mover

mover

miércoles, 29 de febrero de 2012

Carta abierta a Vladimir Villegas


Magda Mascioli G. - Noooooooooo nos diga eso Villegas. ¿Si? ¿En serio? Pero nooooooo puede ser. ¿Cómo es la cosa? ¿A ver? ¿Que su esposa está siendo atropellada, según dice Ud., por sus compinches chavistas dentro de la PDVSA roja rojita que tanto Ud. celebró, felicitó y alabó? Pero noooooooo puede ser. ¿En serio? Pero díganos Villegas ¿Qué opinión le merece eso, ahora que lo toca directamente? Mejor dicho, cuéntenos más bien ¿Qué opinión le mereció cuando su jefe Chavez botó a 20.000 personas de PDVSA, con sus familias a cuestas? ¿Qué opinión le mereció a Ud. el atropello de sus panas chavistas en los campos petroleros cuando sacaban en la madrugada a familias enteras (de todas las edades) a punta de golpes, lacrimógenas, atropellos e insultos? ¿Qué opinión le mereció cuando los círculos bolivarianos atropellaban a los empleados de PDVSA en la calle ante la sonrisa y contento de individuos como Ud.? ¿Qué opinión le mereció todo eso Villegas? Porque aun recuerdo los programitas suyos y de su hermano, sus escritos, opiniones... sonrisas. ¿Ahora se presenta aquí y pretende mover nuestra lástima vendiéndonos a su esposa como una pobre atropellada del régimen que Ud. apoya, y como una supuesta representante del más rancio estoicismo? ¿En serio? Noooo nos diga.

Y fijese las ironías de la vida. ¿Dice Ud. que la transfirieron a Intevep? Justamente a Intevep. Cuéntenos Villegas ¿Qué opinión le mereció a Ud. cuando un esbirro del régimen del que Ud. forma parte, mató impunemente a nuestro compañero de Intevep, José Vilas, cuando defendía la libertad? Intevep, Villegas. ¡Intevep! Interesantes las cosas de la vida ¿Verdad?

Solo le voy a decir algo que decía mi mamá: DIOS CASTIGA SIN PALO Y SIN LÁTIGO; y le aseguro que ante las atrocidades que este régimen ha cometido en muchos órdenes con la anuencia suya y de quienes, como Ud., lo apoyan, falta mucho por ver.

Lo felicito Villegas... recibe Ud. una parte micrométrica e infinitesimal, de su propio jarabe.

¿Tiempos de cambio Villegas? ¿Así es como nombra Ud. su columna? Bueno. Sepa que nadie que hace daño sale liso en la vida, Villegas.
Nadie que haga daño de pensamiento, de palabra, de obra u omisión, sale liso. Téngalo presente.

Paso a paso entenderá el por qué de todo lo que la vida le mande.


Y le aseguro Villegas que, queriéndolo Ud. o no, su conciencia estará siempre allí.

Magda Mascioli García

Aristóteles: La Justicia como igualdad proporcional: Dar a cada uno lo que es suyo, o lo que le corresponde. Dice que lo que le corresponde a cada ciudadano tiene que estar en proporción con su contribución a la sociedad, sus necesidades y sus méritos personales.


__________________________________

Tiempos de cambio
Misión atropello" en Pdvsa
VLADIMIR VILLEGAS
vvillegas@gmail.com

Una práctica recurrente en la administración pública de estos tiempos es el acoso laboral, la persecución política, la cacería de brujas y la siembra del miedo como elementos cotidianos de la gerencia "revolucionaria", y Petróleos de Venezuela no es la excepción.

