mover

mover

miércoles, 29 de agosto de 2012

Weil y Bozzone



Venezuela en las Manos de El Nazareno y de La Virgen del Carmen. Amén.




La Virgen del Carmen en Amuay









Capilla en Amuay Fotógrafo: Francisco Bracho. 



















Tomado de: http://www.juanjosemora.com.ve

Carta abierta a Ivan Freitas y a Angel Estebán



Por: Magda Mascioli G. - 

Carta abierta a Ivan Freitas, presidente del sindicato de trabajadores de pdvsa y a Angel Estebán, director ejecutivo de seguridad industrial de pdvsa.


Pero antes de dirigirme a ellos, quiero dejar esta nota preliminar a mis Conciudadanos Venezolanos, nacidos y adoptados; con franelas de todos los colores, incluidas rojas:
Esta carta la estoy escribiendo el día de hoy, luego de dejar pasar 4 días de la tragedia que aun no se termina. Tragedia que acompaña a muchas otras que mantienen a Venezuela doblegada  por los cuatro costados; doblegada, sí, más NUNCA arrodillada. Tragedia que por sus dimensiones, por sus características, arropa a las demás porque ésta se hubiera podido evitar.

Esperé cuatro días con el propósito de aliviar, si es que acaso eso se pudiera, la exacerbada indignación y la gran tristeza que me arruga el corazón. 

No sé cuál de las dos es más grande, pero me temo que lo es la indignación. Cuidado, no es rabia… es ¡Indignación! Hay diferencias.

No la escribo como ex - trabajadora de PDVSA (24 años), aun cuando no soslayo esa verdad, sino que lo hago como Ciudadana Venezolana. 

Ciudadana Venezolana que no tiene más voz que la propia. Ciudadana Venezolana testigo y victima, como todos los venezolanos, de los resultados de tanta indolencia e irresponsabilidad. Ciudadana Venezolana testigo INCRÉDULO de tanto cinismo, de tanto caradurismo, de tanta burla.   

No milito en partido alguno al igual que la gran mayoría de los venezolanos, razón por la que no obedezco líneas de nadie. Así, digo lo que ningún político dirá por miedo a perder algo; y escribo lo que, estoy segura, muchos Ciudadanos de a pie como yo piensan, se preguntan, sienten, pero no dicen.


Ahora, al punto.
Me dirijo a primer lugar a ud. Freitas, muy brevemente. No lo conozco, pero tengo entendido que es empleado de Pdvsa desde hace muchos años, ya que uno de los puntos que lo hace sentir muy orgulloso es que se quedó dentro en el 2002.  

Escuchaba sus declaraciones en Aló Ciudadano cuando informaba sobre las fallas graves que, según sus propias palabras, venían desde mucho antes del 2010. Muy claras sus exposiciones… pero tardías. 

Cuando Castillo le preguntó: ¿Qué sintió usted cuando explotó Amuay?  y seguidamente hubo un corto silencio, LE JURO que yo esperaba, de corazón, que usted dijera, como mínimo, que siente ¡VERGUENZA! Pero muy por el contrario, su respuesta fue: los que trabajamos en pdvsa NO TENEMOS LA CULPA de lo sucedido. 

Le confieso que si Ud. hubiera dicho que sentía un atisbo de VERGUENZA, le hubiera concedido, no se…, ¡algo...! Pero era demasiado esperar.

Y entonces yo le pregunto Freitas Si no son ustedes los responsables ¿Quién o quiénes lo son? 

Nadie responsable entonces. Los muertos al hoyo, las cenizas de los desaparecidos a los escombros y la función debe continuar tal como dijera su jefe RESPONSABLE MAYOR junto a Ramirez. 

Nada más con usted Freitas. Eso es lo único que le voy a decir. No porque no tenga más que decirle o preguntarle, sino porque, sencillamente un individuo como usted ¡No vale la pena!

En cuanto a ti Angel Estebán. Sí… ¿qué te parece? Todavía recuerdo tu explicación de que no es Estéban sino Estebán. 


¿Qué puedo decirte o preguntarte a ti Angel? Despues de tantos años de trabajo juntos en Intevep ¿Qué crees que puedo preguntarte? ¿Qué podrías explicarme si estuviéramos en la Gerencia de Protección Integral de Intevep y esta tragedia hubiera sucedido en otra parte? ¿Qué me dirías? ¿Qué informe levantarías si te pidieran tu opinión como experto, como técnico, como químico, como bombero, como Empleado Petrolero Angel. 

