sábado, 24 de enero de 2009

¡NO!


Por: Mauricio Pérez-Badell - mauricioperezbadell@cantv.net - A la actual constitución vigente no se le debe cambiar ni una coma, ni por reforma ni por enmienda. Todas las materias que conjuntamente presentaron el Ejecutivo y el Legislativo y que fueron derrotadas el 2D, no pueden volverse a presentar en el actual período presidencial, con disfraz de enmienda. Todas las leyes y decretos-leyes "socialistas" que se han dictado tratando de legislar sobre materias que en el fondo ya fueron rechazadas el 2D, son nulos e inexistentes. El Presidente sólo puede aspirar a ser reelecto por una sola vez, y no más. Si pierde la reelección, ya no puede aspirar jamás, en futuras elecciones presidenciales. No es como en la llamada Cuarta República, que podía aspirar a la elección transcurrido dos períodos presidenciales. El actual, al ganar la reelección, ya ejerció esa opción. Ni un solo día más puede mandar al terminar el actual período presidencial, o antes, si es revocado. Nunca más puede aspirar a ser Presidente. En cada ciudad o poblado, debe colocarse un calendario regresivo, que nos vaya recordando diariamente, los años, meses y días que el quedan al régimen. Frente a las pretensiones del régimen, de que se apruebe la inconstitucional enmienda continuista que instauraría de hecho la presidencial vitalicia y hereditaria, debemos responder con un Tate Quieto. Comités de Defensa de la Constitución, deben organizarse en cada barrio, urbanización, calle, avenida, fábrica, establecimiento comercial o profesional, en cada institución privada, entre gente que se conozca, para que no hayan infiltrados, con el objeto de coordinar la defensa del voto y la victoria del NO. Al ser derrotado, debe renunciar. A las diez de la noche de cada día, se deben apagar todas las luces por un minuto, en todo el país, y todos los sábados, a las diez de la mañana, deben organizarse marchas pacíficas por el NO, y en contra de la dictadura neocomunista del actual régimen. Las marchas de la Libertad, se diferencian de las marchas del SI, por su participación espontánea, voluntaria, y gratuita. Sólo a punta de reales, comida, regalos y autobuses, es que el régimen moviliza pueblo. Después de diez años de desbarajuste y despelote, ¿Quién con dos dedos de frente puede apoyar al peor gobierno de toda nuestra historia? Y mucho menos, ¿que siga el peor presidente? Sé quienes no lo apoyarán: todos los que están desempleados, mas todos los que hemos sido víctimas de la violencia, crimen organizado , hampa común, secuestros Express, narcoguerrilla terrorista de las FARC y ELN, cobradores de vacuna en el campo , peaje en los barrios, los familiares de los muertos en los hospitales o que han sufrido situaciones de mal práctica médica, al ser atendidos por curanderos cubanos sin ningún conocimiento médico, los presos políticos , los que han sido inhabilitados o condenados, a pesar de ser inocentes, a quienes les han invadido sus fundos en el campo y sus viviendas o fábricas en las ciudades, confiscándose o expropiándose sus propiedades sin compensación adecuada y sin pago oportuno, o sea, más del noventa por ciento de la población. El camino de la libertad comienza por la victoria del NO, para luego seguir con una victoria de los candidatos unitarios de la oposición del 80 a 20, con cero abstención, tanto en las elecciones para la Asamblea Nacional, como para los cargos de Concejales.

Videos

Diario El País de España

En la pagina de opinion del diario español "El Pais"
http://www.elpais.com/encuestas/encuesta. html?id=7051
hay una encuesta sobre la reeleccion de Chavez.
Te invito a participar para darle a España una muestra de lo que piensa Venezuela

¿MIEDO a la enmienda?