Mi esposa, la periodista Egilda Gómez, labora en la Gerencia de Asuntos Públicos desde hace unos siete años, aproximadamente, y en los últimos dos ha venido siendo víctima de acoso y persecución por parte del gerente Julio González, y tengo suficientes elementos que me permiten calificar este caso como de retaliación política, como consecuencia de mis posiciones críticas al gobierno del presidente Hugo Chávez Frías. Ella ha soportado estoicamente todos los atropellos, de los cuales tiene conocimiento por escrito el gerente de Relaciones Laborales, José Gregorio Villarroel, a quien envió una comunicación explicativa de la situación, con el objeto de cubrir las instancias internas de denuncia, sin que hasta la fecha se haya producido una respuesta, a excepción del pasado viernes, cuando fue citada a la Gerencia de Prevención y Control de Pérdidas, donde la exhortaron a renunciar a la empresa, o de lo contrario sería despedida. Detrás de este abuso está, sin duda, la mano de Julio González, y me gustaría saber si Rafael Ramírez convalida que los despidos en Pdvsa los tramite la gente encargada de seguridad y control de pérdidas, y que estas acciones contra algunos trabajadores violen incluso convenios laborales internacionales suscritos por Venezuela. Los atropellos a los cuales me refiero son, entre otros, el traslado a Intevep, en Los Teques, la asignación de funciones que están muy por debajo de su capacidad y condición profesional y de las labores que había venido desempeñando como fotógrafa, de las cuales existe constancia documental; y últimamente la no asignación de funciones, como método de castigo que viene acompañado además con la humillación de no contar desde hace varios meses ni siquiera con un lugar para sentarse. Así como ella, hay otros trabajadores en igual situación. Incluso dirigentes no oficialistas de la federación petrolera despedidos y atropellados, aún con fuero sindical, entre ellos Orlando Chirinos. Todo el mundo en Pdvsa sabe de "Flotaven", donde van a parar quienes caen en desgracia por caprichos gerenciales. Y no es casual que varios de esos trabajadores, como es el caso de mi esposa Egilda, hayan sufrido problemas de salud derivados del acoso laboral al cual están sometidos diariamente, según consta en la División de Medicina Ocupacional. Estas medidas de traslado unilaterales, amenaza y anuncio de despidos, desmejora de las condiciones de trabajo y citaciones intimidatorias se ejercen, para colmo de males, en medio de una doble inamovilidad laboral. La primera se deriva de la discusión del contrato colectivo, y la segunda, del decreto presidencial dictado el pasado 26 de diciembre, de acuerdo con el cual "las trabajadoras y los trabajadores protegidos por el presente decreto no podrán ser despedidos, desmejorados ni trasladados sin justa causa calificada previamente por la inspectora o el inspector del Trabajo de la jurisdicción, siguiendo para ello el procedimiento previsto en el artículo 444 de la Ley Orgánica del Trabajo". Hago público este asunto que pudiera ser calificado de personal o familiar porque pone en evidencia el permanente abuso contra los trabajadores, y la indefensión en la cual se encuentran no sólo en Pdvsa, sino en buena parte de la administración pública. ¿Qué dice la dirigencia sindical roja rojita?

22 comentarios:

  1. Excelente Magda !!!!!
    Y falta mencionar a los que fueron despedidos dos veces, porque luego de despedidos de PDVSA se fueron a trabajar en las empresas mixtas y a las asociaciones y cuando PDVSA tomó el 51 % los volvieron a despedir o no les renovaron sus contratos. ¿Habrá su esposa sacado fotos en esos días?
    Y a aquellos a cuyos hijos persiguen o no dejan trabajar en PDVSA y en otras empresas del estado por ser hijos de despedidos de PDVSA. Tengo referencias de mis estudiantes de postgrado a los que en Intevep esto les ha ocurrido. Su esposa podría contribuir tomando fotos.
    Y paremos de contar, porque entre otras cosas con su fotografía podría haber ayudado a destapar todos los desastres que dentro de PDVSA ocurren. ¿Lo hizo?
    Silvia.

    ResponderEliminar
  2. Hola Silvia. Asi es. Y no. No creo que la "estóica" mujer de Villegas haya tomado fotos de nada de eso. Más bien me pregunto si en aguna oportunidad hasta se haya podido reir, celebrar y vitorear dichos atropellos. Magda

    ResponderEliminar
  3. Hace rato que este señor intenta corregir los errores de su pasado político, aún desde la ingenuidad de seguir siendo un hombre de izquierda, y eso, en regímenes como este; tiene un precio. No voy a hacer un juicio acerca de cuales puedan ser sus motivaciones porque las desconozco. Sin embargo, el tono en el que ha sido escrita esta Carta Abierta me lleva a hacerme una casi obligada pregunta. ¿Qué deseamos los demócratas de este país; justicia... o venganza?

