diferencia entre ella y yo es que mi esposo que murió de cáncer el 17 de marzo de 2003 y el también espero el pago de sus prestaciones.Yo soy viuda, estoy sola, tuve que vender mi apartamento para poder cubrir las deudas que me quedaron porque hoy en día soy una vieja para conseguir trabajo en este maltratado país.Estoy sumamente desesperada, impotente, y ya no se con quien hablar para que de una buena vez me paguen lo que me deben a mi y a otra persona mas que esta en mi misma situación.¿Será que ustedes se pueden apiadar de esta pobre vieja que lo que pide es justicia y que el régimen no sigan regalándole a los chulos que nos rodean porque tenemos a un hacendado ilegitimo que hace con mi dinero, tu dinero, nuestro dinero lo que le da la gana?Si hay alguien que se apiade de mí, les agradezco mucho si se molestan en publicarlo.Gracias de antemano.
Eva Christensen Guderud (viuda de Maldonado)
C.I. V-3.665.649
Telf. (0416) 193-2989

Francotiradores y perros


Extracto del Manifiesto No. 1 de la AMV


EXTRACTO DEL MANIFIESTO No. 1 DE LA ALIANZA MILITAR POR VENEZUELA - Venezuela vive actualmente los momentos políticos, sociales y económicos más difíciles de toda su historia. Un proyecto internacional comunista ideado y diseñado por Fidel Castro, pretende convertir nuestro país en una nación satélite de Cuba. Para lograrlo, el régimen cubano ha utilizado al Teniente Coronel Hugo Chávez Frías, para que en su papel de guiñol político, destruya lo que queda de las instituciones democráticas.La Fuerza Armada de Venezuela está siendo sometida por el régimen, a un proceso de politización que busca fundamentalmente debilitar los valores tradicionales del profesionalismo militar. La penetración ideológica ha sido conducida implacablemente mediante una variedad de operadores políticos, venezolanos y extranjeros, que ejercen un severo control sobre importantes sectores de la Fuerza Armada y de las principales unidades operativas. Estas circunstancias políticas han afectado la institucionalidad y la propia eficiencia de la Fuerza Armada comprometiendo su capacidad operativa y por ende nuestra seguridad como país. El pueblo venezolano ha resistido valientemente la arremetida de este proyecto, a través de todos los mecanismos que la democracia le proporciona. Sin embargo, estas acciones no han sido suficientes, porque este no es un gobierno democrático, sino una dictadura comunista que no escucha el clamor popular. Cuando la democracia está en peligro, cuando las libertades ya casi no existen, y cuando la patria misma está a punto de desaparecer, los hombres de la Fuerza Armada Nacional están en la obligación de levantar su voz y de hacer respetar la Constitución. Pero , dado que el Alto Mando ya no representa a la institución armada, y en virtud de que a los militares activos de la Fuerza Armada les está vedado, por ley, la beligerancia política militante impidiéndoles expresarse públicamente, les exhortamos a que, como responsables de la Defensa Nacional, no omitan en sus análisis las consideraciones de tipo político que afectan la seguridad nacional. Hugo Chávez ha creado odios y diferencias que han dejado atrás todas las reivindicaciones sociales obtenidas por la Institución armada a través de toda su historia republicana, y con esta discriminaciones ha hecho posible la manipulación de facciones militares dentro de la organización.Para nosotros, quienes hoy hemos decidido reactivar la organización Alianza Militar por Venezuela, constituye una obligación impostergable asumir la condición de voceros y de interlocutores del sentir castrense. Con este propósito, convocamos a todos los oficiales generales, superiores, oficiales subalternos, suboficiales y tropas profesionales, en la honrosa situación de retiro, a incorporarse a este reactivado esfuerzo orientado a salvar a Venezuela de la desintegración y la anomia para recuperar la democracia y la libertad. El régimen castro comunista ilegalmente impuesto en Venezuela se propone instaurar su proyecto militarista totalitario, apoyándose en la ilegitima Asamblea Nacional, mediante la aprobación de leyes que, por ser contrarias a la Constitución Nacional, son de nulidad absoluta. De acuerdo con lo estipulado en el artículo 333 de la Constitución Nacional, la Alianza Militar por Venezuela exigirá la restitución de la legalidad.Compañeros todos; sobran las razones para continuar activos aún desde nuestra honrosa situación de retirados. Nuestros hijos y nietos, nuestros subalternos de ayer, de hoy y de siempre, no nos perdonarían si permitimos que nuestra querida y amada Venezuela sea la segunda Cuba de América. Este régimen pretende someter a nuestro pueblo mediante un sistema totalitario del comunismo internacional contrario a la historia e idiosincrasia de los venezolanos. Es hora de cumplir con nuestra obligación de defender la Patria y sus Instituciones hasta perder la vida si fuese necesario. Ese fue nuestro juramento.Caracas, 4 de junio de 2009. Para informacion:
alianzamilitarporvenezuela1@gmail.com