Si. Como Empleado Petrolero, NO como empleado de Chavez sino como EMPLEADO PETROLERO DE PETRÓLEOS DE VENEZUELA, S.A.? 

¿Qué me dirías en base a tu entrenamiento de años Angel en los que estuviste al frente, junto con Freddy, en entrenamientos enseñando a los trabajadores sobre protocolos de seguridad? Aquellos entrenamientos en los que había NORMAS que cumplir hasta por el personal de mantenimiento? ¿Qué tienes que explicar acerca del ORGULLO que representaba para los trabajadores petroleros el acumular millones de horas hombre sin accidentes incapacitantes? 

¿Te acuerdas del CEPET Angel? ¿Qué les explicarías a los venezolanos sobre lo que era el CEPET?

¿Qué presentación en tu laptop de última generación presentarías sobre los paros programados en las refinerías? ¿Qué enseñanza acerca de los protocolos de seguridad? ¿Qué referencia darías de Planta Piloto, Norte 6, en Intevep? 

Y con respecto a eso Angel ¿Esa planta todavía existe? ¿En qué condiciones?
¿Qué seguridad le das tú como Director Ejecutivo de Seguridad Industrial de Pdvsa a la gente de Los Teques acerca del funcionamiento de Planta Piloto, Edificio Norte 6 en Intevep? 

¿Les garantizas a los tequenses la misma seguridad que les garantizaste a los paraguaneros?

¿Sabes de quién me acordaba ayer luego de leer tu lamentable y escueta declaración Angel? Me acordaba de Freddy González (qepd);  -Freddycucio- como lo llamaba yo cariñosamente y ante cuyo llamado él regalaba su franca y gran sonrisa con un gran brillo en sus ojos verdes. 

¿Qué crees tú que te diría Freddy al día de hoy Angel? ¿Qué crees que te diría al saberte como el flamante Director Ejecutivo de Seguridad Industrial de pdvsa? ¿Cuál crees que sería la mirada que te regalaría ante lo sucedido en Amuay? ¿Qué crees que te preguntaría? ¿Qué explicaciones crees que te exigiría como Bombero Profesional y como experto en la materia?

Y tus hijos Angel. Hermosos. A quienes vimos crecer y asistir a los eventos en Intevep. ¿Qué les explicas viéndolos a los ojos?

Mejor dicho Angel… ¿Qué le dices a esa persona a la que ves todos los días en el espejo cuando te estás afeitando? ¿Le puedes sostener la mirada?

Estaba viendo la foto que enviaron por correo de tu persona Angel. La califiqué como: El antes y el despues. No importa la vestimenta (en una el flux, en otra la braga roja). 

La vestimenta, como dice el refrán, no hace al monje. ¿Tú sabes lo que en realidad me dejó perpleja Angel? La metamorfosis de tu rostro. De aquel rostro sonriente, amable, risueño no queda ni el vestigio.  


Razón tenía mi mamá, a quien conociste, al decir que el rostro es el reflejo del alma. 


Y mi mamá también decía:

EL DÍA EN QUE TENGAS QUE BAJAR LA MIRADA ANTE LA PERSONA QUE TE ESTÁ VIENDO DESDE EL ESPEJO… ESE DÍA… ¡LLORARÁS! PORQUE SABRÁS QUE TU CONCIENCIA NO TE ABANDONA. 

Te envío un pañuelo Angel... 
¡para que seques tus lágrimas!

Saint-Exupéry

No se ve bien sino con el corazón. Lo esencial es invisible a los ojos. SAINT-EXUPÉRY, Antoine de

Amuay: ¿Y ahora qué?




Antes de siquiera pensar en reabrir la refinería de Amuay, es esencial hacer lo siguiente:

1) Contratar a la mejor empresa del mundo en asuntos de investigación, localización y explicación de fallas técnicas en refinerías para que realice un informe exhaustivo de las causas del suceso de Amuay.

2) Dicho informe no solamente hará un estudio que determine las fallas específicas. También deberá hacer un informe detallado del estado en que se encuentra toda la refinería, cada uno de sus elementos constitutivos y operacionales. 

3) El informe deberá contener también una lista exhaustiva de cada uno de los pasos que deberán seguirse para corregir todos los problemas existentes, y modernizar cada uno de los procesos y la tecnología de las instalaciones.