Por: Francisco Alarcón - Los partidos de oposición reaccionan tímidamente frente a la “enmienda”, sin levantar las protestas contundentes que merece. Una enmienda que es más que eso, violadora de todas las normas democráticas, siendo el mayor adefesio que pretende cometer Chávez en estos diez años. La han tomado como si tratara de algo ordinario dentro del marco constitucional, o de una nueva votación sin mayores consecuencias. No se hizo nada para evitar que el CNE y la Asamblea nacional inventaran lo que les vino en ganas, redactaron una pregunta oblicua, aprobaron su realización con el mayor desparpajo en la fecha establecida por Chávez y se “aceptó”. Ya estamos plantados frente a ella, y en plena campaña electoral, casi desmovilizados, cavilando y opinando como si tratara de algo común. La enmienda de aprobarse, cambiará aún más el rumbo de Venezuela hacia una autocracia, y se recibe pusilánimemente. Dejándola a disposición del oficialismo. Todo lo hacen con la mayor arbitrariedad; en este proceso se alargó el tiempo de votación y seguramente las mesas se mantendrán abiertas hasta que ellos cuadren sus votos. Hemos sostenido, que los partidos políticos no “existen”, son franquicias que solamente se asoman para votar y para postular candidatos en elecciones, por ello, Chávez se burla de esa “dirigencia” políticamente inofensiva e incapaz de asumir una resistencia. Él, les conoce cabalmente y con llamarles, fascistas, pitiyanqui o cualquier otro vocablo “desmerecedor” los desarma. Por eso, la oposición casi siempre está a la defensiva, calcula a muy largo plazo y no da reales esperanzas a la sociedad civil. El miedo es un factor determinante en esta oposición que, no logra trazar una línea política contundente y de alcance indestructible, no sabe como comunicarse con el pueblo. La oposición recibe respaldo de la sociedad civil por resignación y por la necesidad de hacerle la contra a Chávez, quizá sea la razón por la cual tanto se queja esa sociedad civil ante la falta de un líder. El “legendario” Carlos Ortega, parece ser el único que asumió con honestidad y valentía ese rol durante el paro. Convocaba a la gente y ésta, estaba pendiente de sus partes, después de él nadie ha logrado capitalizar la opinión popular; contrariamente, la diáspora se acentúa. De forma espontánea hemos venidos uniéndonos ante objetivos comunes, y no hay otra salida frente a la enmienda, solo salir a votar masivamente en contra de ella. Ojalá los partidos políticos logren organizarse para la convocatoria y custodia de los votos, ojalá se den cuenta que la democracia se gana en las calles y no en ruedas de prensa esporádicas para certificar, o tratar de fingir rumbos compartidos, ojala los jóvenes estudiantes, los que están vigentes, se mantengan en sus tareas que plantea esta nueva convocatoria electoral, ojalá el país democrático tome en serio y sin apatía que no votar contra la “enmienda” significaría entregárselo para siempre a los “camaradas” y a sus adeptos. Acentuándose la segregación, y aprobando complacidamente la ruina de Venezuela. Sería un suicidio real y no sólo político dejar que Chávez nos imponga su “fuerza”. Los partidos políticos de la oposición, si quieren mantenerse en sintonía con la sociedad civil, deberán actuar sesudamente y en el momento de los acontecimientos comportarse como “perros de raza”. Por naturaleza la enmienda debe ser derrotada, ya Chávez ha tenido dos periodos ordinarios en el poder, demostrando su incapacidad, nada justifica su permanencia en él; esto lo sienten sus propios seguidores, sin embargo, el miedo y el aventurerismo, en algunos casos, los mantienen juntos, quieren más del botín, quieren un país únicamente para ellos, donde no haya convivencia sino un grupo privilegiado y el resto seamos esclavos, deambulando por las calles, viviendo de la limosna y existiendo en el mayor sobresalto, sin organizaciones políticas serias, ni nadie quien guíe la nación. Como estamos es un paraíso para el oficialismo, por ello, hay que asumir la enmienda sin miedo y derrotarla categóricamente.

O sea...


