mover

mover

jueves, 25 de febrero de 2010

Mensaje para la Vida













Al hombre grande,
lo hace el esfuerzo
y no el privilegio.

Vampiros de energía


Por: Lori Bongiorno - Es del conocimiento de todos que los electrodomésticos continúan consumiendo una pequeña cantidad de energía cuando están apagados pero aún conectados. Una solución es desenchufar los aparatos electrónicos y cargadores cuando no los está usando. O puede conectarlos a un tomacorriente múltiple el cual apague siempre que quiera interrumpir completamente el consumo de energía de sus electrodomésticos. Sin embargo, muchos consumidores se preguntan si vale la pena molestarse en desconectar los aparatos electrónicos que no están usando. La respuesta, por supuesto, depende de sus objetivos. Aunque es cierto que un "enfoque informado y agresivo puede reducir el consumo inactivo de energía en alrededor de un 30 por ciento", de acuerdo a científicos en el Laboratorio Nacional Lawrence Berkeley, "hay formas más productivas de ahorrar energía con una inversión de una hora". ¿La ventaja? Si le resulta fácil desconectar sus cargadores y otros aparatos electrónicos cuando no los está usando, entonces hágalo. Y nadie dice que tiene desenchufar todo. Tal vez quiera elegir los aparatos que consumen más energía o los artículos que son fáciles de desconectar. Pero no se preocupe si la labor le parece demasiado tediosa o difícil de recordar. Las siguientes acciones son sumamente sencillas y, en algunos casos, le ahorran más dinero con mucho menos esfuerzo que desenchufar sus vampiros chupa-electricidad. Elija y escoja lo que funcione mejor para usted de esta lista, o intente todo para así ahorrar un poco más - Activar la función de ahorro de energía en su computadora es una forma súper sencilla de ahorrar en sus recibos de luz. La cantidad exacta que podrá ahorrar depende de si utiliza una laptop o un CPU con monitor, y el tiempo durante el cual deja su computadora encendida. El modo de bajo consumo de energía también ayuda a que el equipo no se caliente demasiado y así dure más. Adquiera el hábito de apagar su monitor cuando se aleje durante 20 minutos, y su computadora cuando se aleje del escritorio durante más de dos horas, y podrá ahorrar incluso más. - Reduzca la configuración de brillo de su televisión. Seleccione el modo "hogar" debido a que el modo "vívido" (la configuración predeterminada en la mayoría de las televisiones) consume hasta 25 por ciento más energía, de acuerdo al Consejo de Defensa de Recursos Naturales de Estados Unidos. Y ya que estamos en eso, si activa las modalidades de ahorro de energía y electricidad en su televisión y en otros aparatos electrónicos ahorrará todavía más. - Las consolas de videojuegos, como Sony PlayStation 3 y Microsoft Xbox 360, consumen casi la misma cantidad de energía cuando están encendidas pero en modalidad de reposo que cuando se usan activamente para jugar o ver una película. - Apagar luces que no necesita le ahorrará mucho consumo. ¿Tiene sentido apagar la luz cuando se va de la habitación durante unos cuantos minutos? Sí, en el caso de los focos incandescentes. Para los focos de luz fluorescente, quince minutos es una regla adecuada. Hablando de focos de luz fluorescente, pruebas realizadas por la revista Consumer Reports encontraron que cada foco de luz fluorescente le ahorrará aproximadamente $5 dólares al año en costos de electricidad por encima de un foco normal. - Lave su ropa con agua fría. Reducirá su recibo de energía eléctrica y es mejor para su ropa. Incluso cambiar sus configuraciones de temperatura en la lavadora, de caliente a tibia, puede reducir a la mitad su consumo de energía por carga de ropa, de acuerdo al Departamento de Energía. La periodista de temas de medio ambiente Lori Bongiorno comparte consejos para una vida ecológica y reseñas de productos con los usuarios de Yahoo! Green. Envíe sus preguntas o sugerencias a Lori para que las use en columnas futuras. Su libro, Green Greener Greenest: A Practical Guide to Making Eco-smart Choices a Part of Your Life está disponible en Yahoo! Shopping y en Amazon.com.