4) Se deberá contratar a la mejor empresa del mundo en supervisión y fiscalización de refinerías, para que determine si todos los pasos del punto 3 fueron debidamente tomados y se encuentran en óptimo estado para reactivar las operaciones.

5) Con los informes en mano, y con el país debidamente informado, se deberán determinar las responsabilidades de los funcionarios que sean señalados de acuerdo a los que se deduzca de la investigación.

6) Aparte de los procedimientos legales que deberán activarse para determinar la culpabilidad y las penas aplicables, dichos funcionarios señalados deberán ser removidos de sus cargos e inmediatamente se nombrarán sus sustitutos, teniendo en cuenta exclusivamente sus respectivas experiencias profesionales y capacidades comprobadas para ejercer sus nuevas funciones.

7) Todas las viviendas ubicadas en el perímetro de la refinería deberán se reubicadas en lugares seguros. La zona devastada deberá someterse a una exhaustiva limpieza, eliminando todos los escombros, fumigando apropiadamente y dejando los espacios libres y limpios, únicamente aptos para la siembra de árboles y demás elementos naturales que embellezcan el escenario.

8) Deberán resarcirse todos los daños y perjuicios ocasionados a tercera personas. Para ello, una empresa especializada en estos asuntos, que sea reputada internacionalmente, deberá realizar el trabajo de esclarecimiento de los daños implícitos y los montos apropiados para sus respectivos resarcimientos.

9) Paralelo a todo esto, PDVSA deberá negociar con fuentes seguras y confiables, contratos de suministro constante y garantizado que cubran el desabastecimiento que ocasionará el cierre de Amuay. Para no incurrir en mayores costos o deuda, se sugiere negociar estos contratos con las matrices de algunas de las empresas que actualmente están haciendo negocios con Venezuela.  Con el debido procedimiento legislativo, podrían, a título de ejemplo (porque hay muchas alternativas) exonerar algunos impuestos a dichas empresas a cambio del suministro de gasolina por un tiempo indefinido, hasta que se resuelva el problema de Amuay.

10) Se deberá diseñar un plan de emergencia para abordar seriamente el mantenimiento de todas las instalaciones de PDVSA, incluyendo todas y cada una de sus refinerías, en estado crítico actualmente. 

11) Se tendrá necesariamente que cancelar las deudas existentes con los proveedores de bienes y servicios a PDVSA. Estos proveedores son esenciales para el flujo de tecnología moderna y procesos de entrenamiento actualizados. Se deberá eliminar las relaciones comerciales con proveedores poco confiables y desconocidos, y activar las mismas con quienes tengan reputación impecable y generen confianza por seguir fielmente los estándares exigidos por la Industria petrolera internacional. 

12) Todas las instalaciones de PDVSA necesariamente deberán ser sometidas a una auditoría imparcial que permita saber dónde se cumplen y dónde no se cumplen los estándares internacionales y obligatorios aplicables a la Industria petrolera internacional. 

Nota final: 

Estos son algunos de los puntos esenciales que considero debe implementarse inmediatamente. Bajo ninguna circunstancia las operaciones deben reactivarse, menos cuando las motivaciones para hacerlo no responden a razones técnicas sino políticas. 

Aquí hay muchas vidas en juego. Ya se han perdido demasiadas personas, dejando a familias enteras en el más profundo y duradero de los dolores. Es tiempo de hacer una reflexión muy profunda, poner de lado las pasiones humanas, los intereses subalternos y los dimes y diretes; y hacer las cosas bien. 

El trauma que hemos sufrido en estos días jamás se olvidará. Solamente un reconocimiento honesto del problema puede llevar a la solución del mismo. Si el problema se niega, éste jamás se comprenderá y mucho menos se podrá resolver.  
El primer paso para lograr una respuesta asertiva, consiste en reconocer la existencia del problema y actuar en consecuencia. Haciendo las cosas bien hechas, a lo mejor esta terrible tragedia de Amuay podrá servir para lograr algo de sabiduría y caminar en adelante con paso más firme y más seguro. 

Esto es lo que todos los venezolanos de buena voluntad estamos esperando y exigimos. 

@jcsosazpurua

Tomado de: http://www.venezuelavetada.com

¿Quiere ver al responsable de la tragedia de Amuay?

Persa

La paciencia es un árbol de raíz amarga pero de frutos muy dulces. (Persa)

Judío

Con una mentira suele irse muy lejos, pero sin esperanzas de volver - Judío