Las líneas de Chávez

Por: Énder Arenas Barrios - Sociólogo - No se trata de las diversas órdenes que el Presidente baja en vivo y directo a Cilia Flores, Tibisay Lucena, Luisa Estela Morales, Luisa Ortega Díaz, (alguna vez habrá que hacer un trabajo del papel de la mujer en este proceso que pudiera llamarse "Las Celestinas revolucionarias" ).No se trata tampoco de las medidas corporales del Presidente, pues hace tiempo que la perdió (la línea) y por lo visto ya no coge dieta, no se trata, tampoco, de los batazos que el Presidente hace caer en terreno de nadie, pues hace tiempo que no juega béisbol ni va al estadio; y cuando lo invitan para una caimanera sólo batea "chorritos de pus" como dice mi hermano, quien es una de las personas, a mi juicio, más autorizadas en el tema del béisbol (tanto como J.J. Villasmil). Lo que pasa es que ahora el Presidente escribe, cosa que no hacía desde sus trabajos monográficos en la Academia Militar.Su estilo es abigarrado y no muy diferente a como habla. Pero me parece bien, que ahora coloque en negro sobre blanco sus arengas, que son las mismas de sus presentaciones personales, con el mismo tonito destemplado con la que nos hiere los oídos, casi todos los días de 12.00 a 2.00, de 4.00 a 6.00, de 7.00 a 9.00 o de..., las mismas frases hechas, desgastadas por el abuso, declamadas en clave de héroe de la independencia. Siempre rabioso: "¡colonialistas pitiyanquis! ", le grita a la oposición, a veces ginecólogo y obstetra: el "caracazo me engendró y el 4 de febrero me parió", es su manera de seducir a los ciudadanos con leyendas en lugar de convencerlas con programas creíbles y eficientes, leyendas que son alucinaciones un poco tribiales peligrosamente ultranacionalista y con un tufo populista opuesto al espíritu de esta época.Pero bien, el artículo del Presidente no es nada bueno, pero hay que decir que es la continuación de su afán misionero por otras vías proclamando y justificando su proyecto de eternidad en el poder. Y sobre esto quiero decirle al Presidente, algo que él no sabe pero yo, que he visto muchas películas de vampiros, sé que la eternidad es aburrida, qué digo aburrida, aburridísima, por tanto, personalmente, les pido a los que rodean al Presidente, que piensen en esto y que lo convenzan porque su apego al poder es tal que si se lo permiten gobernaría incluso desde la UCI, aunque esto no sería novedad, pues Fidel ya se le adelantó.Leyendo a Chávez, ahora, por lo menos la cosa que nos entregó esta semana, me preocupa lo inquietantemente soso que es, lo terriblemente opaco y agobiante que resulta su lectura. Asilia Vanegas, una periodista afecta al régimen, ha dicho que la incursión de Chávez en el periodismo de opinión es una bomba atómica para la oposición y, en efecto, lo es: nos va a matar a todos de tedio.

¿Podrán las balas silenciar las palabras?