Diplomacia a grito herido


Por: Jaime Fajardo Landaeta - fajardolan@une.net.co - ¿Quién ganó con el cara a cara entre Uribe y Chávez en la cumbre del Grupo de Río? ¿Por qué ambos presidentes estaban tan urgidos de protagonizar tan agresivo encuentro? ¿Qué beneficio buscaban y por qué querían llamar la atención ante la opinión pública mundial? ¿Por qué, a pesar del llamado de varios presidentes, se utilizaron estos métodos tan alejados de los diplomáticos? Muy sencillo: porque ambos lo necesitaban para paliar problemas internos todavía irresueltos y que pareciera que a ambos se les salen de las manos. Además, porque el hecho no solo sirve de cortina de humo sobre estas dificultades, sino que puede aprovecharse en favor de las respectivas contiendas electorales, una en proceso y otra pronto a empezar. Uribe no la tiene fácil en su empeño por sostener la validez de los decretos emanados de la Emergencia Social que, definitivamente está demostrado, que sólo sirven para favorecer a los empresarios de la salud. A la vez, trata de que horrores como los llamados falsos positivos y las chuzadas del DAS no se sitúen en el centro del debate en estos escenarios o que siquiera sean mencionados. Y qué decir de las encuestas sobre la intención de voto, en caso de ser aprobado el referendo reeleccionista, que por primera señalan un significativo desinterés de los colombianos. El efecto de la salida de casillas de los dos presidentes fue inmediato: los medios de comunicación en Colombia cambiaron la agenda frente a estos polémicos asuntos e, incluso, muchos aprovecharon para hacer encuestas en las que se le indagaba al ciudadano del común que quién creía que había ganado en el enfrentamiento verbal entre Chávez y Uribe. Y no falta el analista, político en campaña o columnista de opinión del régimen que diga que Uribe es un "varón" porque "frentió" a su homólogo venezolano. Por su parte, Chávez también necesitaba de este altercado, ya que afronta problemas internos y externos que no son de poca monta. La crisis energética, con las consecuencias de un estricto racionamiento del servicio; el tema de la criminalidad, sobre todo en la ciudad de Caracas, que desborda la capacidad de las autoridades; el aumento de la inflación, que agobia a todo el pueblo venezolano; el incremento del narcotráfico y el bajón considerable en las encuestas lo obligan a distraer a su pueblo con estos recursos. En ello, el hombre es un consumado artista. Queda claro que ambos mandatarios tiran por la borda todos los canales diplomáticos en aras de aparecer en las primeras páginas de los periódicos internacionales y en los demás medios de comunicación e, incluso, de opacar los alcances y objetivos de este tipo de cumbres. Solo les interesa que su 'rating' suba y que los ciudadanos de ambos países se agrupen a su alrededor. Para qué los protocolos, para qué los tratados diplomáticos que versan sobre estos temas, para qué estas flamantes cumbres, si a última hora lo que se busca es empañar el esfuerzo de los otros dirigentes y torpedear los objetivos de las mismas, así después digan que se acogen a las declaraciones finales y, en este caso, a la intervención de los países y presidentes amigos. Pero Chávez y Uribe coinciden en algo: en que para lograr sus propósitos poco o nada les importa la integración o los esfuerzos para lograr alguna posibilidad de que se restablezcan las relaciones; más bien diseñan otros escenarios, que los hagan ver como los más osados en el ámbito internacional. Aprecie usted, amable lector, en qué quedó la emergencia social, la declaratoria -por fin- del señor Procurador acerca de su investigación en relación con las 'chuzadas' del DAS y sus implicados y, sobre todo, analice que -con este incidente- los candidatos del uribismo en las elecciones para el Congreso están más que satisfechos porque su Presidente les insufló ese aire renovador que tanto estaban necesitando, en momentos de notable confusión gubernamental. ¡Al carajo la diplomacia!

Los 50 países en los que más se persigue al Cristianismo