    Resulta fácil leer la historia cuando nos la entregan bonitamente encuadernada, elegantemente redactada y con sus correspondientes correcciones de estilo. Lo difícil es vivirla y entenderla a la vez.

    ResponderEliminar
  4. Buenos días Sr. Marchena. No. Absolutamente no venganza, pero sí justicia. Hay grandes diferencias entre una cosa y otra. En mi vocabulario no existe la venganza sencillamente porque no me fue enseñada en mi casa. Y como bien Ud. afirma, lo dificil es VIVIR la historia y de eso, le aseguro, que la esposa de Villegas no conoce ni la millonésima parte. Es fácilluego de cohonestar activa o pasivamente todos los atropellos de este régimen, presentarse ahora como supuesta victima. En eso tambien hay diferencias.
    Saludos.
    Magda Mascioli G.

    ResponderEliminar
  5. Sra. Magda estaba buscando por todo internet su EXCELENTE CARTA!!!LA FELICITO DE VERDAD VERDAD!!!
    es bueno recordar y tenerlo siempre presente ya que los venezolanos olvidamos rápido.NI UN PASO ATRÁS!!!
    "A TODO COCHINO GORDO LE LLEGA SU SÁBADO" JAJAJA

    ResponderEliminar
  6. No entiendo cuál es el “abuso” del traslado de la esposa a Intevep. No la mandaron a Guasdualito, ni a Tucupita, ni a Puerto Ayacucho…. solo debe manejar un poco más…..¿unos 40 minutos?, por lo menos no la acosan, no la roban, no la humillan, la GN no la maltrata ni la patea y si termina yéndose, estoy segurísimo que a la “camarada” le pagarán todo lo que le corresponde….que broma camarada Vladimir..…pidiendo clemencia…..que piel tan pero tan delicada tienen ustedes los comunistas cuando la fortuna se les va de su lado………

    ResponderEliminar
  7. La justicia Divina, nadie burlara a DIOS JAMAS; Lo que puedo apreciar es que quieren seguir disfrutando de la vida, vivir comodos y para eso tienen que brincar la talanquera, CON OPERACION "VICTIMAS" ese tipo de personas son los mas arrastrados, solo piensan en si mismos; ellos dicen: hay que aprovechar las oportunidades. Lo mas triste es que siempre logran su objetivo. Solo Dios los juzgara ya que aqui ganan los vividores de oportunidades(corazon corrupto)DIOS LIBRANOS DE LOS MALVADOS.

    ResponderEliminar
  8. Hola Magda,

    es increíble la roncha que levantó tu carta en Noticiero Digital. No sé si tú misma lo publicaste allá o si alguien lo tomó de aquí y lo puso en el foro; me inclino por lo segundo pues tú estás muy por encima de la gentuza que pulula en esa letrina (chavistas y opositores). Hasta abrieron un post que ya lleva 9 páginas para atacarte aunque quienes te aprecian han dejado constancia allí (me incluyo). El punto es que no entiendo por qué tus palabras causaron tanto escozor entre los propios opositores cuando lo único que hiciste fue dejar asentadas unas cuantas verdades; quizá fuiste demasiado emotiva en tu exposición pero escribiste lo que muchos pensamos y sentimos al respecto. Lo que realmente me preocupa de esa batalla campal que aún se escenifica es el mal precedente de cara a la unidad que tanta falta hace, pues si así discutimos entre nosotros que estamos del mismo lado no veo como vamos a hacer para presentarnos "fuertes y blindados" el venidero 7 de Octubre. Sea como sea gracias por el sacudón. Saludos,

    Aldoux.