Por: Manuel Barreto - "¡Vale la pena luchar por una profesión como ésta!".Albert Camus - El aspecto más peligroso del periodismo y, en realidad, la verdadera esencia de la profesión consiste en indagar, descubrir y dar a conocer información que alguien o algún grupo, no desea que se publique, o como escuchamos en cierta ocasión, el periodismo es brindar un punto de vista que alguien se esmera en ocultar.Por consiguiente, cuando un periodista se aproxima a la verdad, aparecen primero los rótulos, luego las amenazas y por último la muerte. Los periodistas tienen que andar con sumo cuidado cada vez que escriben, o estar dispuestos a pagar las consecuencias.Las amenazas se han vuelto un instrumento común para silenciar tanto a los medios informativos como a los comunicadores sociales, pero aunque incidan en los ánimos de los periodistas, nunca serán lo suficientemente fuertes.Un acontecimiento como la muerte de un periodista, puede ser motivo para que una ciudad se conmueva de tal manera, como para salir a las calles a reclamar justicia; porque a través de un acto tal, se activan las alarmas, ya que todos podemos, de acuerdos a las trágicas estadísticas, correr la lamentable suerte del amigo Orel Sambrano, a quien siempre recordaremos por su inteligencia y su ironía, que le impedían caer en el abatimiento y disfrutaba con sinceridad del placer de tantos amigos y lectores. Escribía muy bien y relataba mejor, siempre fiel a la palabra, ejerciendo un apasionante apostolado en su consagración al periodismo, siempre cercano a la literatura; incisivo y mordaz en la entrevista, amable en el trato, avasalló con sus ocurrencias y don de gente.Esperamos que su asesinato no quede como uno más en la larga cadena de atentados impunes contra la prensa, en el que la justicia es rebasada por la violencia, al grado de que la mayoría de las denuncias penales quedan sin resolverse.Detrás del asesinato, del ataque, de la presión o del encarcelamiento injusto de un periodista, casi siempre hay un régimen, un funcionario, alguna red criminal o simplemente un individuo que pretende evitar a toda costa que una información determinada se haga pública. En la medida en que los propios medios de comunicación así como el Colegio Nacional de Periodistas, lleven a cabo una exhaustiva cobertura de todos los casos de comunicadores sociales muertos, y tomen a su cargo llevar hasta sus últimas consecuencias las investigaciones interrumpidas por un crimen, aquellos que pretendan matar a un periodista lo tendrán que pensar dos veces, porque el efecto será el contrario al que buscan: llegará el día en que serán totalmente expuestos y la verdad aparezca sin cortapisas, a pesar de aquella máxima que nos indica que en una situación de conflicto, la verdad es una de las primeras víctimas.Los asesinatos, las violaciones a los derechos sociales, la imposición de decisiones públicas, la criminalizació n de manifestaciones sociales, la ineptitud de los que nos gobiernan, y los desbordados niveles de inseguridad, son los principales problemas que nos afectan actualmente, considerando que el enemigo de la seguridad no es un hombre perverso por naturaleza, sino el fanatismo, el desprecio por la vida de los demás, la banalización del dolor, la absoluta indiferencia por los derechos humanos, la falta de humanidad y la sempiterna negación de la moral.Nos preguntamos, ¿que podemos hacer, cómo enfrentar la intolerable pretensión de que las balas puedan silenciar a las palabras?... El periodismo cumple la función de fortalecer el control de la ciudadanía sobre la gestión de sus "representantes" en el ejercicio del poder. Atacar, agraviar, limitar al periodismo, es oscurecer la poca luminosidad que puede quedar en el país, y resulta ser un elemento típico de los regímenes totalitarios.La libertad de información no es sólo la libertad de leer uno u otro periódico, o de escuchar tal o cual emisora, sino del propio acceso a la información. Por tanto, es responsabilidad de todos preservarla, pues si callan a los medios y a los periodistas, nos están callando a todos. Si les amordazan, nos están amordazando a todos, pues sus palabras son nuestras palabras; y la libertad con la cual puedan expresarse, será la garantía de nuestro derecho a estar informados, en virtud de que nadie puede defender lo que desconoce ni combatir aquello que ignora.