Otra vez


Por: Coronel (FAV) Sammy Landaeta Millán - Caracas - 9 de Junio de 2009 - Secuestrado por el gobierno. Otto Gebauer , quien custodió a Chávez en el 2002. Para muchos este es un artículo que pasa desapercibido pero actualmente del régimen de Hugo Chávez se puede esperar cualquier cosa sobre todo con respecto a los Derechos Humanos y todo lo que sea “tener derecho a” y por eso muchos artículos pasan a ser interesantes cuando se llegan a conocer los antecedentes de estos. Otto Gebauer, el capitán que recibio la orden de custodiar a Chávez durante el golpe de Estado en el 2002. Esa orden implicaba impedir que Chávez fuera agredido física o emocionalmente y se le respetaran los derechos que tiene como ciudadano. La orden fue que todo tenía que regirse por las normas legales, es decir respetando sus derechos. Otto Gebauer acato esa orden de forma muy estricta y con respeto. Tambien consoló a Chávez cuando este comenzó a llorar de miedo imaginándose en su mente enferma todo tipo de escenario macabro de lo que le podría pasar y le suplicó al Capitán Gebauer que por favor no lo mataran . El capitán Gebauer le aseguro que nadie tenía la más mínima intención de matarlo o hacerle el mas mínimo daño. Y asi salió Chávez de esta situación como si hubiese estado en un Spa recibiendo una cura anti-estres. El 11 de Abril de 2002 ocurrieron muchos sucesos en un lapso muy corto, por esto es quizás muy importante saber cuales fueron los oficiales que dieron las órdenes y si estos corrieron la misma suerte que el capitán Gebauer. A saber, violación de los derechos que toda persona tiene y si fueron torturados y/o siguen siendo torturados. Para esto nos remontamos al año 2002 cuando militares de alto rango le dieron la orden a Gebauer y otros 6 militares de escoltar a Chavez a la base militar de Turiamo. ¿Como se desarrolló esta operación? Gebauer trabajaba en el puesto de control del Fuerte Tiuna cuando a las 12:00 del mediodia recibió una llamada del teniente coronel Acosta Medina para que se presentara ante el General Godoy Peña y Quintana Chacón del 35 regimiento de la Policía Militar que se encontraba bajo el mando del coronel Rodríguez Salas. Este coronel le dio la orden específica a Gebauer de custodiar a Chávez a prisión y le entregó un documento donde este aparecia regristado bajo en nr. 35RPM-LJSM, además nadie podría visitar al detenido, solo Gebauer estaba autorizado a mantener contacto con Chavez. Medianoche del 12 de Abril de 2002 Coronel Vaamonde Rojas en Díaz Semprún informaron al capitán Gebauer sobre el traslado de Chávez a la Base de Turiamo y que sería acompañado por otros 6 oficiales. Al llegar a la base allí se encontraba el teniente Marino Vaccari Alvarez esperando al grupo. El detenido H.Chávez elogió después al capitán Gebauer y hasta le abrazó para darle las gracias por sus "sobresaliente" cualidades , como corresponde a un soldado. Ahora aqui tenemos una lista de los oficiales y qué hacen actualmente: 1. Teniente Coronel Medina Acosta ahora ascendido a coronel y trabajó para Secona sede (Secretaría del Consejo Nacional de Seguridad y Defensa) en Miraflores. 2.Godoy Peña jubilado no hay acusaciones contra él. 3. Chacón Quintana sigue activo y sin juicio. 4. Coronel Rodríguez Salas solicitó asilo y le fue concedido. 5.Coronel Vaamonde, Rojas Díaz Semprún y 6 otros funcionarios siguen trabajando y no hay caso abierto contra ellos. 6. Teniente Marino Vaccari Álvarez, a petición propia pidió no seguir activo en el ejército, no fue enjuiciado. ¿Cuál fue el destino del capitan Otto Gebauer?, en todo caso muy diferente al de los oficiales antes mencionados. Otto Gebauer huyó primero a Montevideo, Uruguay en condición de asilado pero debido a la clara presencia de chavistas no fue posible garantizarle su seguridad allí. Después de una gira, empezando en Brasil, pasando a la Argentina y despues Chile, finalmente llega a la ciudad de Lima en Perú donde le concedieron asilo político al reconocer que su vida estaba corriendo peligro. En el 2005, agobiado por la tristeza de no tener a su familia con el decidió regresar a Venezuela de forma clandestina. En Venezuela fue apresado, torturado y condenado a 12 años 6 meses 22 días y 12 horas de prisión. Gebauer fue recluido en la poco popular carcel de Ramo Verde. Durante ese período no lo dejaron ver a su hija de 4 años durante año y medio. Su esposa fue despedida de su trabajo en una instancia gubernamental. Tras su detención en 2005, Otto Gebauer fue torturado en la cárcel de Ramo Verde. En el próximo video Otto Gebauer relata los hechos y también vemos a Patricia Andrade, abogada y fervente luchadora por los presos políticos reclamando por la forma inhumana en injusta en que estos son tratados.