    ResponderEliminar
  9. Hola Aldoux. Gusto en saludarte. Si en efecto, pero más que todo para que los mismos de siempre intervengan no para aportar, sino para insultar. No fui yo quien la publicó alli porque hace años yo misma solicité la suspensión de mi cuenta de ese sitio, razón por la que no puedo, ni quiero, entrar de nuevo. Muchas gracias por tus líneas. Espero podernos encontrar en twitter para intercambiar ideas. Un abrazo. Magda

    ResponderEliminar
  10. Hola Anónimos. Muchas gracias por sus comentarios. Creo que Villegas se da cuenta porque su esposa ya no cuenta con los privilegios que no dudo, tenía desde su ingreso. Me pregunto, por mera curiosidad, cuán sería el salario que como fotografa le pusieron al ingresar. Pero en fin, cada quien con su conciencia. Saludos a ambos y gracias de nuevo. Magda

    ResponderEliminar
  11. El hecho de que la esposa de Vladimir Villegas haya entrado en PDVSA hace 7 años corrobora que entró a ese organismo debido a la influencia de Vladimir Villegas en el gobierno. No se me olvida cuando Villegas le levantó la mano al candidato de la izquierda en México previo a unas elecciones presidenciales. Simplemente está tomando el caldo de su propio mondongo. A cada cochino le llega su sábado y te llegó el tuyo Vladimir. Tú más que nadie fuiste privilegiado en este regimen. Ahora tienes que asumir tu propio barranco.

    ResponderEliminar
  12. La única manera de enrumbar al país hacia un destino de progreso, productividad, desarrollo y abundancia, es mediante la toma de correctivos a los errores cometidos. El señor Villegas tiene todo el derecho de arrepentirse y de cambiar de opinión y, porque no? denunciar lo que una vez apoyo, eso no lo hace digno de confianza ni merecedor de la muerte; simplemente, es otro venezolano engañado, consciente o no, pero que cabe, como todos en el país. Nuestras constituciones, las abolidas y la vigente, no diferencia entre venezolanos arrepentidos, libres de culpa, chavistas, opositores o nada, simplemente somos venezolanos, quienes nos equivocamos al elegir a alguien que dividió al país y a nuestra gente y tenemos la obligación de unirnos para solventar esa situación. Señora Magda, bien recordarle al señor Villegas su error, tiene mi total respeto ante esa decisión y esta en su pleno derecho de hacerlo; pero no desecho al señor porque su error no le quita sus derechos, que es lo que esta haciendo este régimen.

    ResponderEliminar
  13. No es facil, los expdvsa llevamos muchos sentimientos debido a lo q pasamos, nadie mas podra sentir lo q nosotros, tal vez los militares de la plaza Altamira, pero tenemos q aprender a recibir a los exchavistas mas tarde q temprano se uniran a nosotros. Repito no sera pacil para nosotros.

    ResponderEliminar
  14. He intentado en los ùltimos dias, olvidar un poco todas las situaciones que nos tocó vivir. Hoy en dia muchos analistas coinciden en que el amo tenia razon en botarnos, argumentando falsas teorias. Este hecho me llena de nuevo de energia porque estoy segura que mas tarde que temprano todos los que se rieron de nosotros recibiran su merecido. En octubre nos vemos

    ResponderEliminar
  15. Que maravilla de carta.Que estilo y que rabia por los atropellos que solo quedaron en la memoria de quienes lo sufrieron. Porque asi somos los humanos. Pues el pais entero no ha olvidado como sacaban a las familias de los Semerucos, los expulsaron de los colegios, fue algo dantesco lo que hicieron con esos venezolanos. Bueno que haya sacado en su columna el comentario acerca de la esposa, eso demuestra que solo le importa cuando le toco a el.

    ResponderEliminar
  16. Le están dando de su propia medicina..!
    Chapeau, por tu carta..
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  17. Señora Magda : veo que dentro de su blog tiene muchas cosas del cristianismo lo cual me parace excelente, pero lo que usted escribio, me parece que todo lo contrario al amor y la misericordia de Jesus. Jesus perdono a la mujer adultera y no la condeno, Jesus perdono a Saqueo un ladron y un cobrador de impuestos, perdono aun a quienes se burlaron de El y lo llevaron a la cruz. Todos en realidad nos equivocamos muchas veces y cuando venimos al Señor el nos perdona. Si en realidad esto que esta pasando esa persona, es la Justicia divina de Dios nosotros no tendriamos que celebrarlo, La palabra "bien hecho que le paso" no es digna de alguien que sigue a Cristo. Quizas usted a pasado mucho sufrimiento por este gobierno, dese la oportunidad de perdonar a quienes le han ofendido y le han hecho mal. El padre nuestro lo dice. Mandela sufrio 27 en una carcel y perdono a quienes le humillaron y le maltrataron. Sea un instrumento de Paz, teniendo paz en su interior.