Academia Nacional de la Historia - Acuerdo


ACUERDO ACADEMIA NACIONAL DE LA HISTORIA
POR LA REPUBLICA

En momentos cuando los venezolanos nos disponemos a conmemorar los doscientos años de nuestra más alta hazaña permanente de pueblo, como fue abolir la Monarquía e instaurar la República, vemos ahora a ésta amenazada por fuerzas que, bajo un ropaje de circunstancias, portan residuos de los antivalores que no se han desarmado en su conspiración contra nuestra heroica determinación republicana. Los venezolanos adoptamos el ordenamiento social y político republicano como rechazo al despotismo absolutista, y hemos construido una historia republicana rica en esfuerzos y sacrificios que ha culminado en la Venezuela democrática. En esta empresa ha desempeñado un papel estelar la conciencia histórica de los venezolanos. La Academia Nacional de la Historia nació encargada de contribuir al fomento y consolidación histórica de la conciencia republicana. Obediente a este mandato, esta Corporación se dirige a todos los venezolanos, para invitarlos a tomar conciencia de los peligros que amenazan su más alto logro histórico. Hacemos un llamado a la expresión persistente de la voluntad republicana democrática de nuestro pueblo, en los términos siguientes: Los venezolanos tenemos el deber histórico de honrar la memoria de quienes tomaron la iniciativa de instaurar un régimen republicano, que no sólo demoliese los fundamentos del absolutismo monárquico sino que impidiese su restablecimiento, franco o solapado. Esto habría de procurarse mediante un ordenamiento constitucional que impidiese todo retroceso al régimen monárquico absolutista colonial. Para ello se establecieron procedimientos y mecanismos de desagregación del poder público, y de control de su ejercicio. Entre estos, la alternabilidad republicana, la separación de los poderes, y la instauración efectiva del Estado de Derecho, basado en la autonomía del Poder Judicial, los cuales serían los pilares fundamentales en un orden institucional en el cual el Poder público estuviese regido por la noción de legalidad y amparado por el principio de legitimidad. En consecuencia, quisimos, y queremos, que la naciente república se identificase como una de las sociedades más avanzadas de su tiempo. De allí que podemos afirmar que la República venezolana nació y se estructuró como la cristalización de una aspiración: que se conformase una sociedad plural, libre y democrática, cuyo ejercicio de la soberanía nacional, mediante la figura política de la soberanía popular, fuese la impulsora genuinamente revolucionaria del ordenamiento sociopolítico republicano. Dos condicionamientos habrían de arropar esta renovación de la sociedad: debía darse respaldo institucional y social al justificado horror al despotismo, hasta entonces representado por el absolutismo monárquico y luego amenazante en el personalismo caudillesco; y, consecuentemente, debía garantizarse el ejercicio de la democracia; todo recogido en la formulación de los derechos humanos fundamentales: libertad; seguridad, -entendida como Estado de Derecho-; propiedad é igualdad. La negación de tales postulados señalaría la ruta de un fracaso histórico. Fiel a estos principios, y en acatamiento de sus preceptos estatutarios, la Academia Nacional de la Historia ha estimado pertinente dirigirse en estos términos a la conciencia histórica de los venezolanos. Resolución aprobada en la sesión ordinaria del 22 de enero de 2009.
Elías Pino Iturrieta, Director
Ines Quintero, Vicedirectora Secretaria.

The Policies of the Chávez Government.


By: Gregory Wilpert - Venezuela under Hugo Chávez could be a model for peaceful revolution — or, as this definitive history shows, it could all be undone by the spectres of the past. Since coming to power in 1998, the Chávez government has inspired both fierce internal debate and horror amongst Western governments accustomed to counting on an obeisant regime in the oil-rich state. In this rich and resourceful study, Greg Wilpert exposes the self-serving logic behind much middle-class opposition to Venezuela’s elected leader, and explains the real reason for their alarm. He argues that the Chávez government has instituted one of the world’s most progressive constitutions, but warns that they have yet to overcome the dangerous spectres of the country’s past: its culture of patronage and clientelism, its corruption, and its support for personality cults—all of them fuelled by the attention and interference of a succession of US administrations. Endorsements: “This fascinating study—deeply informed, penetrating in its analysis, comprehensive in scope—explores the historical and socioeconomic roots of the Venezuelan initiatives of recent years, the conflicts they have engendered, the achievements and pitfalls, the animating ideals of a genuinely participatory society, and the prospects for realizing them in ways that, if successful, might have significant impact not only for Latin America but well beyond.” — Noam Chomsky “Gregory Wilpert’s book combines academic insight with perspectives gained from living in Venezuela through the tumultuous years of the Chávez administration. His book offers the best general introduction to the complex politics of a country and a leader making a profound impact on global politics at the dawn of this new century.” — Daniel Hellinger, Professor of Political Science at Webster University and co-editor of Venezuelan Politics in the Chávez Era “Greg Wilpert knows Venezuela intimately and gives us the most thorough and objective analysis of the Chávez government's policies we are likely to find. A thoughtful and useful book for the 21st century and, let us hope, beyond.” —Susan George: Chair of the Planning Board of the Transnational Institute, author of Another World is Possible If. Gregory Wilpert is a sociologist (Ph.D. Brandeis University), freelance journalist, and a former US Fulbright Scholar in Venezuela. For more on Changing Venezuela by Taking Power, see:
Chapter Excerpt: Changing Venezuela Introduction
ZNet Book Interview with Gregory Wilpert
Wilpert Takes Stock of the Bolivarian Revolution, book review by Derrick O'Keefe
Venezuela 101, by Charles Hardy
What is Venezuela all about? And where is it going? by Oil Wars

Hugo ¿Conoces este refrán?

