sábado, 29 de junio de 2019

La Persona que prefiere estar sola













 



Una persona que prefiere estar sola posee un carácter y una personalidad única, ¿sabes cuáles son las características principales de tu personalidad? Si no las sabes, ¡no te preocupes!, hoy quiero contarte las 6 particularidades principales que te hacen distinto al resto de personas.

Las personas que optan por tener círculos sociales cerrados en los que no les importa pasar tiempo solos, son vistos por gran parte de la sociedad, como individuos solitarios, aburridos, amargados y deprimidos, ¿será esto verdad?

Definitivamente, según los estudios e investigaciones, la persona que prefiere estar sola nunca se siente sola, por el contrario, es feliz, vive en paz, no es solitario y posee un alto sentido de humor, sin llegar a ser un charlatán.

Veamos las 6 características de personalidad de una persona que prefiere estar sola:

1. Buscan la soledad, aunque en sentido estricto nunca se sienten solas:

La persona que prefiere estar sola se siente plena con su propia compañía. Utiliza este tiempo para ponerse en contacto consigo mismo, estrecha los lazos de amistad que posee con él mismo, necesita de la soledad y el silencio para madurar las ideas más importantes y profundas de sus proyectos.

Estas personas, en medio de su soledad se tornan profundamente reflexivas, escuchan de modo atento la voz de su corazón y sus pensamientos. Son muy selectivas para elegir sus amistades, porque ellos, más que un amigo, ven a un compañero de camino.

No debe asociarse una persona que prefiere estar sola con la tristeza, por el contrario, estas personas son muy alegres y dinámicas. Existe una cultura social que señala a las personas tristes con personas que les gusta disfrutar de su soledad, ¡eso no es verdad! Si quieres comprobar esto, escribe en un buscador de internet  “persona que prefiere estar sola“, y el resultado será un montón de imágenes de personas tristes. Te invito para que nos ayudes a destruir esta concepción falsa que le hemos puesto a las personas que les gusta estar solas.

2. Son excepcionalmente leales:

No buscan ser el centro de atención de la reunión de amigos, o de la discusión académica, realmente, la persona que prefiere estar sola no necesita llamar la atención.

Cuando una persona solitaria logra encontrar un amigo en quien confiar, a quien confesarle sus cuitas, se convierten en los más leales e íntimos amigos.

Si un solitario se da cuenta que su amigo es valioso, siempre estará ahí ayudándolo, acompañándolo, e incluso, “dando su vida” por él.

3. Todos sus límites son firmes, cumplen a cabalidad su Proyecto de Vida:

Las personas que prefieren estar solas poseen límites extraordinariamente firmes, saben a dónde quieren llegar, entienden que no están solos para cumplir sus sueños y metas, en el momento propicio buscan acompañamiento, guía y colaboración de sus amigos más fieles.

A la luz de estas situaciones, la persona que prefiere estar sola respeta los límites de las demás personas, así mismo, espera que los demás respeten su espacio, sus límites y su tiempo. De modo claro, pero humano, le hará saber si alguien se sobrepasa.  

El pensamiento de estas personas es claro “si no puedo ser fiel a mi mismo, no puedo ser fiel a los demás

4. Poseen una mente abierta y dinámica:

El hecho de no gustar en todo momento estar rodeado de personas, no significa que sean personas de mente cerrada, rígidos o amargados. Por el contrario, siempre están en búsqueda de aventuras y nuevas actividades, de lo cotidiano extraen propuestas de trabajo increíbles.

En su intimidad meditan y estudian propuestas de trabajo y de estudio, luego de estar totalmente seguros, comparten sus ideas con las demás personas, sobre todo, con aquellas a los que considera sus amigos más fieles e íntimos.

Cuando llegan personas a su hogar, los recibe con muchísimo amor, les prepara actividades para realizar y disfruta el tiempo con ellos.

5. Siempre están en el lugar adecuado, persisten en estar centrados y concentrados:

Al momento de presentarse dificultades y retos difíciles, una persona solitaria jamás entra en pánico, evita desesperarse y desesperar a los demás. Precisamente, su auto-reflexión, aprendizaje y meditación personal, le ha preparado para afrontar este tipo de situaciones.

Cuando siente que cometió un error, no se distrae, trata de continuar muy concentrado hasta el final; luego, enmienda el error que se haya presentado. Una persona que prefiere estar sola evita equivocarse, está muy pendiente de no hacerlo, normalmente cuando se presenta un error, es por situaciones muy mayores y no al alcance de él.

6. Tienen un gusto y simpatía especial con los animales, las plantas y la naturaleza en general:

Gustan de modo sensible y sorprendente de la naturaleza, su silencio, sus manifestaciones y sus diálogos. Les gusta pasar horas y en horas en sintonía con el Universo y su silencio.

Pasear por el bosque, oír los cánticos de los animales silvestres, contemplar la hermosura de la naturaleza, su fauna y su flora; caminar descalzos y sentir la suavidad de la hierba, renovar energías y descargarse de todas aquellas vibraciones energéticas peligrosas que no son buenas para la vida.

Normalmente, una persona que prefiere estar sola tiene en su hogar con su familia, una mascota, una planta, un jardín, o varios animales, con los que habla, disfruta el tiempo y cuida con especial cariño.

Tomado de: www.elclubdelosibrosperdidos.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Su Comentario