    ResponderEliminar
  18. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar
  19. Disculpe usted Señora Magda, es verdad que usted no utilizo la frase que yo coloque, fue solo una apreciacion mia por muchos de sus comentarios, a los cuales no hare referencia. Solamente le digo que estare orando por usted para que pueda conocer la paz que solamente Cristo nos puede dar.

    Dios le Bendiga, y perdone si utilice palabras indebidas.

    Le recomiendo que escuche por intenet la siguiente emisora http://www.bbnradio.org

    ResponderEliminar
  20. En primer lugar Anonimo del 2-5-12, gracias por sus consideraciones pero le aclaro que no me erijo en juez de nadie; jamás lo he hecho.

    En segundo lugar no tengo absolutamente nada que perdonarle a Villegas. Lo que él crea o no que le tenga que ser perdonado, es una cuenta entre él y Dios, cuenta en la que yo no tengo absolutamente nada que ver.

    En tercer lugar en ninguna parte de mi escrito, ni en ninguna parte donde encuentre algo escrito por mí, encontrará Ud. esa frase nefasta que me acusa de haber plasmado en mi carta como eso de "bien hecho que le pasó". No soy responsable de lo que Ud. entienda de lo que lee pero si le exijo que no ponga en mí palabras, expresiones o deseos malsanos que jamás he emitido ni me verá emitir hacia absolutamente nadie, ni siquiera hacia Hugo Chavez.

    En cuarto lugar soy católica, no beata, razón por la que disto mucho de la perfección desde cualquier lado que se le quiera mirar. En mi casa me enseñaron a no alegrarme del mal ajeno; pero una cosa es eso y otra muy diferente esperar que me quede callada ante las hipócritas lineas de quien celebrò -y Villegas SÍ CELEBRÓ- el atropello a familias enteras en los campos petroleros a manos del regimen que él apoya, sin mencionar el apoyo irrestricto que ha brindado a este regimen desde sus comienzos, incluyendo atropellos bestiales como los cometidos contra Franklin Brito. ¿Que Villegas no lo dijo abiertamente en el caso de Brito, me dirá Ud? Si. Puede ser. Pero no habló en contra, lo que a la postre viene a ser una conducta mucho más miserable que si hubiera hablado a favor públicamente. Que ahora venga con esta pantomima de reclamo porque su esposa es la supuesta victima de una medida administrativa a la que siempre está sometido un empleado, no solamente es ridiculo sino que pudiera ser hasta risible si no hubiera implícita tanta desgracia en pellejo de miles.

    En lo que respecta a mi relaciòn con Dios, le digo respetuosamente que eso es cuenta mía y de Él, no tiene Ud. nada que decir al respecto y mucho menos opinar sobre la materia.

    No soy Mandela, no soy Ud. y mucho menos soy Jesucristo sacando a latigazo limpio a los mercederes del Templo; lo que sí soy es una venezolana asqueada de tanta hipocresía miserable salida de bocas que han insultado, vejado, calumniado a diestra y siniestra, celebrado atropellos y vejaciones a ciudadanos desde su tribuna de periodista del regimen, sin mencionar el apoyo irrestricto brindado a un gobierno oprobioso y miserable. Mi carta solamente tiene como intenciòn servir de contraparte a quien no levantó nunca su voz en defensa de nadie porque bien que es personal directo de este regimen.

    En cuanto a mi paz interior, con el debido respeto igualmente le digo que tampoco es de su cmpetencia opinar sobre eso, más sin embargo le puedo asegurar que tengo mucha más que muchos que pregonan tenerla porque he aprendido a alejarme de extremos miserables, tanto de un lado como del otro.

    Saludos
    Magda Mascioli G.

    ResponderEliminar
  21. VLADIMIR.....DE ESTE MUNDO NADIE SALE LISO....

    ResponderEliminar
  22. VERDUGO NO PIDE CLEMENCIA......

    ResponderEliminar

Su Comentario