P'A


y P'A


AHÍ TE DEJO ESO.

Video


Del Blog de Martha

El chofer del camión


Por Teódulo López Meléndez - teodulolopezm@yahoo.com - La Alcaldía Mayor sigue ocupada por los facinerosos y se amenaza con ocupar nuevas dependencias. El chofer del camión está preso. El Tribunal Supremo de Justicia admite una acción contra la elección de César Pérez Vivas a quien se quiere desconocer como gobernador del Táchira. El chofer del camión está preso. La tibititular del Ministerio del Poder Popular para las Elecciones se indigna ante quienes consideramos inconstitucional la enmienda. El chofer del camión está preso. Las bandas armadas atacan embajadas extranjeras, locales culturales, partidos políticos y residencias particulares. El chofer del camión está preso. El chofer del camión de lo estudiantes está preso. El chofer del camión está preso. La libertad se angosta, asfixiada, por la represión. El chofer del camión está preso. Las reservas internacionales se caen en más de 12 mil millones de dólares para correr la arruga hasta que se produzcan las elecciones que no son elecciones. El chofer del camión está preso. El chofer del camión es satanizado, llamado nazi, incendiario, expuesto a la vergüenza como lo hacen con el líder estudiantil Nixon Moreno refugiado en la Nunciatura Apostólica sin que la dictadura se digne responder a la solicitud del Vaticano por un salvoconducto. El chofer del camión está preso. José Dacre, el chofer del camión de los estudiantes, es trasladado de madrugada a la cárcel sin que mediara para ello una orden judicial. El chofer del camión está preso. Los tres comisarios y los siete agentes de la Policía Metropolitana siguen sometidos a las burlas más descaradas de los lapsos procesales para mantener falsamente vigente una versión acomodaticia de lo sucedido en abril del 2002, provocando la indignación de la conciencia jurídica de América Latina. El chofer del camión está preso. El camión está preso. El sonido del camión está preso. La falsa construcción de las bombas molotov está en libertad, circula, la gente se indigna ante la falsa versión del gobierno y se asombra de la capacidad de mentir. La dirección del camión está presa. Los cauchos del camión están presos. El motor del camión está preso. El volante del camión está preso. El chofer del camión está preso. El 23 de enero de 1958 el camión estaba libre. El 23 de enero de 2009 el camión está preso. El 23 de enero de 1958 el chofer del camión salía de las mazmorras o regresaba del exilio. El 23 de enero de 2009 el chofer del camión está preso. El 23 de enero de 1958 el dictador huía. El 23 de enero de 2009 el chofer está preso. 50 niños de un preescolar son testigos de un asesinato. El chofer del camión está preso. Los aspirantes a unos apartamentos de clase media baja ven como sus ahorros e inversiones se evaporan porque los espacios por los que han hecho sacrificios son invadidos. El chofer del camión está preso. Las señoras de muchos barrios y urbanizaciones deciden salir juntas buscando evitar que el hampa politizada las asalte. El chofer del camión está preso. No están conformes con tener preso al chofer del camión. Se quiere meter enmiendas indefinidas en los cauchos del camión. Qué el camión jamás vuelva a moverse. Qué la historia se detenga. Qué la gerentocracia gobierne para siempre. Qué dentro de muchos años haya peregrinaciones a retratarse con el dictador, como ahora sucede y como ahora declaran: “me recibió de pie como un caballero”. El chofer del camión está preso. No fui a la marcha donde no estaba el camión. No quise decir antes que no iría, para no hacer de aguafiestas, pero todo el que me lea sabe que he dicho que estoy harto de marchas, sobretodo cuando se trata de entregar documentos inútiles antes instituciones inútiles, como lo es el Ministerio del Poder Popular para las Elecciones (antiguo CNE). Respeto profundamente a quienes fueron a la marcha del 23 de enero y los felicito por haber ido, por abandonar sus casas por unas horas para cumplir con lo que sus conciencias les ordenó, pero yo respondo a mi propia conciencia que reclama otra inteligencia, otra habilidad, otra forma de innovación y de proyección estratégica. Discrepo de los análisis que la llamada oposición hace en cuanto a las líneas políticas. Estoy divorciado de la llamada oposición, aunque jamás haya estado casado con ella y ni siquiera haya convivido con ella en concubinato. A los estudiantes los entiendo, los respaldo, pero advierto que la definición de una concepción de resistencia no puede dejarse en sus manos. He dicho de formas innovadoras de protestas, he dicho mil veces como se puede hacer funcionar de nuevo el sonido del camión. He dicho mil veces que estoy con los estudiantes que ahora desfilan sin camión. He dicho que no es suficiente la explicación de que el gobierno trata de satanizar la campaña por el “NO”. El desafío violento tiene implicaciones posteriores. El lanzamiento del hampa a aterrorizar es la preparación de un desconocimiento de los resultados, de un fraude o el desatar de toda la potencia terrorista el día 16 de febrero contra gobernaciones y alcaldías en manos de la oposición, contra personalidades públicas y contra ciudadanía sin distingo. Lo que estamos viendo es el ejercicio previo. La ejecución real puede venir el día del después. Lo confirma el dictador con sus amenazas del 23 de enero de 2009. A pesar de todo el peligro que encierra, esta dictadura es ridícula y el dictador un ridículo. Ha celebrado que el chofer del camión esté preso. He recordado mil veces que el Alcalde Mayor Antonio Ledezma está solo enfrentando la ocupación de las oficinas que el pueblo de Caracas le entregó. He dicho mil veces que se ha abusado de la gente llevándola a marchas sin sentido, con ausencia de oradores que tengan clara la línea estratégica a seguir. He dicho mil veces como liberar al camión. He dicho mil veces como debe hacer la sociedad para ponerle un chofer al camión. He dicho mil veces como hacer brotar mil choferes para el camión. El camión está preso. El chofer del camión está preso. La prioridad es liberar al camión. La prioridad es liberar al chofer del camión. No existe otra prioridad. Hay que ponerle un chofer al camión. Hay que reconstruir el camión. Hay que reconstruir el chofer del camión. Hay que liberar la posibilidad de reconstruir el camión y al chofer del camión.