Aqui una grabación de Globovisión donde Ana Mercedes dice que su esposo ha sido detenido y no saben que paso con el:http://www.dailymotion.com/video/x9fkmg_capitan-gebauer_news

El ex capitán fue detenido otra vez después de haber sido liberado, en este video (lamentablemente el audio del video es de muy mala calidad, para cualquier queja dirijirse a Dailymotion) vemos a la esposa de Otto Gebauer, Ana Mercedes Gebauer en conversación con Miguel Ángel Rodríguez de RCTV. Hablan sobre el poder que Chávez tiene y como este ‘’aparentemente’’ tiene las mejores intenciones para con su esposo y otros presos políticos ,como por ejemplo las botas que le regalo a su esposo por ser un buen militar. Miguel le da la pelea al régimen. POR UNA MEDIDA CONOCIDA COMO REGIMEN DE DESTACAMENTO DE TRABAJO, SE LE PERMITO A OTTO GEBAUER OBTENER SU LIBERTAD EN MARZO DE 2009, TRABAJANDO EN UNA INSTITUCION Y DURMIENDO 4 NOCHES EN UN CENTRO DE RECLUSION Y LOS FINES DE SEMANA EN SU CASA. ARBITRARIAMENTE, ESTA MEDIDA FUE REVOCADA Y OTTO GEBAUER FUE REGRESADO A LA DIM, DONDE SUFRIO ALGUNAS TORTURAS Y REGRESADO AL SIGUIENTE DIA A LA CARCEL DE RAMO VERDE PARA QUE CONTINUE CUMPLIENDO SU PENA ENCARCELADO.


Aqui también tenemos unas cartas que Otto Gebauer escribió durante su detención, es realmente incomprensible por lo que este hombre ha tenido que pasar, las torturas, las acusaciones falsas, pruebas en su contra que realmente son disparatadas y la gran mentira de Chávez que dice que lo tenían listo para llevarlo a un pelotón de fusilamiento .Las cartas, en total 10, son un testimonio claro de una situación que puede llamarse bizarra, el desastrozo proceso en contra de Gebauer y la vida en la carcel. Las experiencias vividas por Otto casi llegan a los límites de lo poco problable, de lo irreal. Todo esto va en contra del respeto por los Derechos Humanos y es muestra de un poder judicial incorrecto o mejor dicho, que no funciona. También se puede leer como la corrupción vive sus mejores tiempos tanto en el poder judicial como en las cárceles.Para aquellos que quieran leer las cartas, hacer clic en la imagen y asi se podrán leer mejor. Cabe destacar que la escritura de Otto Gebauer está afectada afectada debido a las torturas de las que fue víctima en la cárcel. En realidad son difíciles de leer y me costó mucho trabajo. No pude leer todo pero el contenido de estas es muy evidente y su español es realmente magnifico .El daño sufrido en sus manos es irreversible y las escribió con mucho esfuerzo.http://www.venezuelaawareness.com/gebauer3/carta.htm

De Otto Gebauer se puede decir que es un militar intachable en el que se puede confiar a ciegas. A pesar de su aversión al hombre (Chávez) lo trató en el tiempo que este fue prisionero correctamente, como tiene que ser. Gebauer acató las normas y leyes como corresponde ,algo totalmente contrario a como Hugo Chavez trata a los presos políticos violando leyes, normas tratados y gobernando con mano dura. No es sin razón que esta eliminando a sus oponentes. Esto debido a que Chávez tiene muy poca confianza en su propio ejército. Ya ha hecho muchos cambios entre personalidades de alto rango y muchos les seguirán. Tampoco hay que olvidar que Chávez le esta arrebatando poder a alcaldes y gobernadores. Uno de los ejemplos mas claros es Ledezma que ahora se encuentra bajo supervisión de Jacqueline Faría (enlace de un artículo sobre esta:


El paranoico de Chavez que dice ser muy querido por el pueblo, domina solo por su sed de poder. El país esta siendo regido por fraude, criminalidad, ineficiencia y rojos que sólo piensan en enriquecerse. Actualmente cualquier persona que represente un peligro para su (por su parte agonizante) revolución económica comunista del siglo XXI tiene que ser silenciada. Se puede asegurar que en Venezuela, simplemente, ya no existen los Derechos Humanos. Todo debe dar paso a las idioteces de Chávez.Quiero terminar con las palabras de la última carta de Otto Gebauer que a mi me suenan mejor que las palabras inventadas por Chávez": La justicia, la libertad y la democracia”. Nota y fuentes: Mi agradecimiento a Carmen, una buena amiga venezolana, que me puso en contacto con la abogada Patricia Andrade la cual me proporcionó mucha informacion. Gracias Patricia y Carmen por la ayuda y la información.


LA PROTESTA MILITAR expresa su enérgico rechazo por este nuevo atropello a la persona del capitán del Ejercito Otto Gebauer y se solidariza con las acciones de sus familiares y ONG´s por la preservación de su integridad integridad fisica y por la defensa de los Derechos Humanos en Venezuela.