mover

mover

miércoles, 19 de junio de 2013

Garfield


 
 
 
 
 
Por: Sorielen Barrios - Noticias24
El 19 de junio de 1970 el dibujante Jim Davis creó una historieta que narra la vida de un gato vago, cínico y glotón llamado Garfield.

El nombre de su personaje principal surgió en honor a su abuelo James Garfield Davis y del expresidente de los EE UU James A. Garfield.
Su creador supo dar al lector norteamericano una dosis diaria de humor a través de los simpáticos personajes Jon Arbuckle, Arlene, Neermal, Pooky y Odie logrando atrapar a grandes y pequeños con la trama.

De esta forma, Davis consiguió que la primera tira cómica se publicara en 41 periódicos estadounidenses. El autor ya gozaba de gran prestigio entre los editores de prensa al publicar hace cinco años atrás las aventuras de un mosquito llamado “Gnorm”.

Garfield fue evolucionado en cuanto a su aspecto físico, pero su peculiar carácter y forma de ser se ha mantenido intacto.

A raíz del extraordinario éxito alcanzado, las aventuras de Garfield junto a su torpe amo Jon Arbuckle y Odie, fue llevada a la pantalla chica convirtiéndose formalmente en una serie animada en el año 1988. 

Asimismo, esta historieta logró proyectarse en la industria cinematográfica al haber estrenardo su primer largometraje llamado “Garfield: La película en el año 2004″, dos años más tarde “Garfield parte 2″ y para el 2010 “Garfield y su pandilla” en formato 3D.

Actualmente son más de 2.500 los periódicos de todo el mundo que publican la tira diaria con las aventuras de Garfield teniendo un alcance de más de 220 millones de lectores.

Este miércoles cumple 35 años de haber sido publicada la historieta. Cabe destacar que su creador cada año, en esta fecha, publica una tira en la que se celebra el cumpleaños del rey de las siestas, caprichoso y malhumorado gato.



Goethe

No basta saber, sino también aplicar el saber; 
no basta querer, es preciso obrar.
GOETHE, Johann Wolfgang von

Jajajajajajajajajaja


Mafalda











Zorro  =  Héroe justiciero
Zorra  =  Puta

Perro = Mejor amigo del hombre
Perra = Puta

Aventurero = Osado, valiente, arriesgado.
Aventurera = Puta

Cualquier   = Fulano, Mengano, Zutano
Cualquiera = Puta

Callejero  = De la calle, urbano.
Callejera  = Puta

Hombrezuelo = Hombrecillo, mínimo, pequeño
Mujerzuela    = Puta

Hombre público = Personaje prominente. Funcionario público.
Mujer pública    = Puta

Hombre de la vida = Hombre de gran experiencia.
Mujer de la vida    = Puta

Puto  = Homosexual
Puta  = Puta

HEROE = Ídolo.
HEROÍNA = Droga

ATREVIDO = Osado, valiente.
ATREVIDA = Insolente, mal educada.

SOLTERO = Codiciado, inteligente, hábil.
SOLTERA = Quedada, lenta, ya se le fue el tren.

DIOS = Creador del universo y cuya divinidad se transmitió a su Hijo varón por línea paterna.
DIOSA = Ser mitológico de culturas supersticiosas, obsoletas y olvidadas.

SUEGRO = Padre político.
SUEGRA = Bruja, metiche, etc.

MACHISTA = Hombre macho.
FEMINISTA = Lesbiana.

DON JUAN = Hombre en todo su sentido.
DOÑA JUANA = La mujer de la limpieza.




Un paso p’alante, dos p’atrás





La aún cuestionada Presidencia de Nicolás Maduro avanza como el cangrejo, dando unos pasitos p’alante, otros p'alos laos y otros p’atrás.
 
Por un lado, inicia un supuesto acercamiento con el sector productivo instalando mesas “técnicas” de trabajo con ministros y empresarios de diversos sectores. A la par, se entrevista con el Papa Francisco, para hablar de paz, diálogo y reconciliación.
 
Pero, por otro lado, surgen signos que indican que se está gestando una redoblada represión que podría tener consecuencias nefastas para el país.

Vuelve, por ejemplo, el Instituto Nacional de Tierras (INTI) con expropiaciones de tierras productivas, como fue el caso del hato La Palma, tierra supuestamente “ociosa” con más de 2.700 vacas productoras de leche. Además, el gobierno se sigue haciendo la vista gorda ante las invasiones de inmuebles. Y sigue, por otra parte, la arremetida en contra de las universidades autónomas.


Igual de grave es la avanzada en contra de la Gente de Petróleo, es decir los miles de venezolanos que fueron despedidos de PDVSA después de los hechos de diciembre 2002-marzo 2003. A 183 de estos extrabajadores de PDVSA se les ha “informado” a través de un aviso en el periódico que el Auditor Fiscal de PDVSA tiene listo su informe que supuestamente los inculpa por el colapso de la estatal, a sabiendas que el real responsable de la debacle es Rafael Ramírez y su corrupto e ineficiente combo de boliburgueses. Con ello matan dos pájaros de un tiro, pues evadirían el pago de sus prestaciones y cuentas de ahorro, confiscadas arbitrariamente.

Ramírez, con total caradurismo, se está sacudiendo también su responsabilidad en la tragedia de Amuay ocurrida el 25 de agosto de 2012, para achacársela a la oposición y a “el imperio”.

Para colmo, se montó todo un teatro, al denunciar que la Gente de Petróleo estaba involucrada en una supuesta compra de 18 aviones de guerra para invadir a Venezuela desde Colombia. Un complot donde no podían faltar, obviamente, un show de presuntos “paramilitares” de la derecha colombiana detenidos supuestamente con las manos en la masa portando rifles de asalto, granadas y pistolas, armas que según el Ministro de la Defensa estaban destinadas a asesinar a Maduro.

Además, el gobierno persiste en culpabilizar al líder democrático Henrique Capriles de los 11 venezolanos fallecidos durante los disturbios que se generaron luego de las elecciones del 14 de abril de 2013, según se infiere del extracto del Informe que circuló la Defensoría del Pueblo titulado “15-A 2013, Del desconocimiento de los resultados electorales a la violencia fascista en Venezuela”.

Con esto se repite de nuevo el guión de los hechos de abril de 2002 cuando se le echó la culpa de la violencia a terceros, cuando fue el mismo presidente Hugo Chávez el verdadero responsable de la emboscada que terminó en el asesinato de venezolanos inocentes que manifestaban.


Hasta el presente persiste la persecución y acusación a los comisarios y policías metropolitanos, a quienes se les niega injustamente el derecho a acceder a los beneficios procesales que por Constitución les corresponden.