Video


No dejen de ver este video , pásenlo a sus contactos, quedan apenas 3 semanas para el 15 de febrero. A trabajar duro para divulgar a todos y cada uno de los venezolanos mundo la perversión que significaría aprobar esa enmienda:
http://www.facebook.com/groups.php?friends&o=80&hash=a6ab34be25e611e77b8c33ef2bd7b65f#/video/video.php?v=48401848483&oid=51185747145

¿Sabe a quién puede donar su sangre y quién le puede donar a Usted?


Si Ud. es A+: Puede recibir de: A+, A-, O+ y O-. Puede donar a: A+ y AB+.
Si Ud. es B+: Puede recibir de: B+, B-, O+ y O-. Puede donar a: B+ y AB+.
Si Ud. es O+: Puede recibir de: O+ y O-. Puede donar a: O+, A+, B+ y AB+.
Si Ud. es AB+ (RECEPTOR UNIVERSAL): Puede recibir de TODOS LOS GRUPOS tanto positivos (+) como negativos (-). Puede donar UNICAMENTE a los de su grupo: AB+.
Si Ud. es A-: Puede recibir de: A- y O-. Puede donar a: A-, A+, AB- y AB2+
Si Ud. es B-: Puede recibir de: B- y O-. Puede donar a: B-, B+, AB- y AB+.
Si Ud. es O- (DONANTE UNIVERSAL): LA ÚNICA SANGRE QUE UD. PUEDE RECIBIR, ES LA DE SU TIPO: O-. Puede donar a TODOS LOS GRUPOS, tanto negativos (-) como positivos (+).
Si Ud. es AB-: Puede recibir cualquier tipo siempre que sea RH-. Puede donar a los grupos: AB- y AB+.

