mover

mover

jueves, 25 de agosto de 2011

Henry David Thoreau


Henry David Thoreau (Concord, Massachusetts), 12 de julio de 1817 - 6 de mayo de 1862) fue un escritor, poeta y filósofo estadounidense, de tendencia, trascendentalista y origen puritano, autor de Walden y La desobediencia civil. Thoreau fue agrimensor, naturalista, conferenciante y fabricante de lápices. Además de uno de los padres fundadores de la literatura estadounidense, se le considera un pionero de la ecología y de la ética ambientalista. Es también el conceptualizador de las prácticas de desobediencia civil. Thoreau quiso experimentar la vida en la naturaleza, por lo que desde el 4 de julio de 1845 vivió dos años en un bosque cerca de Walden Pond, no lejos de su familia y amigos en Concord (como Ralph Waldo Emerson). Abandonó su cabaña el 6 de septiembre de 1847 para vivir con su familia. Walden, que relata su vida en los bosques, fue publicada en 1854. En 1846, Thoreau se negó a pagar impuestos debido a su oposición a la guerra contra México y a la esclavitud en Estados Unidos, por lo que fue encarcelado. De este hecho nace su tratado La desobediencia civil, pionero al proponer algunas ideas como el pacifismo y la no violencia que resurgirían con fuerza en el altermundismo del siglo XX. En este texto se declara uno de los conceptos principales de su ideología: la idea de que el gobierno no debe tener más poder que el que los ciudadanos estén dispuestos a concederle, llegando a tal punto que propone la abolición de todo gobierno. Considerado por algunos como el primer ecologista, su ensayo fue influyente en Lev Tolstói y en Mahatma Gandhi. Henry David Thoreau.1861 - En ciencias naturales su prestigio es aún apreciable. Por ejemplo, Edward O. Wilson comienza su libros sobre El futuro de la vida (2002) con una carta dirigida a Thoreau. Su obra y su ejemplo mantienen todavía una fuerte influencia en los movimientos en defensa de los derechos civiles (el propio Martin Luther King expresó abiertamente su admiración), el pacifismo y el ambientalismo. En 1960, una efigie de Thoreau entró en el Panteón de los Héroes Norteamericanos de la Universidad de Nueva York, junto a George Washington, Benjamin Franklin, Abraham Lincoln, Thomas Edison y Ralph Waldo Emerson. En 1998, el presidente de los Estados Unidos le propuso como modelo de las mejores prácticas ciudadanas y afirmó la superioridad moral de la desobediencia civil sobre la violencia.
Bibliografía
Aulus Persius Flaccus (1840)
El Servicio (1840)
Una Caminata a Wachusett (1842)
Paraiso (a ser) Recuperado (1843)
The Lanlord (1843)
Sir Walter Raleigh (1844)
Heraldo de Libertad (1844)
Wendell Phillips Before the Concord Lyceum (1845)
Reform and the Reformers (1846-8)
Thomas Carlyle y su Obra (1847)
Una Semana en los Ríos Concord y Merrimac (1849)
La desobediencia civil (Civil disobedience, 1849)
Una Excursión a Canadá (1853)
Esclavitud en Massachusetts (1854)
Walden (1854)
Apología del Capitán John Brown (1859)
Remarks After the Hanging of John Brown (1859)
Los Últimos Días de John Brown (1860)
Caminar (1861)
Autumnal Tints (1862)
Wild Apples: The History of the Apple Tree (1862)
Excursiones (1863)
Una Vida sin Principios (1863)
Night and Moonlight (1863)
The Highland Light (1864)
The Maine Woods (1864)
Cape Cod (1865)
Early Spring in Massachusetts (1881)
Summer (1884)
Winter (1889)
Autumn (1892)
Miscellanies (1894)
Sobre Thoreau puede leerse en castellano una biografía publicada bajo licencia creative commons: Antonio Casado da Rocha, Thoreau: biografía esencial (Madrid, Acuarela, 2005). También han sido muy notables las reflexiones que el filósofo canario Juan Claudio Acinas ha realizado sobre la obra de Thoreau en múltiples artículos y conferencias.
[editar]

Sin comentarios

Foto: Dailymail

Estas emotivas fotografías, muestran como un perro se
negó a separarse de su amo durante el emotivo funeral,

donde más de 1500 personas se reunieron para darle un
último adiós al oficial de marina, Jon Tumilson.