Violencia y avestruces


Por: Ramón Piñango - rapinango@gmail.com - Llegó la violencia. Ya no se trata de nubarrones que anuncian fuertes lluvias. La violencia que tanto temíamos ya está aquí. Se trata de violencia física: de gases asfixiantes, palos, destrucción, toma de espacios públicos o privados a la fuerza, sin importar el daño o el dolor que se pueda causar. Que nadie venga a hablar ahora de que no es para tanto alboroto, que sólo son unos brotes aislados causados por la espontaneidad de unos exaltados, que ya antes hemos visto algo parecido y que las cosas volverán, como siempre, a la normalidad habitual aderezada por las largas peroratas presidenciales... pero nada del otro mundo. No, ante los hechos de los últimos días ya no hay lugar para tan optimista y displicente manera de ver la realidad. No, ya pasó el tiempo de los avestruces. Ni el niniismo, ni quienes están haciendo buenos negocios, ni los funcionarios públicos que quieren pasar agachados para mantener sus cargos, ni quienes tienen como responsabilidad mantener el orden, ni la oposición que quiere llegar plácidamente hasta el año 2013, ni los equilibrados observadores electorales, ni el chavismo sensato, ni quienes, con sobradas razones, aborrecemos la cuarta república que nos condujo a estos tiempos menguados, nadie puede voltear para otro lado y hacerse el loco ante la violencia política desatada por el régimen. Tres hechos son particularmente estruendosos para percatarnos de que, como muchos temíamos, nos alcanzó la violencia: las órdenes presidenciales para reprimir a los estudiantes con la fuerza, el despiadado ataque a palos y lacrimógenas contra la gente de Bandera Roja y la toma de la sede de la Alcaldía Metropolitana. Todos estos son hechos repudiables por cualquier ciudadano que tenga un mínimo de sentido común en relación con los derechos humanos y políticos, pero hay uno que es más significativo como evidencia tangible que está allí ante los ojos de los venezolanos o de cualquier observador extranjero, incluso de esos que nunca ven nada raro: la toma de la Alcaldía Metropolitana, justo enfrente de la Plaza Bolívar. No estamos ante un simple asalto en una silenciosa madrugada, sino de una duradera toma sin que el Gobierno haga nada y sin que los afectados directamente puedan hacer nada. De esta manera se hace inocultable lo que significa el control total de todos los poderes públicos. No hay nadie ante quién reclamar, ni policías ni tribunales de justicia. El régimen pretende hacerse fuerte con el desamparo de la oposición para acorralarla en una doble trampa: si no reacciona se debilita y más se abusa de ella, si reacciona con violencia equivalente será reprimida sin misericordia. La estrategia es más que evidente, pero dos preguntas hay que agarrar por los cuernos como al toro más furioso: ¿qué motiva y qué busca tal violencia del régimen? ¿Qué debe hacer la oposición? Y las respuestas emergen cada vez con mayor claridad: lo que motiva al Gobierno es el pavor a perder el referéndum, por lo que busca sembrar el miedo para que sea éste el que inhiba la participación del voto a favor del No. Ante esta estrategia y dado el hecho de que no hay árbitros a quiénes recurrir, la respuesta de la oposición no puede ser otra que la de un sabio maestro de las artes marciales: dejar que el Gobierno, presa de su miedo, se lance con toda su fuerza, y esquivar su golpe para que se estrelle, con todo su peso de lacrimógenas, tiros, mentiras, cadenas, control de todos los poderes, dinero, y malandros tarifados, contra el duro pavimento. Pero la estrategia de la oposición sólo tendrá éxito en la medida que los avestruces del país saquen su cabeza de la tierra para que vean lo que está pasando y se percaten de que a lo que en definitiva teme el régimen es a la libertad, y que es precisamente ésta lo que está en juego.