El oficial Jon Tumilson, de 35 años de edad y quien
fuera amo del afligido animal, murió en un accidente aéreo
en
Afganistán el pasado 6 de agosto, luego de que una
granada impactara el helicóptero en el que viajaba.

Sin embargo, fue este perro Labrador Retreiver, quien
realmente captó la emoción de los familiares y amigos
del Seal, durante el acto velatorio. La imágenes fueron
captadas por la prima de Tumilson,
Lisa Pembleton.

Foto: Dailymail

Caimanes de un mismo pozo


Por: Enrique Pereira - @pereiralibre - Cada quien es dueño de su silencio y esclavo de lo que dice. A borbotones se le sale a Chávez la rabia por la caída final de su héroe libio. Después de cuarenta años de dictadura, el pueblo libio decidió quitárselo de encima. Se quita de encima a una generación completa de revolucionarios de buen vivir, de lujos y viajes, de excentricidades, que sólo Chávez puede justificar, pues al final, son caimanes del mismísimo pozo. El amado pueblo libio que Chávez anuncia como defensor de la revolución verde, no existe. Los doscientos abanderados que mostraba de vez en cuando Venezolana de Televisión y Telesur, desaparecieron. Se cayeron los argumentos vacios de que los rebeldes libios eran una fantasía inventada por CNN. Un pueblo cansado de un dictador se fue a las armas y ahora buscará un destino diferente. Es lo mismo que sucede en Egipto, en Siria en Yemen y que se riega como la pólvora. Los dictadores pasaron de moda. No importa cuánto tiempo use Chávez para promoverlos. Un virus libertario sacude al mundo y la lucha verbal de Chávez no podrá impedirlo. Fidel y Chávez terminarán amarraditos del mismo salvavidas, rodeado del verdadero pueblo al que prometieron una revolución para mejorar sus vidas. Las del pueblo no mejoran, pero si las de sus familiares, llenos de piscinas, carros, prendas, ropa de marca y viajes. Miran el sol a través de sus lentes de moda. Asoman la cabeza por las ventanillas de sus rápidos avioncitos privados. Los pueblos se cansan de escuchar pendejadas. Los pueblos se cansan de recibir mentira tras mentira. Los pueblos nos cansamos de ver como se mal usa nuestro dinero. Ahora nos endeudamos por otros cuatro mil millones de dólares, con el gobierno ruso, para comprar más armas. Hasta cuando seguimos comprando armas, al tiempo que el Hospital del Llanito no tiene recursos para operar y médicos pagados con sueldos de hambre, acosados por milicianos al mejor estilo cubano. Hace tiempo que Chávez no convence. Hace tiempo que se le ve la costura a sus intenciones, a su repetitivo esfuerzo por mantenerse en el poder, contando fantasías de lo que hará, y equivocándose en todo lo que hace. Hace más de una década que la excusa de la cuarta republica desapareció y también hace mucho tiempo que nos dimos cuenta que no es capaz de organizar nada que funcione. Desde el plan avispa, pasando por el plan Bolivar dos mil y las desbaratadas misiones, que dejaron de funcionar y producir votos. Ahora fracasará el plan lástima, generado alrededor de su enfermedad. Las revoluciones que prometen casas, educación, medicina, cultura, deporte y bienestar deberían trabajar para lograrlo. Sólo promesas y más promesas no lograrán mantenernos tranquilos. Los gobiernos que sólo producen excusas, terminan aplastados por los verdaderos pueblos que exigen resultados. Los caimanes terminan ahogados en el mismo pozo.